FMI declara contracción en América Latina y prepara el terreno para nuevos recortes sociales

El Fondo Monetario Internacional (FMI) bajó por tercera vez consecutiva su previsión de crecimiento para América Latina, debido a la profundización de la crisis venezolana y el empeoramiento de las previsiones en México por la llegada  de un gobierno progresista.

Según este organismo la economía de América Latina crecerá un 2% este año, una cifra menor al 2,2% que  dio a conocer en octubre pasado, del 2,6 % que calculó en julio y del 2,8%  que incluyó en el documento publicado en abril.

Para 2020, la previsión de crecimiento en la región se ubica en 2,5%, lo que supone una reducción de 0,2 puntos porcentuales con respecto al informe anterior.

En cuanto al crecimiento de la economía mundial, el fondo proyectó un índice positivo del 3,5% para este año, 0,2 puntos porcentuales por debajo de su estimación de octubre.

A su vez, el organismo estima un crecimiento global del 3,6% en 2020, un 0,1% menos respecto a lo pronosticado en el informe anterior.

Según el FMI, durante 2019 y 2020 la economía mundial tendrá menos crecimiento ya que se abren muchos interrogantes, entre ellos, el resultado del Brexit en Reino Unido, así como la  eventual escalada en el enfrentamiento  Estados Unidos y China sobre los impuestos a las importaciones .

“No hay una recesión a la vuelta de la esquina pero el riesgo de un retroceso más pronunciado del crecimiento mundial aumentó“, dijo durante una presentación en el Foro de Davos  la directora general del organismo, Christine Lagarde, citada por Perfil.

Resultado de imagen para economía venezuela

Contracción severa en Venezuela

Según el informe “Perspectivas Económicas Globales” del FMI,  para este 2019 se estima una “contracción aún más severa en Venezuela”.

El organismo multilateral anunció recientemente que se reunirá en los próximos días para revisar los datos que envió el gobierno venezolano en  mayo pasado sobre el comportamiento de la economía en 2017.

Según informes previos del FMI,  Venezuela tendrá en 2019 una inflación de 10.000.000 % con una contracción  económica de 18 %.

Sin embargo, este organismo que sirve a los intereses del capitalismo internacional,  deja por fuera de sus análisis que desde finales de 2013, la nación suramericana ha sufrido los embates de la baja en los precios del petróleo-principal producto de exportación y fuente de ingresos-.

Asimismo, parece olvidar que es víctima de un sabotaje internacional orquestado por Estados Unidos  y perpetrado en complicidad con Colombia y  sectores de la derecha venezolana,  que incluye acciones de especulación, desabastecimiento, ataque a la moneda, contrabando de extracción e inflación inducida.

Intensión desestabilizadora

Cabe destacar que el informe del FMI se divulgó en vísperas del 23 de enero, una fecha que  genera tensión política, debido a las movilizaciones populares convocadas tanto el gobierno como la oposición, lo que muestra su intención en contribuir con los intentos desestabilizadores.

Mientras que los seguidores del presidente Nicolás Maduro, marcharán para reafirmar su compromiso con la democracia al cumplirse 61 años del derrocamiento de la dictadura de Marcos Pérez Jiménez. La oposición llama a sus seguidores a tomar las calles para reclamar un gobierno de transición que convoque a nuevas elecciones presidenciales.”.

Esta nueva convocatoria engañosa de la oposición tiene como finalidad crear falsas expectativas entre sus seguidores sobre la posibilidad de que Maduro salga de la presidencia y ante un eventual fracaso podrían generar acciones violentas, similares a las registradas entre abril y julio de 2017, que dejaron más de 100 muertos, mil heridos, así como incalculables daños en bienes públicos y privados.

FMI contra Venezuela

De forma explícita,  el FMI contribuye con la campaña internacional de desprestigio declarada contra Venezuela y que tiene como finalidad derrocar al gobierno bolivariano para impulsar la vuelta de la derecha.

El objetivo de este organismo es retomar el control de la economía venezolana, tal y como fue costumbre  durante los gobiernos neoliberales de la década de 1980 y 1990.

La dependencia de Venezuela respecto al FMI y el Banco Mundial (BM) alcanzó su máxima intensidad en 1989, cuando el país afrontaba una deuda exterior de 25.000 millones de dólares y no disponía de recursos para pagarla. Ese año el pueblo se reveló en contra del denominado “paquetazo económico neoliberal” impuesto por la banca internacional.

Sin embargo, el expresidente Hugo Chávez (1999-2013) tomó la decisión de cancelar todas las deudas con el FMI y desde entonces el país se ha negado a solicitar cualquier préstamo para evitar imposición alguna..

Sin embargo, con la complicidad de políticos, empresarios y representantes del gobierno colombiano el FMI ha tratado de  volver a poner sus tentáculos sobre la nación que cuenta con las mayores reservas certificadas de petróleo del planeta.

Durante las elecciones presidenciales de mayo de 2018, el candidato opositor Henri Falcón, prometió  que de ser electo mandatario del país latinoamericano aceptaría la ayuda de organismos multilaterales, incluyendo el  FMI.

Relacionado:  Bolivia: asciende a 6 muertos en masacre militar-policial en El Alto

El  dirigente revolucionario Diosdado Cabello, reveló un audio de una conversación telefónica entre el empresario, Lorenzo Mendoza y el economista defensor del neoliberalismo, Ricardo Hauffman, en el que hablan de “un plan de ajustes para Venezuela” impulsado por un préstamo del FMI y Banco Mundial.

Asimismo, el exministro de Hacienda de Colombia, Mauricio Cárdenas, se atrevió a presentar una propuesta de rescate financiero a Venezuela ante el FMI por 60.000 millones de dólares. Este proyecto de “estabilización macroeconómica” se aplicaría cuando hubiera “un Gobierno dispuesto a tomar las políticas económicas correctas”.

Resultado de imagen para bolsonaro y AMLO

A favor de Bolsaro y en contra de AMLO

La decisión del FMI de favorecer a los gobiernos de derecha en sus previsiones económicas se pone de manifiesto en el caso de México y Brasil, países que  dieron un giro político con los resultados electorales de 2018.

Relacionado:  Bolivia: asciende a 6 muertos en masacre militar-policial en El Alto

El  organismo prevé un menor crecimiento para México en 2019, con una tasa de expansión del 2,1%, cuatro décimas menos que la previsión de octubre, y del 2,2% para 2020,  lo que representa medio punto porcentual por debajo de los anteriores pronósticos.

En el caso de Brasil, la institución proyecta un ritmo de crecimiento del 2,5% en 2019, una décima mejor que en su anterior estimación.

Según el FMI, el ultraderechista Jair Bolsonaro, toma las riendas de un país como Brasil que “venía de una recesión y con un crecimiento modesto”, motivo por el cual tiene más espacio para crecer.

Mientras que la llegada al poder  en México del  progresista, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), ha originado una “incertidumbre política”,  que ha motivado la caída en las inversiones privadas y su consiguiente efecto en el crecimiento de esa nación.

Sin embargo, López Obrador aseguró que la economía mexicana crecería este año por encima de las estimaciones negativas  del FMI.

Los vamos a sorprender, va a crecer más la economía, va a fallar su pronóstico, lo digo de manera respetuosa”, expresó en una conferencia de prensa.

El mandatario mexicano, quien asumió el cargo en diciembre,  se comprometió a  impulsar medidas de “austeridad” que ahorrarán millones de dólares al gobierno, erradicar la corrupción y reducir la pobreza.

Asimismo, el presupuesto nacional para este año proyecta un crecimiento del PIB de 1,5 %.

Recortes en Argentina

Según las previsiones del FMI la tormenta económica en Argentina no ha terminado y la recesión se prolongará en 2019.

De hecho,  Christine Lagarde reconoció que “las políticas estrictas” para Argentina generarán una caída en la economía de la nación suramericana.

Según las previsiones del FMI, el PIB argentino podría descender en  1,7%. también se generará un desplome del 6,3 % en el consumo privado de la nación y un recorte del 9,5 % de la inversión para este 2019.

En  2018 el organismo  multilateral suscribió un acuerdo con el gobierno de Mauricio Macri para suministrarle un financiamiento de 56.000 millones de dólares para paliar la grave crisis económica de Argentina, a cambio de implementar una serie de recortes sociales.

Resultado de imagen para FMI fuera de argentina

El empresario no tardó en tomar medidas contra la ciudadanía entre las que resaltan el reajuste de pensiones contra los jubilados, el cierre de puestos de trabajo, los incrementos en costos de alquileres y viviendas, así como de servicios básicos como agua, luz y gas, entre otros, que unidos a una fuerte desaceleración y devaluación progresiva del peso frente al dólar han hecho resurgir los índices de pobreza en Argentina.

El FMI defiende las medidas neoliberales y alienta al gobierno de Macri y del resto del mundo a aplicar políticas de recorte como receta para el crecimiento económico.

De hecho pronostica que la economía argentina “se contraerá como estaba previsto en 2019”, pero que en la medida en que “las políticas de ajuste destinadas a reducir los desequilibrios” tengan efecto, esta nación podrá “regresar al crecimiento positivo en 2020“, con un aumento de 2,7% en su PIB.

Asimismo, plantea  que la economía latinoamericana podría ver un repunte en 2020, con una expansión de un 2,5% , generada en gran parte por la recuperación de Argentina

Las políticas intervencionistas del FMI han sido rechazadas por los gobiernos progresistas de izquierda en América Latina, para promover en cambio la integración y la cooperación mutua  como mecanismo para disolver las asimetrías y proteger el desarrollo social  de los pueblos.

Lamentablemente, el resurgimiento de gobiernos neoliberales en la región, no sólo amenazan la  solidaridad,  sino que abre las puertas para que el FMI aplique sus recetas que empobrecen a los pueblos y enriquecen a los sectores económicos históricamente poderosos.

Te interesa leer: 

FMI vaticina una “era de ira” de 20 años: se debe renovar la cooperación comercial mundial

Banco Mundial y FMI se suman a la agenda golpista contra Venezuela

Comentarios

Necesitamos de tu apoyo!

Por el periodismo comprometido con el medio ambiente y los movimientos sociales de Latino América y el mundo.

Tu donación es fundamental para mantener el equilibrio informativo y para que podamos seguir haciendo mejor periodismo en bien de nuestra sociedad.

¿Por qué necesitamos de tu aporte?
  • Tu donación ayuda a un equipo de más de 30 personas puedan concentrarse en generar contenido de calidad y siempre a favor de los pueblos.
  • Permites que tengamos un sitio web sin sobrecarga de anuncios publicitarios. Queremos evitar al máximo la aparición de marcas y que nuestro contenido siga siendo siempre libre.
  • Ayudas a que las luchas de grupos medioambientalistas, pueblos originarios y organizaciones sociales tengan siempre un espacio con oportuna y amplia cobertura noticiosa.

Apóyanos y obtén tu ciudadanía :)

   Conocer más >
4,279,328FansMe gusta
299,820SeguidoresSeguir
343,531SeguidoresSeguir
17,000SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

Los Más Leídos