Masacre de El Mozote fue declarada crimen de lesa humanidad

Después de 37 años ha llegado la justicia con la decisión del Juzgado Segundo de Primera Instancia que decidió declarar como crimen de lesa humanidad la masacre de El Mozote, suceso cometido por el ejército salvadoreño que fue formado en la Escuela de las Américas, según Prensa Latina.

Este grupo denominado semillero de militares, inauguraron las dictaduras más sangrientas de América Latina entre el 11 y el 13 de diciembre de 1981, cuando miembros del Batallón Atlacatl, irrumpieron en los cantones de El Mozote, La Joya y Los Toriles.

Torturaron, asesinaron y quemaron a 978 civiles, los cuales 553 eran niños. Crimen de lesa humanidad que dejó las huellas de las peores matanzas perpetradas en el hemisferio occidental.

David Morales, acusador de la fundación Cristosal declaró a la agencia de noticias Prensa Latina:»Para nosotros es un gran logro que se declare un crimen de lesa humanidad y crimen de guerra la matanza de El Mozote por primera vez en El Salvador», expresó.

Cerca de 600 niños fueron fusilados según las estadísticas presentadas

Explicó Morales que esta decisión permitirá a los familiares de las víctimas contar con un asidero legal en la búsqueda de la justicia.

Asimismo, el Juzgado Primero de Segunda Instancia de San Francisco Gotera anunció también que tomará juramento a dos peritos nacionales e igual número de internacionales, para recabar toda la información que ayude a una resolución de este caso.

Durante el conflicto armado en el país ocurrido entre 1980 y 1992, fueron asesinados más de 75 mil personas y otras 10 mil desaparecieron. Se estima que 80 por ciento de las víctimas eran civiles.

Exterminio

Para la época, los militares de la nación formados en la Escuela de las Américas de los Estados Unidos, pasaron a ser parte de la fila de la llamada «Operación Rescate«, que tenía como finalidad perseguir a los miembros del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), cuya organización política había elegido la guerrilla como el medio para terminar con la pobreza extrema y la poderosa influencia estadounidense en la política de el Salvador.

Más de 25 casas reunidas en torno a una plaza pública que conformaban El Mozote quedaron vacías ante la llegada de los militares, que exigieron a toda la población abandonar inmediatamente sus viviendas y concentrarse en la plaza. Una vez reunidos allí, fueron interrogados por los soldados acerca de las actividades de la guerrilla en la zona, reseñó el portal culturacolectiva.

La emboscada se ejecutó por varios días

Posteriormente, fueron obligados a encerrarse en sus casas y amenazados de muerte si a alguno se le ocurría salir a la calle durante el resto de la noche. Sin embargo, los militares llegaron y sacaron a los pobladores de sus casas; la masacre continúo por varios días. Esta estrategia no fue más que una emboscada contra los habitantes.

En grupos de cinco y vendados y amarrados de manos, los hombres eran sacados de la iglesia y fusilados. Los pocos que quedaban agonizando eran brutalmente decapitados con golpes de machete en la nuca. A las doce del mediodía ya habían terminado de matar a todos los hombres. Mi esposo, Domingo Claros, fue uno de los primeros en morir. Iba en uno de los primeros grupos, pero comenzó a forcejear y le dispararon. Estaba vivo, un soldado se acercó y con un machete lo degolló», contaron los sobrevivientes.

Las mujeres no corrieron mejor suerte. Los soldados entraron a la fuerza en la pequeña casa y comenzaron a seleccionar a las más jóvenes. La mayoría de madres se opuso, pero fueron sometidas con golpes de culata de fusil o a patadas.

Las huellas de la masacre permanecen vigente en las mentes de los sobrevievientes y en las construcciones de la localidad

Los niños y las mujeres fueron asesinadas en el mismo lugar de la plaza. Las jóvenes fueron llevadas a las afueras del caserío para ser violadas. Un testigo que ha permanecido en el anonimato durante todo el proceso de investigación, un hombre obligado a servir como guía por los oficiales del Atlacatl, reconoció que las adolescentes fueron violadas durante todo ese día. Los soldados hablaban sobre las violaciones. Contaban y bromeaban sobre lo mucho que les habían gustado las niñas de doce años. Después de violarlas, los soldados las mataban a tiros o las decapitaban. Las mujeres fueron asesinadas con el mismo método practicado a los hombres: se les transportaba en grupos de cinco y se les fusilaba; posteriormente se decapitaban los cadáveres o a las agonizantes», dijo Rufina Amaya.

El crimen se repitió en otras localidades vecinas de El Mozote durante al menos tres noches. Este hecho sin precedentes marcó la historia de la nación centroamericana y de la región, puesto que el ejército masacró sin piedad a la sociedad civil desarmada y sin enfrentamiento alguno.

Rufina Amaya, único testimonio de primera mano del año 1981, relató una y otra vez cómo asesinaron a su esposo y a sus cuatro hijos. El gobierno salvadoreño negó la masacre y evitó cualquier posibilidad de investigación en 1993, cuando la Ley de Amnistía General promulgada meses atrás cerró el caso con total impunidad.

Después a inicios de 2017 se presentó la posibilidad para hacer justicia, cuando un tribunal salvadoreño reabrió el caso, medio año después de la anulación de la ley que apostó por el olvido y la muerte de los civiles.

Sin embargo, para muchos testigos, los eventos siguen grabados en su memoria y por más que se haga justicia, jamás serán borrados. Otros que habían huido volvieron a su terruño para registrar sus testimonios  contra los soldados salvadoreños que cumplían instrucciones de los Estados Unidos y que en la actualidad tienen más de setenta años de edad, algunos, mientras otros fallecieron.

Seguir leyendo…

Sistema invisibiliza a los indígenas en El Salvador

El Salvador: piden respetar Plan Nacional de Pueblos Indígenas (+VIDEO)

4,202,872FansMe gusta
128,532SeguidoresSeguir
289,448SeguidoresSeguir
16,407SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

Para Huawei es «irrazonable» orden de Trump declarar emergencia nacional por...

La compañía de telecomunicaciones dice en un comunicado que la medida solo servirá para obligar a Washington a usar "alternativas inferiores...

Edición Impresa El Ciudadano