Ejército de Colombia reporta secuestro de dos militares y los atribuye al ELN

"No llegaron a la unidad militar y desde ese momento no se ha podido lograr comunicación con ellos", informaron en un comunicado

ELN-militares-secuestro

El Ejército de Colombia reportó el secuestro de dos militares presuntamente por parte del Ejército de Liberación Nacional (ELN), en medio de un proceso de acercamientos con miras a un diálogo de paz, que se inició la semana pasada en La Habana, Cuba.

En un comunicado, el Ejército informó que a mediodía del pasado 13 de agosto se reportó la desaparición en el municipio del Tame (Arauca) de los soldados Sherman Santana González y Gustavo Anacona Acosta, pertenecientes al Batallón de Operaciones Terrestres N° 29 del Comando de la Fuerza de Tarea Quirón, una unidad orgánica de la Octava División del Ejército. La imagen de ambos uniformados fue publicada en las redes de la institución castrense.

El día de su desaparición, ambos militares se comunicaron vía telefónica con el comando para informar que iban en camino «después de disfrutar de sus vacaciones en sus ciudades de origen».

Santana y Anacona, que no vestían uniforme, «no llegaron a la unidad militar y desde ese momento no se ha podido lograr comunicación con ellos», dice el escrito.

Una vez que se conoció la desaparición, las autoridades comenzaron un plan de búsqueda y se desplegó un dispositivo de seguridad para ubicar a los dos efectivos.

Hasta la mañana del pasado 15 de agosto se realizaban «labores de investigación para establecer las circunstancias de tiempo, modo y lugar de lo sucedido». 

El Ejército informó a través de un trino que harán denuncias contra el ELN ante organismos nacionales e internacionales, «por el secuestro de dos de nuestros SLP [soldados profesionales] que se encontraban de civil, en estado de indefensión. Este repudiable hecho es un grave delito catalogado como crimen de lesa humanidad».

A través de un escrito, que fue difundido en las redes, el ELN se atribuyó la retención de los dos uniformados y aseguró que «están recibiendo el trato de acuerdo a las normas de derecho internacional humanitario y serán liberados en los próximos días».

En el texto aparece la advertencia: «Toda acción ofensiva de rescate colocará en riesgo la vida de los prisioneros».

Este hecho ocurrió días antes de que el Gobierno colombiano confirmara que no condicionará el inicio de un proceso de diálogo y que reconoce la legitimidad de la delegación del grupo guerrillero enviada a La Habana para realizar los acercamientos.

Un día antes de que se reportara la desaparición de los dos soldados, el grupo armado liberó a nueve personas que mantenía retenidas en el mismo municipio.

Fuente: RT.


Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬