Juez dicta prisión preventiva contra Defensor Pueblo de Ecuador

Se le señala por presunto abuso sexual, aunque el funcionario explicó que no había sido detenido ni notificado de delito

La Fiscalía General de Ecuador informó este lunes a través de su cuenta en la red social Twitter que un juez de ese país ordenó prisión preventiva contra el Defensor del Pueblo, Freddy Carrión, a quien se investiga por presunto abuso sexual tras un incidente en que se vio envuelto el 15 de mayo pasado.

Este domingo se difundió a través de las redes sociales un video de vigilancia en el que se aprecia un altercado a la entrada del ascensor de un edificio.

En el video se aprecia a una mujer, a un guardia de seguridad, un hombre que forcejea con la mujer y posteriormente tiene una disputa con otro individuo. Supuestamente, el video fue filmado en la residencia del exministro de Salud, Mauro Falconí y su esposa, ubicada en un vecindario al norte de Quito (capital), donde el 15 de mayo recibieron una visita de Carrión.

Al publicar el video en su cuenta de Twitter, el legislador Fernando Villavicencio señaló: “Grave hecho de violencia involucra a Defensor del Pueblo Freddy Carrión, a exministro de Salud Mauro Falconí, y a una mujer que fue agredida violentamente”.

Con posterioridad, Villavicencio señaló que, según un informe policial, la agredida sería la esposa de Falconí, y adelantó que formalizaría una solicitud de juicio político contra Carrión.

Tras conocerse el incidente, el ministro de Gobierno, Gabriel Martínez, divulgó el domingo que la Policía trasladaría a los involucrados “a la Unidad de Flagrancia de la Fiscalía”.

Luego precisó que al Defensor del Pueblo se le realizaban exámenes toxicológicos “en una casa de salud con vigilancia de Policía”, dijo.

Por su parte, Carrión informó el domingo a través de la cuenta en Twitter de la Defensoría del Pueblo que recibía atención en una clínica por quebrantos en su salud.

En este mensaje, que fue eliminado de la red social, explicó que no había sido detenido ni notificado de ninguna investigación en su contra, pero había solicitado una licencia para atender esta situación y tenía plena disposición a ayudar con la investigación.

Por último, aclaró que había tenido una reunión con Falconí, su amigo por varios años, y que no había participado en ninguna fiesta clandestina, como se señala en redes sociales. (Ese día, en la mayoría de las provincias ecuatorianas, regía toque de queda hasta este domingo para frenar la propagación de la Covid-19).

El 23 de marzo pasado, Carrión denunció ante la Fiscalía al presidente ecuatoriano, Lenín Moreno, y otras autoridades del Gobierno y la Policía por delitos de lesa humanidad cometidos durante la violenta represión de las protestas populares de octubre de 2019, ocasión en que fallecieron 11 personas.

Días antes de la denuncia, la Comisión de la Verdad que analizó lo ocurrido, validó que hubo acción criminal por parte de la Fuerza Pública ante la aquiescencia del mandatario y sus ministros.

En su informe final, la Comisión aseveró que la represión incluyó atentados a la vida, ejecuciones extrajudiciales, delitos sexuales, detenciones ilegales, lesiones oculares y otros tratos inhumanos.


¿Disfrutaste este artículo? Déjanos una propina y ayúdanos a financiar este medio

Compártelo

Comentarios