Protestan en Reino Unido tras cumplirse dos años de la detención de Julian Assange

Este domingo se realizaron diferentes actos en Londres para pedir la liberación del periodista australiano
Publicado en

Actualidad / Mundo

0 0


Este fin de semana se llevaron a cabo vigilias en Londres en ocasión del segundo aniversario de la detención en prisión del fundador de WikiLeaks, Julian Assange, luego de ser sacado de la embajada ecuatoriana en la capital de Reino Unido.

Los partidarios que exigieron su liberación se unieron a los eventos del domingo frente a la embajada de Ecuador, en el Tribunal de Magistrados de Westminster y en la prisión de Belmarsh en Londres, donde se encuentra detenido.

La organización sindical y profesional australiana de los medios de comunicación, el entretenimiento, los deportes y las artes (MEAA, por su sigla en inglés), solicitó este domingo a las autoridades estadounidenses y británicas que suspendan las apelaciones de extradición y liberen a Julian Assange.

Al cumplirse dos años de la detención del periodista australiano, la MEAA aseveró, a través de un mensaje difundido en la red social Twitter, que el Gobierno de Australia y su primer ministro, Scott Morrison, deben hacer más para asegurar su libertad.

El arresto de Assange se produjo dentro de la Embajada de Ecuador en Reino Unido, donde permaneció varios años bajo protección del Gobierno del expresidente ecuatoriano Rafael Correa (2007-2017).

Su detención, el 11 de abril de 2019, fue propiciada por el actual mandatario de Ecuador, Lenin Moreno, que subordinó la posición soberana que hasta ese momento había tenido su país respecto a Assange al interés de la Administración del expresidente estadounidense Donald Trump (2017-2021).

En estos momentos, organizaciones de derechos humanos y líderes políticos de todo el mundo, entre otros actores, promueven una campaña para que Assange sea liberado de manera inmediata.

Parten de la premisa que el fundador de Wikileaks es perseguido con un propósito político por Estados Unidos, tras difundir miles de documentos y otras evidencias de crímenes de guerra cometidos por tropas de ese país en Irak y Afganistán.

Además, sostienen que el periodista ha de ser considerado un héroe de la democracia, pues sus revelaciones contribuyeron a revalorizar el papel de la libertad de prensa y a que la comunidad internacional rechace el autoritarismo y el belicismo.

Durante esta jornada, la compañera de Assange, Stella Moris, declaró a medios británicos que Reino Unido está atrapado en un caso político que fue lanzado por la Administración Trump como parte de su guerra contra el periodismo.

Agregó que resulta contradictorio que el Ministerio de Exteriores británico lleve adelante una campaña mundial de libertad de prensa y al mismo tiempo mantenga a Assange en prisión.

A inicios de enero pasado, una jueza británica denegó su extradición a Estados Unidos, donde quieren juzgarlo por presuntos delitos contra la seguridad nacional, y también rechazó concederle la libertad condicional.

El portavoz de WikiLeaks, Kristinn Hrafnsson, dijo a la agencia de noticias de la Autoridad Palestina que el encarcelamiento continuo de Assange era un «ultraje y una parodia de la justicia».

“Este  11 de abril se cumplen dos años desde que uno de los periodistas más importantes del mundo fue silenciado cuando agentes de la Policía Metropolitana irrumpieron en la embajada de Ecuador y posteriormente arrestaron y encarcelaron a Julian Assange en nombre de Estados Unidos».

“Han sido dos años de encarcelamiento, aislamiento y tortura psicológica, todo por exponer los crímenes de guerra en Irak y Afganistán, el mismo periodismo por el que Julian ha sido aplaudido en todo el mundo y nominado al Premio Nobel de la Paz», sostuvo.

“Ya es hora de que termine esta injusticia y continuamos apelando a Estados Unidos y al Departamento de Justicia para que retiren la apelación y todos los cargos contra Julian», precisó. 

«En enero, un juez de Londres dictaminó que Julian no debería ser extraditado, por lo que hoy pedimos que lo liberen de la prisión de Belmarsh y sea un hombre libre para poder pasar el tiempo con su joven familia ”, acotó.

Hrafnsson agregó que docenas de organizaciones de derechos humanos y medios de comunicación están apoyando el caso para que Assange sea liberado, diciendo: «Esta grave injusticia debe llegar a su fin». 

Recientemente se reveló que el Papa Francisco envió un mensaje personal a Assange, cuya compañera Stella Moris dijo: “Después de una noche difícil, Julian se despertó esta mañana con un mensaje amable y personal del Papa Francisco @pontifex entregado en la puerta de su celda junto a la prisión.»

Cortesía de TeleSUR

Te podría interesar

Organizaciones piden a EE. UU. retirar solicitud de extradición de Assange

Compártelo

Comentarios