es Spanish

«Cuando mi polola le dijo que yo era mujer su cara se transformó», comentó una lesbiana después de ser agredida y discriminadas por caribaneros

Mujeres lesbianas en Chile corren peligro y para denunciar a sus agresores deben contar con mucho dinero y pagar a un abogado e interponer un recurso contra su agresor. La invisibilidad de esta comunidad se halla en las calles de esta nación a flor de piel a través de la discriminación por partida doble: por ser mujeres y por tener una condición sexual diferente a los hombres.

Scarlette Campos, de 23 años, dijo que vivió un momento difícil junto a su pareja, cuando fueron atacadas de manera desmedida en una acción lesbofóbica en la comuna de Puente Alto. Pero éstas al solicitar ayuda a los Caribaneros fueron discriminadas, publicó Chilevisión.

“Por ser lesbiana tengo que aguantar a huevones matones que porque se les paró la raja me vienen a hacer daño a mí, a mi polola y a parte de mi familia por defenderme”, denunció Campos en su Facebook al comentar el momento angustiante que tuvo que enfrentar hasta llegar a la unidad de los Caribaneros.

En todos los espacios de Chile se aprecia la invisibilización de las lesbianas

Relató que después de que llegaron a la comisaría y le saturarán la oreja para parar la hemorragia «me encuentro con dos tipos de carabineros diferentes. Uno entendió mi impotencia frente a todo lo que habíamos vivido e intentó que el trámite engorroso fuese más ameno”, señaló Campos.

No obstante, la presión de los hechos no bajaron porque cuando terminaron de hacer la denuncia apareció el sargento 2° L. Torres F. de la 66a Comisaría de Bajos de Mena, quien «por mi aspecto físico pensó que yo era hombre, pero cuando mi polola le dijo que era mujer su cara se transformó» y empezó a increparnos y a gritarnos desaforadamente.

Lo sorprendente del asunto es que el funcionario pretendía que la pareja de lesbianas pasarán a control de detención «porque el otro tipo tenía la mano cortada, entonces por ende nosotras lo agredimos. Me cortó la oreja con un gollete. ¿Cómo mierda no se iba a cortar?”, comentó molesta Campos.

La indiferencia no puede continuar

Naomi Monsalves, pareja de la joven violentada, indicó que el hombre que las agredió es vecino de Campos y cree que la discriminación lesbofóbica se debe a que esta rechazó al hombre porque su tendencia sexual no coinciden.

“El mismo tipo intentó coquetearme y le dije que era lesbiana. Él se molestó y tuvimos que aguantar varias cosas”, aseveró Monsalves.

Las jóvenes en busca de ayuda se dirigieron al Movimiento de Liberación e Integración Homosexual, pero la única abogada disponible y que trabaja a nivel nacional expresó que solo podía asesorarlas.  «El resto debíamos hacerlo nosotras mismas”, dijo Monsalves al tiempo que explicó que no poseen recursos para introducir un recursos contra su agresor y cancelar los servicios de un jurista.

Sigue leyendo…

​Gays, bisexuales, lesbianas y transgéneros llaman a besarse frente al Papa en su visita a Chile

La invisibilidad de las lesbianas en Chile

Facebook Comments

4,235,115FansMe gusta
163,662SeguidoresSeguir
290,277SeguidoresSeguir
16,454SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

- Advertisment -