Ejército compra las mismas escopetas que dejaron ciego a Gustavo Gatica y han dejado cientos de víctimas de traumas oculares

El día 25 de agosto, la División de Logística del Ejército envío una licitación que se aceptó por la compra de 130 escopetas antidisturbios, de marca “Meriva”, calibre 12 milímetros, las mismas que causaron la pérdida completa de la visión a Gustavo Gatica.

Durante la semana pasada el Ejército realizó la licitación por 130 escopetas antidisturbios de marca “Meriva”, calibre 12 milímetros, las mismas que causaron la pérdida completa de la visión a Gustavo Gatica y que han dejado cientos de víctimas de traumas oculares

La Izquierda Diario informó el día 25 de agosto, la División de Logística del Ejército envío una licitación que se aceptó por la compra de 130 escopetas antidisturbios.

Dicha licitación fue adjudicada por la empresa Cramick SA., “que ya se había encontrado involucrada en fraude por la venta de chalecos antibalas a la PDI”.

“El monto al que ascendió esta compra es de $47.244.470 aunque dentro de los oferentes de la licitación habían propuestas más económicas que la que fue aceptada por la empresa Cramick SA”, reveló este medio.

Gustavo Gatica, un joven de 21 años y estudiante de psicología de la Universidad Academia de Humanismo Cristiano, perdió la visión tras recibir un disparo de perdigones el 8 de noviembre del 2019 en Plaza de la Dignidad, donde se encontraba fotografiando las manifestaciones contra el gobierno de Sebastián Piñera.

Durante el indicio de las investigaciones del caso, uno de los primeros sumarios internos de Carabineros validó el uso de escopetas antidisturbios y aseguró que “no existe certeza” de que este tipo de arma haya causado sus lesiones oculares, diciendo que los balines eran de goma, mientras desde Departamento de Ingeniería Mecánica (DIMEC) de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas a solicitud de la Unidad de Trauma Ocular del Hospital del Salvador, advirtieron que los perdigones estaban compuestos en un 80% de metal, y tan solo en un 20% de caucho.

Hace quince días, el 7° Juzgado de Garantía de Santiago, decretó la prisión preventiva para el ex carabinero de Fuerzas Especiales, Claudio Crespo, imputado por el delito de apremios ilegítimos con lesiones graves gravísimas en contra de Gustavo Gatica.

Por su parte, la Coordinadora de Víctimas de Trauma Ocular, pidió que el Gobierno y el general director de Carabineros, Mario Rozas, también se hagan cargo de las lesiones que dejaron ciego al estudiante.

Sigue leyendo:

Compártelo

Comentarios