Coinciden en que las AFP tienen un modelo fracasado

«Frivolidad e indolencia»: así reaccionaron tras declaraciones de la presidenta de las AFP sobre la jubilación

Cox "confirma su total desconexión con la situación que viven miles de chilenos", dijo el senador Rabindranath Quinteros

Jubilación

El secretario general de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Nolberto Díaz, sostuvo que «durante 40 años las Administradoras de Fondos de Pensiones de Chile (AFP) han estado gobernadas por personajes que no viven ni trabajan como la mayoría de los chilenos, por tanto se entiende su desconexión, frivolidad e indolencia».

Así se pronunció este miércoles 12 de mayo el vocero del gremio, respecto a las declaraciones de la presidenta de las AFP, quien dijo que la edad de jubilación debería ser superior a 65 años.

«Durante 40 años, las AFP se han coludido con gran parte del Parlamento para negar cualquier cambio al sistema de pensiones (…) Muchos son los trabajadores de más de 65 años que tienen que verse obligados a volver a trabajar, para complementar las jubilaciones miserables que están dando las AFP», agregó.

Alejandra Cox Anwandter, presidenta de la Asociación de AFP, expresó sobre la edad de jubilación en Chile que debería ser más de 65 años y argumentó que “esto va a ir aumentando lentamente a través del tiempo, cosa que una persona que hoy día tiene 25 años sepa que la probabilidad de que pueda pensionarse a los 65 años es cero, porque no tiene sentido».

«Nicanor Parra trabajó hasta los 103, Michelle Bachelet está trabajando hasta hoy, Ricardo Lagos… Humberto Maturana. Tenemos que potenciarnos como activos mientras la salud nos permita”, añadió Cox Anwandter en entrevista a Chilevisión y CNN, por lo que se ganó las críticas de muchas personas del mundo político.

«No queremos más AFP. Requerimos con urgencia modificar el modelo de seguridad social y que no podemos seguir permitiendo que las AFP sigan haciendo lo mismo que han hecho estos 40 años, repartir miseria y pobreza», agregó el secretario general de la CUT.

Por otra parte, la bancada de diputados de la Democracia Cristiana (DC) calificó las declaraciones de Cox como «una burla» y señalaron que «sus dichos, obviamente, apuntan a todo lo contrario que han ofrecido las AFP por décadas y representan una voz de alarma preocupante, especialmente si consideramos no sólo las ínfimas y miserables pensiones que están entregando las AFP, sino que, además, las precarias condiciones en que llegan muchas personas a la tercera edad».

El diputado Gabriel Silber, miembro de la comisión de Trabajo, se sumó a las críticas y advirtió que «como dicen los abogados, a confesión de partes relevo de pruebas, si las propias AFP envían el mensaje de que aún a pesar del ahorro de toda una vida tendremos un sistema que no funciona, es que claramente este sistema está desahuciado y merece un cambio estructural y profundo».

Por el Partido Socialista (PS), el senador Rabindranath Quinteros manifestó que es «un verdadero insulto que la presidenta de las AFP diga que las personas pueden trabajar hasta los 103 años como el poeta Nicanor Parra (…) Su falta de empatía es tremenda hacía muchos chilenos que inician su vida laboral tempranamente porque no pueden pagar sus estudios superiores y porque deben ayudar a sus familias debido a la vulnerabilidad en la que viven. La presidenta de las AFP confirma su total desconexión con la situación que viven miles de chilenos».

El presidente de la Comisión de Trabajo de la Cámara de Diputados, Tucapel Jiménez, expresó que las palabras de Cox son «el reconocimiento explícito de las propias AFP del fracaso de su modelo. Cuando dicen que una persona de 25 años no se va a poder jubilar a los 65, y que la solución sería que trabajaran hasta los 100 años (…) nos dice una sola cosa: que el modelo hay que cambiarlo».

El ministro de Economía, Lucas Palacios, también se pronunció y dijo: «respecto de sus declaraciones, espero que las haya dicho en broma (…) no ayuda poner como ejemplo a una persona de más de 100 años, nadie está pensando en eso».

«Las personas son libres de hacer lo que quieran hasta la edad que quieran, pero un sistema de pensiones tiene que funcionar de manera ordenada dentro de un margen de razonabilidad», cerró el secretario de Estado.

Fuentes: El Mostrador/ CNN Chile/Chilevisión/La República.

Compártelo

Comentarios