Tras detección de dos casos de variante Delta: Funcionarios Junji llaman a paro nacional por falta de medidas sanitarias

La paralización que incluye a la asociación de administrativos, auxiliares, técnicos y profesionales de la Junji comenzó este martes y se extenderá hasta el jueves 16 de septiembre.

La Asociación de administrativos, auxiliares, técnicos y profesionales de la Junji (APROJUNJI), inició este martes un paro nacional de brazos caídos de 72 horas, luego de detectarse casos de variante Delta de Covid- 19 en establecimientos de primera infancia de La Araucanía y la Región Metropolitana.

Tal como señaló el presidente Nacional de APROJUNJI, Luis Daza, “expresamos nuestro rechazo total a las políticas gubernamentales relacionadas con el retorno presencial como si estuviéramos en un contexto de normalidad».

«Durante toda la pandemia hemos levantado la voz por miles de trabajadoras/es de educación inicial, niños, niñas y sus familias exigiendo que el retorno presencial se de en condiciones seguras y consecuente con ellos. No hemos firmado ningún tipo de acuerdo con la autoridad, y hemos ido de frente defendiendo la vida y derechos de trabajadoras/es de la JUNJI”, dijo.

Indicó que el gobierno de Sebastián Piñera “ha hecho oídos sordos” con las demandas, y que el ministro de educación, Raúl Figueroa, con su tozudez y protocolos creados desde un escritorio, ha fomentado el agobio laboral de miles de funcionarias/os de jardines infantiles.

“Exigimos de acuerdo a estos casos de la variante delta en la RM y Araucanía, (estamos a la espera de información oficial de otras regiones) que se fomenten condiciones seguras de retorno presencial para niños, niñas, educadoras, auxiliares, técnicos y administrativos de jardines infantiles y mientras eso no suceda hacemos un llamado a Paro Nacional de brazos caídos sin turnos éticos los días 14, 15 y 16 de septiembre”, sostuvo, citado en nota de prensa.

Los trabajadores denuncian la falta de medidas sanitarias adecuadas que les permitan realizar su trabajo de manera segura

Por tal motivo, Daza explicó que esta medida es para emplazar a las autoridades de gobierno “a reconocer que un retorno como si fueran tiempos normales fue un error y que no es suficiente con tener algunos índices que muestran cierta mejora a nivel país. Las condiciones no han sido óptimas y los/as trabajadoras/es de jardines infantiles han tenido que aplicar protocolos impuestos, que escapan en ocasiones a las realidades de las unidades educativas en cuanto a infraestructura e higiene», afirmó.


Comparte 👍

Comenta 💬