Dignidad Ahora

Durante una década

Un padre hizo a su hijo jugar por 10 años toda la historia de los videojuegos en orden cronológico

Durante los últimos 10 años, el tecnólogo y blogger estadounidense Andy Baio, realizó un experimento con su propio hijo

galaxian (1)

Durante los últimos 10 años, el tecnólogo y blogger estadounidense Andy Baio, realizó un experimento con su propio hijo. En vez de dejarle jugar cualquier juego de video que se le ocurriera, lo hizo recorrer la historia del videojuego desde atrás hacia adelante, partiendo por el Galaxian de 1979.

Eliot nació el 2004, así es que su padre publicó el año pasado los resultados de su experimento de una década llamado ‘Experiment in forced nostalgia and questionable parenting‘ (Un experimento en nostalgia forzada y crianza cuestionable). La idea del proyecto era dejar que su hijo explorara la historia de este medio y cómo se ha transformado a través del tiempo, ademas de enseñarle a apreciar formatos más antiguos. Al imaginarse el proceso y ver la publicación del experimento, uno imagina que la idea también es lograr un lazo especial entre generaciones que se criaron con niveles de desarrollo tecnológico tan diferentes.

consola-de-video-juego-antigua

En palabras de Baio: «Es decepcionante la cantidad de gente que tiene hijos y se pierde una oportunidad valiosísima [de jugar y experimentar con ellos], esperando a que ya estén en su adolescencia para empezar juegos mentales con ellos».

Eliot recibió sus primeros videojuegos para su cuarto cumpleaños. Estos fueron Galaxian (1979), Raly-X (1980), Pac-man (1980), Bosconian (1981), Dig Dug (1982), Super Pac-man (1982), Pac-man Plus (1982) y Pac-man & Pal (1983).

Luego vino el Atari 2600, después NES, SNES y así sucesivamente. Independiente de que el experimento diera los resultados esperados o no, al parecer Eliot la estaba rompiendo.

Aqui, algunos tweets de Baio, a medida que iba avanzando en los juegos con Eliot.

 

pacman tweet

«Eliot Obsesionado con jugar Pac-man en nuestra tele. Es como verme a mí mismo en 1982».

zlda tweet

«Eliot y yo estamos nos estamos guiando por el canon. Nos dimos vuelta Mega Man 2 la semana pasada y acabamos de derrotar a Ganon de Legend of Zelda. Ahora viene Mario!».

El experimento terminó cuando Eliot estaba llegando a los juegos que se estrenaron al rededor de la fecha de su nacimiento, como Katamari DamacyShadow of the Colossus.

Y, ¿cuales fueron los resultados? Primero, que Eliot desarrolló un fuerte gusto por los roguelikes y, segundo, que se volvió tremendamente bueno en los juegos, hasta el punto de que puede darse vuelta Spelunky a través del infierno y llegar al Nuclear Throne.

Es importante el hecho de que Eliot puede apreciar un juego por lo que es, no por cuanto cueste o lo llamativo que sea.

«La exposición temprana de Eliot a los juegos con gráfica limitada lo han vacunado contra la parafernalia de la gráfica realista y la alta resolución que ahora tienen los juegos AAA [clasificación para juegos de alto presupuesto, resolución y popularidad]», Explica Baio. «Es capaz de apreciar las gráficas retro en sus propios términos, y concentrarse en la estrategia».

«Mi esperanza es que este experimento haya inculcado en Eliot una enseñanza de vida en la apreciación de la rareza y la pequeña escala de algunos juegos», agrega.

La idea de Baio no sólo se ve para la audiencia como el relato de un experimento psicológico, sociológico o de marketing que busca resultados medibles, sino también como una forma de reafirmar el vínculo padre-hijo e incentivar a otros padres a usar la imaginación y probar nuevas formas de educar.

CCV

Fuente Kotaku

 

 

 

 


Comparte 👍

Comenta 💬