Tecnología

Amazon aparca los drones para montar en bicicleta

El nuevo proyecto del gigante Amazon se basa en entregar paquetes en menos de dos horas usando el reparto en bicicleta.

Amazon reparto bicicleta

El mundo es más paradójico de lo que nos imaginamos. En medio de una auténtica guerra tecnológica por desarrollar los mejores y más precisos drones capaces de llevar paquetes a todo los lugares del mundo, Amazon ha decidido desarrollar paralelamente el reparto de paquetes en bicicleta. Está claro que la tendencia vintage de rescatar costumbres y estilos del pasado está de moda, sólo hay que comparar los dos medios de transporte que pretende desarrollar Amazon: bicicletas y drones, pasado y futuro trabajando juntos.

Amazon se ha convertido en el rey de Internet precisamente por tener un extraordinario ojo para los negocios. El gigante pretende satisfacer al máximo posible las necesidades de sus clientes, por lo que pensó ¿y qué pasa con los usuarios que precisan de algún objeto de manera urgente? Fue entonces cuando pensó en ofrecer un servicio de entrega prácticamente inmediato a través del reparto -dentro de las ciudades- en bicicleta.

Las pruebas de este nuevo servicio se están realizando en la ciudad de Nueva York, donde buscan ofrecer la posibilidad a los clientes de Manhattan de recibir sus pedidos dos horas -como máximo- después de haberlos realizado. Los paquetes serán repartidos por trabajadores que se moverán por la ciudad subidos en bicicletas, un medio de transporte económico y sustentable capaz de sortear hasta las peores congestiones de tráfico que se producen en las ciudades.

Aún no hay mucha información sobre cuándo será su presentación oficial o de si ampliará el servicio a otros territorios más allá de Manhattan. Por ahora continúan con las pruebas, trabajando con tres empresas de mensajería en bicicleta, para comprobar eficiencia y tiempos de entrega.

Amazon, el rey de Internet, acumula unos índices de satisfacción de los clientes muy elevados y espera conservarlos a través de servicios como este. En unos años es posible que veamos drones de Amazon sobrevolando nuestras cabezas, al mismo tiempo que esquivaremos a sus repartidores que pedalearán veloces para entregar los pedidos en el menor tiempo posible.

Compártelo

Comentarios