Científicos responden en un artículo publicado en Nature

¿Es o no posible identificar el origen de los humanos modernos?

"Al contrario de lo que muchos creen, ni el registro genético ni el fósil han revelado hasta ahora un tiempo y lugar definidos para el origen de nuestra especie", señalaron

humanos modernos origen

Un equipo de antropólogos del Reino Unido y Alemania considera que es probable que nunca se pueda identificar con precisión la zona donde surgieron los humanos modernos.

Después de analizar el estado actual del problema, los científicos sostienen que los datos disponibles son insuficientes para determinar con precisión el lugar y el tiempo en que se originó la humanidad.

En un artículo publicado este miércoles en la revista Nature, sugieren que ese acontecimiento no puede determinarse ni aun teóricamente, reseñó la cadena RT.

De acuerdo con Pontus Skoglund, un miembro del equipo citado en un comunicado del Instuto Max Planck, “al contrario de lo que muchos creen, ni el registro genético ni el fósil han revelado hasta ahora un tiempo y lugar definidos para el origen de nuestra especie”.

Científicos afirman que no es posible ubicar el origen de la humanidad
Cráneo hallado en el yacimiento arqueológico Jebel Irhoud 1 (Marruecos), de hace 300.000 años. Foto: shh.mpg.de.

“Un momento así, en el que la mayoría de nuestra ascendencia se encontrara en una pequeña región geográfica y aparecieron los rasgos que asociamos con nuestra especie, puede no haber existido. Por ahora, sería útil alejarse de la idea de un solo momento y lugar de origen”, agrega.

Por su parte, su colega Chris Stringer explica, además, que se hace cada vez más evidente el origen complejo del Homo sapiens.

“Algunos de nuestros antepasados habrán vivido en grupos o poblaciones que se pueden identificar en el registro fósil, mientras que se sabrá muy poco sobre otros. Durante la próxima década, el creciente reconocimiento de nuestros complejos orígenes debería expandir el enfoque geográfico del trabajo de campo paleoantropológico a regiones que antes se consideraban periféricas en nuestra evolución, como África central y occidental, el subcontinente indio y el sudeste asiático”, pronostica el antropólogo.

Cómo en vez de dónde

Asimismo, estos científicos proponen cambiar el enfoque y preguntarse, en primer lugar, no dónde, sino cómo se originó la humanidad.

“Las principales preguntas emergentes se refieren a qué mecanismos impulsaron y sostuvieron este mosaico humano, con todos sus diversos hilos ancestrales, a lo largo del tiempo y el espacio”, afirma la antropóloga Eleanor Scerri.

“Comprender la relación entre los hábitats fracturados y los cambiantes nichos humanos, sin duda, desempeñará un papel clave para desentrañar estas preguntas, aclarando qué patrones demográficos se ajustan mejor al registro genético y paleoantropológico”, agrega.

Fuente: RT.

Compártelo

Comentarios