Tumbas chinas de 2.500 años son la evidencia más antigua de uso de cannabis

La evidencia más antigua y clara de personas que fumaron cannabis por sus propiedades psicoactivas, se ha descubierto en lo que hoy es el oeste de China, donde usaban la planta para volarse hace al menos 2.500 años, según un nuevo estudio publicado en Science Advances. Mientras que el cannabis se ha cultivado en el este de Asia durante miles de años para utilizar su fibra y semillas oleaginosas, los autores califican los 10 quemadores en tumbas antiguas como la evidencia más antigua conocida del uso de cannabis como sustancia psicoactiva en el mundo.

Los braseros de madera se encontraron en el cementerio de Jirzankal, a 3.000 metros en las montañas de Pamir, que datarían de mediados del primer milenio aC. Los investigadores analizaron el material orgánico quemado recuperado de las ollas y encontraron que coincidía con la firma química del cannabis.

Si bien se sabe que la planta de cannabis se originó en la región, la mayoría de las cepas antiguas contenían cantidades muy bajas del compuesto psicoactivo tetrahidrocannabinol (THC) y, por lo tanto, se usaban principalmente para textiles o alimentos. Sin embargo, el material obtenido de las tumbas de Jirzankal contenía una concentración mucho mayor de THC que la que se encuentra típicamente en las plantas de cannabis silvestre, lo que indica que fue seleccionado por sus efectos psicoactivos.

Este descubrimiento plantea preguntas interesantes sobre la línea de tiempo del cultivo de cannabis y sugiere que las personas en esta parte de China pueden haber estado reproduciendo cepas activamente para fumar, tan temprano como 2.500 años atrás.

Los quemadores se encontraron en las tumbas y se habrían usado como parte de los rituales mortuorios. Xinhua Wu

Sin embargo, también es posible que los altos niveles de luz ultravioleta y otros factores ambientales asociados con las altitudes hayan provocado que la cannabis silvestre de las montañas de Pamir produjeran un aumento natural de THC.

Independientemente de cómo llegaron a existir estas fuertes cepas, la autora del estudio, Nicole Boivin afirma que «[estos] hallazgos respaldan la idea de que las plantas de cannabis se utilizaron por primera vez para sus compuestos psicoactivos en las regiones montañosas del este de Asia Central y luego se propagaron a otras regiones del mundo».

El análisis de radiocarbono ha datado los entierros en alrededor de 500 aC. Además de los braseros de madera, se encontraron elementos como arpas, platos y cuencos de madera junto a los 34 cuerpos, de los cuales casi un tercio eran migrantes, lo que sugiere que probablemente eran miembros de la cultura sogdiana. Los sogdianos, comerciantes de larga distancia que se suscribían a la fe persa del zoroastrismo, ocupaban territorios en China y Tayikistán. Curiosamente, el poder alterador de la conciencia del cannabis, fue venerado en algunos textos sagrados de Zoroastro.

Según los investigadores, es probable que se haya fumado durante los rituales de entierro, posiblemente como un medio para acceder a otros reinos y comunicarse con los muertos o lo divino. Con el tiempo, estas variedades de cannabis psicoactivas se abrieron paso a otras partes de Asia y Europa a través de enlaces comerciales como la legendaria Ruta de la Seda.

Fuente: IFLScience

4,225,174FansMe gusta
144,087SeguidoresSeguir
288,911SeguidoresSeguir
16,466SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

Exdirector de Pemex pide que expresidente Peña Nieto declare en caso...

Emilio Lozoya, exdirector de Pemex, acusado de recibir sobornos de la constructora Odebrecht, dijo a través de su abogado que considera que el expresidente Enrique Peña Nieto debería acudir a declarar.
- Advertisment -

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -