OPINION

Campamento Musical Marqués de Mancera: la música en la UACh, lo formativo con impacto social

Teniendo como punto de encuentro la localidad costera de Niebla, entre el 14 y el 21 del presente mes de enero el Campamento Musical Marques de Mancera reunió a jóvenes músicos en formación provenientes de distintos puntos de la Región de Los Ríos y el país, junto a intérpretes profesionales y profesores invitados, con el […]
Publicado en

Columnas

0 0


Teniendo como punto de encuentro la localidad costera de Niebla, entre el 14 y el 21 del presente mes de enero el Campamento Musical Marques de Mancera reunió a jóvenes músicos en formación provenientes de distintos puntos de la Región de Los Ríos y el país, junto a intérpretes profesionales y profesores invitados, con el objetivo de realizar intensas jornadas de clases y ensayos. Fueron decenas de horas docentes en clases grupales y personalizadas en distintas especialidades instrumentales abarcando las cuerdas, maderas y bronces, así como serán extensas las jornadas de ensayos de los distintos conjuntos orquestales provenientes de distintas localidades del país.

El Campamento Musical Marques de Mancera nace por iniciativa de un conjunto de docentes de nuestra Universidad y ha sido el profesor Pablo Matamala, del Conservatorio de Música UACh, quien con la perseverancia y el tesón que la música enseña a quienes la abrazamos como profesión, ha tenido la fuerza de sacar adelante año a año este encuentro, para situarlo por más de dos décadas en el imaginario de los valdivianos y los visitantes veraniegos a esta zona. Es la fuerza del espíritu que inspiró esta idea, que en sus inicios se realizaba con todas las características de un real “campamento” en la Isla de Mancera, la que ha construido sobre los cimientos del concepto de la educación musical, como parte del desarrollo social de una nación, la estructura que mantiene vigente la realización de este encuentro, por sobre todas las dificultades, por lo general materiales, que significan crear y mantener una iniciativa de esta magnitud.

La Universidad Austral de Chile, al comenzar este año 2018, una vez más confirmó con acciones concretas su rol público y compromiso con el desarrollo cultural y social del sur de Chile, con la realización de una nueva versión de este Campamento Musical, como un encuentro que pone énfasis en lo formativo con impacto social y que por más de 20 años ha convocado en total a más de 10.000 jóvenes músicos de diversos lugares de la región, junto a decenas de maestros invitados nacionales y extranjeros.

En ese sentido cabe recordar que la música en la UACh ha sido un pilar importante desde su nacimiento como institución de educación superior en 1954. Ya en 1955 se había creado su Conservatorio de Música como parte fundamental de la desaparecida Facultad de Bellas Artes, alcanzando un notable desarrollo bajo la decanatura del Director de Orquesta Agustín Cullel, a fines de los años 60. En este periodo da cuenta de una intensa actividad artística, con un inédito alcance territorial hacia el sur del país, algo que sólo esta Universidad podía realizar en la lógica y convicción de ser una institución regional. En 1995 el Conservatorio de Música UACh, bajo la dirección del violonchelista Prof. Héctor Escobar, creó la carrera de Interpretación Musical, en las menciones de cuerda frotada, piano y guitarra, consolidándose hasta hoy como una alternativa en el sur de Chile para la formación de músicos profesionales y teniendo a la fecha decenas de egresados y titulados que han proyectado sus carreras en Chile y el extranjero.

Actualmente la UACh sigue manteniendo y consolidando su presencia a través de la música con mayor fuerza, con hitos como la creación y permanencia de la Orquesta de Cámara de Valdivia, como conjunto profesional y la continuidad del Conservatorio de Música adscrito a la nueva y creciente Facultad de Arquitectura y Artes, macrounidad que ha puesto especial énfasis en el desarrollo artístico desde un amplio concepto territorial, contemporáneo y transdisciplinario. Serán hitos para esta Facultad en este año 2018, la partida de la nueva carrera de Artes Musicales y Sonoras y la nueva mención Flauta Traversa en la carrera de Interpretación Musical en el Conservatorio de Música.

No obstante, la importancia de la música desde la Universidad es mucho más profunda y es en el contexto de su impacto en donde la reconocemos, no sólo como un arte sublime, sino que también como un poderoso medio de educación, bienestar social y generador de actividades que producen impactos positivos en el ámbito económico de los entornos que la acogen.

Como cualquier iniciativa el Campamento Musical Marques de Mancera siempre será perfectible, por lo que debe seguir creciendo y asentándose mejor en los objetivos que va planteando la dinámica del desarrollo cultural de nuestra zona y del país, así como el rol del formativo y objetivos de excelencia académica del Conservatorio de Música UACh. Esperamos que sean más los organismos, empresas y personas que se involucren en facilitar los apoyos logísticos y materiales  que serán necesarios para que esta idea se proyecte y se fortalezca en el tiempo, reforzando cada vez más el hito formativo y musical que ha creado en la comunidad de Valdivia para la Región de Los Ríos y el país.


Columna escrita por el Prof. Wladimir Carrasco M., Director del Conservatorio de Música UACh, unidad adscrita a la Facultad de Arquitectura y Artes.

Compártelo

Comentarios