El pacto permitía la contratación de peloteros de la isla

Trump anula acuerdo entre MLB y la Federación Cubana de Béisbol

Se tardaron más de tres años en conseguir este acuerdo entre la MLB y la FCB, pero el caprichoso mandatario norteamericano ha tirado por la borda estos esfuerzo
Publicado en

Deportes / Latinoamérica

0 0


Un acuerdo entre las Grandes Ligas (MLB) y la Federación Cubana de Béisbol (FCB), que permitía desde diciembre 2018 la contratación de peloteros cubanos para jugar en Estados Unidos, ha quedado sin efecto, luego de que el presidente Donald Trump así lo decidiera.

En su momento, lo suscrito entre las partes interesadas resultó un hito para Estados Unidos y la mayor de las Antillas, uno de los países caribeños reconocidos por forjar grandes peloteros.

Se tardaron más de tres años en conseguir este acuerdo entre la MLB y la FCB, pero el caprichoso mandatario norteamericano ha tirado por la borda estos esfuerzos, considerando que se basó en una decisión errónea de la administración de Barack Obama.

El pacto establecía que los jugadores cubanos podían tener un camino seguro y legal para jugar profesionalmente en Estados Unidos. Sin embargo, eso de propiciar un acercamiento con La Habana no es algo con lo que Trump esté muy de acuerdo.

De hecho, “Trump ha aumentado especialmente la presión sobre Cuba recientemente por su apoyo al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro”, asevera La Voz de América.

Con el acuerdo de la MLB y la FCB, los equipos de Grandes Ligas pagarían una tarifa que oscila entre el 15 % y el 25 %o del valor de los contratos de jugadores, una cifra que no se debía deducir del salario del jugador, sino que se pagaría por encima de él y se habría utilizado para ayudar a Cuba a desarrollar aún más su programa de béisbol, detalla el medio.

El argumento esgrimido por Trump es una supuesta “trata de personas” por parte del Gobierno cubano, haciéndolos “peones de la dictadura de Cuba”.

Siendo así, es válido revisar el historial de acuerdos y contratos de jugadores provenientes de distintos países que existen en territorio MLB, una empresa cuyo capital se nutre en buena parte gracias al show que brindan peloteros latinos y que, en muchos casos, deben respetar las cláusulas de cada franquicia a la que pertenecen, una suerte de esclavitud moderna.

En un comunicado leído en la televisión local, la FCB criticó la cancelación del pacto y denunció su “utilización con fines políticos y argumentos insostenibles que lograron deshacer el acuerdo”.

Carlos Tabares, miembro de la escuadra ganadora de la medalla de oro olímpica de Cuba que hasta el año pasado jugó para un equipo de La Habana, dijo que el Gobierno de Trump está tratando de “destruirlos”.

“Esta es una nueva calumnia del Gobierno de Trump. Es la confirmación total de que quiere enterrar a nuestro país. No sabe ya cómo va a destruirnos”, dijo a Reuters el exjugador de los Industriales de La Habana.

Ante la medida, la FCB, que habló de 34 jugadores autorizados para firmar contratos directamente con los equipos de las grandes ligas, se ha pronunciado en Twitter.

El acuerdo con MLB busca detener el tráfico de seres humanos, fomentar la cooperación y elevar el nivel del béisbol. Cualquier idea contraria es una noticia falsa. Los ataques con motivación política contra el acuerdo alcanzado perjudican a los atletas, a sus familias y a los aficionados“.

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos, por su parte, ha sido el brazo ejecutor de Trump al revertir el lunes la decisión del expresidente Obama, pues asegura que la FCB es parte del Instituto Nacional de Deportes de la isla y, por ende, del Gobierno de ese país.

“Un pago a la Federación Cubana de Béisbol es un pago al Gobierno cubano”, dijo  en una carta a la MLB.

Del lado de la Isla, se asegura que la Federación solo se rige por dos entidades; el Comité Olímpico Cubano y el Comité Olímpico Internacional.

Federación Mexicana de Fútbol podría sancionar a Maradona por apoyar a Nicolás Maduro

¿Golpe de Estado en la final del béisbol venezolano?

Compártelo

Comentarios