No hay vacantes: Alza de la cesantía producto de crisis es síntoma de recesión inminente

Dirigentes sindicales de sectores más afectados auguran fuertes movilizaciones en defensa del empleo y la estabilidad laboral para el nuevo año.

Analistas ligados a polos de conocimiento del propio mundo financiero y económico de los países centrales rubrican con sus publicaciones los efectos dramáticos que tendrá la crisis mundial en Chile durante el 2009. Según The Economist Intelligence Unit, la inversión privada en el país caerá a un -5,5 %, respecto del crecimiento de un 21 % de 2008. Las inversiones suspendidas indefinidamente suman 2.615 millones de dólares, en tanto los proyectos aplazados o sujetos a revisión llegan a 6.400 millones de dólares. Una de las áreas más castigada corresponde a la construcción, con el derrumbe de 28 proyectos. Ya son miles los obreros de la construcción que padecen la destrucción del empleo, síntoma histórico en Chile que antecede las recesiones.

Asimismo, y a modo de ilustración, el 2009 se venderán 150 mil automóviles en relación a los 250 mil vendidos el 2008; y la industria forestal caerá, por lo menos un 10 % respecto de 2008.

La vertiginosa desaceleración económica chilena fue refrendada por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), que afirmó que al cierre de 2009 el desempleo en el país alcanzará los dos dígitos (alrededor de un 10 %, es decir, 700 mil personas). Vale notificar que la medición de la desocupación en Chile es altamente arbitraria, toda vez que la encuesta de empleo del Instituto Nacional de Estadísticas (INE) contempla en sus cuentas cualquier tipo de trabajo en un tiempo dado que redunde en una remuneración, no importando su monto, ni su estabilidad, ni su condición contractual. La opacidad de las cifras oculta una cesantía mayor.

Por su parte, Libertad y Desarrollo (instituto vinculado al empresario y pre candicado presidencial ultraderechista, Sebastián Piñera), a través de su director, Tomás Flores, sentenció que “La vida les va a cambiar radicalmente a las personas, hay una sensación de problemas.” Según la última encuesta realizada por L y D, el porcentaje de jefes de hogar desocupados subió a 44%. Entre ellos, el 38% lleva cerca de un año sin trabajo. Asimismo, el número de familias que tiene algún integrante sin empleo corresponde a un 38%, frente al 36% registrado en septiembre de 2008; mientras que, en comparación con diciembre de 2007, el endeudamiento para mantener a la familia subió de un 41% al 49%. Finalmente, la consulta revela que la tasa de desocupación corregida para el tercer trimestre del 2008 es de 9,2%, es decir, 1,4% mayor a la oficial (7,8%).

En la misma línea discursiva, Sergio Fuentes de la evaluadora de riesgos internacional Standard&Poor’s, indicó que “Codelco (Corporación del Cobre) verá mermado sus ingresos y se reducirá sus aportes al Estado”. De hecho, en los últimos 5 meses (julio-diciembre) el cobre ya ha perdido un 70 % de su precio, cayendo de 4,07 de dólares la libra a 1,28 de dólares debido al derrumbe paulatino y sostenido de la demanda asiática y principalmente china del metal rojo.

Debido a la crisis norteamericana, de la Eurozona, Japón y Canadá, las exportaciones nacionales se reducirán entre 5 mil a 7 mil millones de dólares, debido a la contracción de la demanda. Los jóvenes trabajadores pueden hasta triplicar el nivel de desocupación (sólo en Valparaíso alcanzan el 20 % de cesantía). Otro tanto ocurrirá con las mujeres asalariadas, que ya obtienen un tercio menos de ingresos por el mismo trabajo que realizan los hombres, entre otras formas de discriminación laboral asociadas a su género.

En síntesis, el Banco Central de Chile aventura un crecimiento económico para el 2009 de un 2 % a un 3 %, mientras Barclays Capital proyecta un crecimiento de apenas un 1 % para el mismo período. La destrucción de fuerzas productivas y empleo beneficiará a las grandes corporaciones de propiedad transnacional o capitales combinados con los de la brentista burguesía criolla, facilitando la formación de oligopolios y dañando a los pequeños y medianos patrones, como ya está ocurriendo en la industria de la minería.

Los dichos del presidente del empresariado

El flamante Presidente de la Confederación de la Producción y el Comercio (CPC, gremio patronal), Rafael Guilisasti, indicó en su primer discurso que ante la crisis económica “la articulación entre el sector privado y el Estado es más necesaria que nunca.” Hace tiempo que en Chile hablar de Estado e intereses corporativos privados es una redundancia. Pero Guilisasti no terminó allí al decir que los sectores orientados al mercado nacional sufrirán el impacto del menor consumo porque habrá más desempleo “y una actitud más cautelosa de los consumidores.” Lo anterior en el contexto de una legislación laboral que dificulta la sindicalización, impide la negociación colectiva y se basa en el código civil (trabajador solitario contra la empresa) y no laboral (negociación por rama económica o relativa mayor simetría entre el capital y el trabajo). El máximo dirigente patronal advirtió que “son más necesarios que nunca los ajustes a la legislación laboral”. Al respecto, Guilisasti se refiere a la urgencia de flexibilizar aún más el mercado del trabajo para sostener las tasas de ganancia del capital. Finalmente, adelantó que “la crisis provocará ajustes sectoriales y de empresas que son inevitables, y que afectará el empleo (…) Somos una economía globalizada y, por tanto, muchos de los aspectos que afectan a nuestra economía no dependen de nosotros.”

El premio de economía 2008 recuerda la recesión de los 80

Klaus Schmidt-Hebbel, jefe y director del departamento económico de la OCDE, fue elegido por 500 de sus pares como el “Economista de 2008”. El profesional se ha desempeñado en el Banco Central de Chile y en el Banco Mundial. Consultado sobre el derrotero de la crisis mundial, Schmidt-Hebbel aseguró que “La verdad es que nosotros pensábamos que la crisis financiera global iba a llevar a la recesión más importante de los últimos 40 años y eso está más que confirmado. Claramente va a ser más intensa que la recesión del 82.” Esta última se desplegó en Chile bajo la dictadura militar, donde, según cifras oficiales de la época, la tasa de desempleo alcanzó el 16 % y las exportaciones se redujeron en un 40 %. Fue justamente esta situación la que gatilló la ampliación de la protesta social durante la década de los 80.

Las observaciones del órgano oficial de la burguesía

De acuerdo a El Mercurio, empresarios, ejecutivos y economistas de grandes corporaciones en Chile en relación a la ola de despidos que augura trágicamente el 2009, ella se podría amortiguar flexibilizando el mercado laboral (polifuncionalidad de los trabajadores y flexibilidad horaria para pagar menos por más); eliminando el impuesto sobre la renta de las utilidades retenidas a las empresas pequeñas y medianas para incentivar la inversión (menos impuestos es igual a menos derechos y programas sociales); y “flexibilizar” las exigencias de contratación y de despido de mano de obra, toda vez que la actual normativa laboral dificulta la sindicalización, limita en los hechos el derecho a huelga y, frente a los conflictos entre trabajadores y empresarios, ha vuelto lugar común su expresión “No podemos hacer nada ante un conflicto entre privados.”

Relacionado:  El error de cálculo de Chile Vamos y Piñera (o la esquizofrenia en las burbujas del poder)

Hacia el monopolio del retail

Wal-Mart es la industria de supermercados más grande del planeta. Analistas predicen que al 2012 la transnacional facturará por 470 mil millones de dólares, dejando atrás a la cadena del retail francesa Carrefour y a la inglesa Tesco. El viernes 19 de diciembre se anunció que Wal-Mart –que ya existe en 14 países de Latinoamérica- comprará por lo menos, el 50,01 % de la empresa de supermercados D & S (cadena Líder), la más extensa red del retail de capitales chilenos, famosa por el empleo de multirut jurídico (uno por supermercado) para dividir la organización de los trabajadores a la hora de negociar mejores condiciones laborales. Es muy factible que Wal-Mart, con total tranquilidad producto de su tonelaje expansionista y fortaleza de capitales, puede transitoriamente bajar sus precios y destruir la ya demacrada competencia del retail en Chile. La formación monopólica de las diversas áreas industriales es facilitada por los precarios dispositivos de “regulación” económica del Estado. La agresividad y poderío comercial de Wal-Mart oscurece rápidamente, tanto el porvenir de los pequeños y medianos comerciantes, como el de los proveedores nativos. Con el agravante de que Wal-Mart tiene como política mundial hacia sus empleados la prohibición de formar sindicatos. Como si no bastara, una de las líneas del contrato con D & S prohíbe la venta de productos cubanos y posiblemente irakíes y venezolanos, haciendo eco a la estrategia imperialista del Estado corporativo norteamericano contra las naciones que bregan con honra titánica su independencia y autodeterminación.

Relacionado:  Brasil confía en que mayor subasta de petróleo lo sitúe en primera liga mundial

Los trabajadores anuncian un año de lucha

El Secretario General de la Federación de Sindicatos de la Construcción y la Madera (Fetracoma), Jorge Hernández Silva, respecto de las alarmantes cifras de despidos obreros durante el primer semestre de 2009 señaló que “yo creo que van a ser muchos más de 100 mil trabajadores los cesantes. Este es un modo que emplea el empresariado también para que el Estado le inyecte recursos frescos. Los patrones buscan revertir la crisis a través de la flexibilidad laboral y las subvenciones estatales. Quieren que los costos los paguemos nosotros.”

¿Qué medidas pueden asumir las organizaciones sindicales?

“Hoy la lucha sindical toma otro color. Ahora tendremos que enfrentar con fuerzas la defensa del trabajo. Estamos en un momento propicio para exigirle al Estado que invierta en industrialización y trabajo productivo. El MOP debería hacerse cargo de edificación de grandes obras.”

¿E internamente?

“Es urgente organizarse para que los obreros satisfagan sus necesidades básicas. Nosotros pretendemos impulsar cooperativas de consumo y sociedades de socorro mutuo.”

¿Qué papel le asignas a la movilización?

“La huelga es una de las mejores herramientas de la clase trabajadora para encarar los embates de la patronal. Es un desafío grande ser capaz de convocar a los sectores más amplios de trabajadores de todas las ramas económicas para llegar a una huelga general exitosa.”

Por su parte, los sindicatos del salmón reaccionaron con molestia frente al millonario apoyo que el gobierno dio a los empresarios del rubro para enfrentar la crisis sanitaria que vive la industria.

Ricardo Casas, de la Federación de Industrias Pesqueras (Fetrainpes), con sede en Puerto Montt, señaló que es un “escándalo el aporte del gobierno a los salmoneros. No es posible que todos estemos subsidiando a una industria irresponsable donde han muerto más de 70 personas”.

Frente a los alrededor de 6 mil despidos en el área, indicó que no tienen más alternativa que “movilizarnos en conjunto con otros gremios, porque el problema no es sólo de la salmonicultura”.

En Quellón, al sur de Chiloé, Felix Yañez, presidente de otra federación de trabajadores salmoneros dijo que “Hay una gran amenaza de despidos, pero tememos que esto sea también para que luego contraten a las mismas personas, con salarios más bajos y en condiciones de temporeros del salmón”.

A su vez, Javier Ugarte, Presidente de la Confederación de Trabajadores del Salmón (Conatrasal) que funciona desde Chiloé, afirmó que, ante la cesantía, “hablamos de movilizaciones e incluso de huelga de hambre, las que podrían comenzar en cualquier momento”. El sindicalista manifestó que “después que el gobierno no se queje, porque nos vamos a poner firmes antes la situación que se avecina”.

En otro ámbito, uno de los máximos dirigentes sindicales del sector forestal, Sergio Gatica, informó que en la Región de Bíobio se han cerrado 42 aserraderos; dos plantas de remanufacturas y paneles, y seis fábricas de muebles, y en la Región de Los Ríos se han clausurado otros cinco aserraderos y remanufacturas. Además, han cerrado empresas contratistas de cosecha forestal, como Coserfo y Forestal Lebu.

¿Cuántos despidos forestales calculas?

“En términos generales, podemos decir que los despidos en el sector, desde el inicio de la crisis, llegarían a los 12 mil trabajadores, considerando las regiones Metropolitana, VII, VIII, IX y XIV.. Ha habido reducción en casi todas las empresas contratistas de Arauco, CMPC, Masisa, en las áreas de cosecha, transporte y servicios. La empresa que más trabajadores ha despedido es Arauco, con unas ocho mil personas”.

En su turno y desde el corazón capitalino, el Secretario General de la Confederación de Sindicatos Bancarios, Luis Mesina, notificó que ya son más de 1500 empleados despedidos sólo durante los últimos dos meses, “mayoritariamente de fuerzas de venta y de renta variable.”

Los resultados de las utilidades de la Banca no parecen acusar el golpe de la crisis…

“Sus beneficios continúan siendo espectaculares, pero está ajustando todos sus costos.”

El Estado inyectó 5 mil millones de dólares al sistema financiero…

“Esos recursos deberían transferirse a la pequeña y mediana empresa, pero el sistema funciona con tasas de interés absolutamente onerosas; con gastos de administración, de cobranza y seguro adicional que son una verdadera estafa. Las comisiones y gastos administrativos que cobra la banca son los más caros del mundo. Por eso transfiere a los clientes, usuarios y a los propios trabajadores del sector todos los costos. La banca es una institución cuyo fin principal, junto con obtener ganancias, es ponerse al servicio de los grandes inversionistas y corporaciones cuya inmensa mayoría están fuera de Chile.”

Algunos sectores de trabajadores organizados, frente al desempleo galopante, ya hablan de huelga general…

“Los organismos patronales y el gobierno se han unido en una verdadera “cruzada” para llamar a los trabajadores a hacer los máximos esfuerzos con el objetivo de no crear una situación de pánico económico. La paralización, la huelga general, son instrumentos históricos de los asalariados moralmente legítimos para enfrentar las injusticias y los abusos patronales. Hoy tenemos que empezar a difundir la idea de avanzar hacia la paralización total. No podemos permanecer indiferentes ante el exterminio de nuestros derechos fundamentales”.

Comentarios

Necesitamos de tu apoyo!

Por el periodismo comprometido con el medio ambiente y los movimientos sociales de Latino América y el mundo.

Tu donación es fundamental para mantener el equilibrio informativo y para que podamos seguir haciendo mejor periodismo en bien de nuestra sociedad.

¿Por qué necesitamos de tu aporte?
  • Tu donación ayuda a un equipo de más de 30 personas puedan concentrarse en generar contenido de calidad y siempre a favor de los pueblos.
  • Permites que tengamos un sitio web sin sobrecarga de anuncios publicitarios. Queremos evitar al máximo la aparición de marcas y que nuestro contenido siga siendo siempre libre.
  • Ayudas a que las luchas de grupos medioambientalistas, pueblos originarios y organizaciones sociales tengan siempre un espacio con oportuna y amplia cobertura noticiosa.

Apóyanos y obtén tu ciudadanía :)

4,275,777FansMe gusta
273,687SeguidoresSeguir
333,380SeguidoresSeguir
16,800SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

Los Más Leídos