Doctora en Ciencias Vania Figueroa: “Navegamos a ciegas en esta tormenta”

"Los datos informados varían de forma inconsistente, no sabemos cuáles son los centros que a lo largo de Chile están realizando las pruebas para diagnosticar COVID-19… ni cuál es su capacidad diaria", apunta la bioquímica en entrevista con El Ciudadano.

Doctora en Ciencias Vania Figueroa: “Navegamos a ciegas en esta tormenta”

Autor: Daniel Labbé Yáñez

Por Francisco Marín

“Creo que (la gestión de la crisis sanitaria) ha estado marcada por la improvisación, la falta de transparencia, la información inexacta y la soberbia de no querer ver la evidencia científica y escuchar al mundo experto”. 

Es lo que expresa la bioquímica y doctora en Ciencias -mención neurociencias- por la Universidad de Valparaíso, Vania Figueroa. 

En entrevista con El Ciudadano, la también vicepresidenta de la Red de Investigadoras de Chile resalta que “cada acción implementada por las autoridades”, como el cierre de colegios y universidades, además de las cuarentenas comunales en la Región Metropolitana, “ha sido forzada por las alcaldías; las universidades, a través de sus comunidades científicas; el Colegio Médico y por la sociedad civil organizada”. 

Esta científica menciona como barreras para abordar de mejor forma la pandemia el hecho que “hasta hoy no existe un reporte epidemiológico diario, hay retraso en los exámenes, el reporte que entrega la autoridad sanitaria parece ser una fotografía de lo que pasó hace días”. 

En este mismo sentido, destaca: “Navegamos a ciegas en esta tormenta. La falta de transparencia en los datos es el principal problema”. 

Cabe consignar que el primer reporte con datos desagregados por comunas lo entregó el Ministerio de Salud (Minsal) recién el lunes 30 de marzo, luego de una inmensa presión de organizaciones científicas y de médicos.

Sin embargo, como destaca nuestra entrevistada, “este no incluye la cantidad de pruebas diarias para diagnosticar COVID-19 que se están realizando… ¡así es imposible hacer una estimación fiable de cuándo se dará una eventual saturación del sistema de salud!”.

Vania Figueroa se plantea: «Sin esa información, ¿cómo la autoridad sanitaria tomará las medidas adecuadas? Esto solo confirma que las decisiones se están tomando sin evidencia suficiente».

La bioquímica expresa que, como resultado de lo anterior, “los reportes no se pueden comparar entre sí”. Y agrega: “Los datos informados varían de forma inconsistente, no sabemos cuáles son los centros que a lo largo de Chile están realizando las pruebas para diagnosticar COVID-19… ni cuál es su capacidad diaria”.

Estas observaciones son concordantes con lo manifestado por la presidenta nacional del Colegio Médico, Izkia Siches, en conferencia de prensa del 20 de marzo: «Los datos aportados a la fecha son incompletos, inconsistentes y tienen una tremenda falta de transparencia que no se había visto en la historia institucional de la salud pública chilena».

Izkia Siches. Foto T13.

Este 8 de abril la líder de las y los médicos ratificó esos dichos al señalar a radio Cooperativa: “Estamos ante una suerte de oscurantismo que pensamos que se iba a acabar con la mesa social”.

La bioquímica Figueroa destaca en la entrevista con nuestro medio el hecho de que los informes oficiales incluyen como “recuperados” del síndrome provocado por el Covid-19 (SARS) ‘estimaciones’ sobre la que no existe ningún seguimiento. Esto lo reconoció la Subsecretaria de Salud Pública del Ministerio de Salud, Paula Daza, tras ser consultada por un periodista en medio del informe diario -del martes 31- sobre la crisis por Coronavirus. “Son estimaciones que se van haciendo, respecto de los números que van apareciendo…”.

Ante tamaña oscuridad en el diagnóstico de la crisis sanitaria, “¿cómo (…) se puede realizar análisis y proyecciones que permitan tomar decisiones?”, reflexiona la doctora Figueroa.

Avala estos dichos lo reportado por la destacada periodista Alejandra Matus -que a través de hilos de Twitter ha ido vertiendo el resultado de sus investigaciones sobre la pandemia de Coronavirus en Chile- quien el 27 de marzo informó que el Instituto de Salud Pública (ISP) -encargado de realizar los test- «está colapsado y con un rezago de 72 horas a 7 días».

«Hay solo dos personas para la entrega de resultados, quienes deben ingresarlos a un sistema de registro, doblar la hoja impresa, meterla en un sobre y disponer su envío. Hoy hay más de 1.000 exámenes terminados, pero en cola para pasar por este procedimiento de entrega», añadió.

A este cuello de botella en el ISP debe agregarse un subreporte en el caso de muertes. “Hay evidencia de que se están aplicando políticas -que el ministro Mañalich ha llamado ‘compasivas’- a los ancianos afectados por enfermedades respiratorias. Hay pacientes que aún teniendo los síntomas, por su avanzada edad o por contar con enfermedades preexistentes, no se les ha aplicado el test. Si fallecen, la causa de muerte no se le atribuirá al Covid-19, con el agravante que no habrá tratamiento del cuerpo ni servicios funerarios para evitar que continúe cadena de contagio”, señaló Matus.

SUBREPORTE

La doctora Vania Figueroa “es experta en lípidos y comunicación celular y autora de varios artículos originales sobre esta materia que han sido publicadas en revistas científicas indexadas”.

Como se reseña en el libro El Estado y Las Mujeres, de Javiera Arce (RIL, 2018), Vania Figueroa “trabaja por el empoderamiento de las mujeres en el ámbito político y científico”, participando en diversas ONG como la Fundación Hay Mujeres.

Respecto de la eventual imprecisión en las cifras del Minsal le consultamos a la Doctora en Ciencias:

¿Hay indicios para estimar que hay subreporte de casos de infectados y fallecidos?

No puedo responder esa pregunta, otra vez faltan datos. Lo que sí puedo decir es que Chile es uno de los países con el promedio de muertes diarias por Covid-19 más baja, por ejemplo, parecido al promedio de Nueva Zelandia. ¿Esto tiene que ver con el retraso en los exámenes? ¿Subreporte? ¿La cepa que llegó aquí es “buena persona”? ¿Tenemos el “mejor” sistema de salud del mundo?… No lo sabemos. Tampoco sabemos cuánto tiempo el número de muertes estará “controlado”, como han señalado representantes del Colegio Médico… Cada dos días se incrementa a casi al doble los pacientes que requiere de ventilación mecánica. Hace poco el Presidente Piñera señaló que Chile se había adelantado al mundo, comprando más ventiladores mecánicos en enero, pero algunos medios revisaron las compras de esta cartera y al parecer las de mayor envergadura se realizaron durante marzo.

¿En qué medida la sociedad civil y los organismos intermedios (como el Colegio Médico y la Red de Investigadoras) han ayudado a suplir las falencias del manejo estatal de la crisis?

Vania Figueroa

Tanto el Colegio Médico como la comunidad científica han sido fundamentales para llevar luz ante el oscurantismo de la autoridad sanitaria. De allí emergen las voces más confiables para la ciudadanía, que han presionado, con evidencia en mano, por mejores acciones para enfrentar la pandemia en Chile y han cuestionado la información inexacta, demandando mayor transparencia. 

La doctora Izkia Siches ha mostrado un liderazgo inspirador, a pesar de los feroces ataques infundados que ha recibido -como suele sucederles a las mujeres en posición de liderazgo- y no ha descansado en su labor al frente del Colegio Médico. La historia la reconocerá como una pieza clave de este momento, junto a todos los equipos de salud que están en la primera línea de la lucha contra la pandemia. 

Desde la Red de Investigadoras, nuestra labor ha sido llevar información confiable a la ciudadanía, en formatos sencillos y rápidos. Tratamos de estar atentas a las fake news y los mitos que ponen en riesgo a la población. 

La doctora Figueroa destaca que como Red de Investigadoras les preocupa el impacto de la pandemia, principalmente en las mujeres: “En estas situaciones se incrementan la violencia de género, además representamos casi el 70% del personal de salud y servicios sociales, por lo que estamos más expuestas al contagio”. 

Remata su idea señalando que “hace algunos días el Presidente anunciaba medidas en torno al teletrabajo, diciendo que esta modalidad de trabajo beneficiaba directamente a las mujeres… me reí con amargura”.


Comenta



Busca en El Ciudadano