es Spanish

El tema con el territorio es una constante en la lucha y las reivindicaciones de los pueblos nativos

Mayra Macedo líderesa indígena: “La mujer indígena puede tener una participación política o puede aceptar cargos públicos”

Las peruanas Mayra Macedo y Zoila Ochoa relatan cómo las féminas de los pueblos originarios participan políticamente en sus comunidades y organizaciones, defendiendo sus derechos y promoviendo la igualdad de oportunidades


El 5 de setiembre, se conmemora el Día Internacional de la Mujer Indígena, una fecha que -desde 1983- sirve para recordar la situación de estas mujeres que, pese a representar a un importante grupo de nuestra sociedad, aún son relegadas y marginadas. Con el fin de conocer la lucha constante que realizan por lograr su desarrollo integral y las amenazas que enfrentan se entrevistaron dos líderesas indígenas:

Mayra Macedo Mozombite, coordinadora regional de la Organización de Comunidades Indígenas de Mujeres Shiwilu (Ocidmushi), base de la Organización Nacional de Mujeres Indígenas Andinas y Amazónicas del Perú (Onamiap). Ella vive en la comunidad nativa Jeberos, una zona que aún espera su titulación, por lo que “estamos expuestos a la amenaza de la invasión de los colonos”, manifiesta.

Por su parte, Zoila Ochoa pertenece al Consejo Directivo de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (Aidesep). Ella es del pueblo Murui-muinan, de la comunidad nativa Centro Arenales, cuyo territorio ancestral es titulado pero se encuentra amenazado por un proyecto de carretera que no realizó la consulta previa.

¿Qué significa ser mujer indígena en la actualidad?

Mayra: Para mí, es romper muchos esquemas que tiene la sociedad en contra de las mujeres, más aún con nosotras las mujeres indígenas que somos las personas que más violencia sufrimos, ya sea racismo o discriminación por nuestra condición socioeconómica y cultural. Por todo eso consideramos, desde mi organización, que estamos en un proceso de lucha constante. Estamos en un proceso de lucha constante

Zoila: Para mí, significa saber mi origen, de dónde vengo y así, sé a dónde quiero llegar. Además, nosotras somos las que mantenemos nuestra cultura, porque las mujeres contribuimos con el traspaso de nuestra cultura a nuestros hijos.

¿Considera que las voces de las mujeres indígenas están siendo escuchadas?

Mayra: Actualmente ya nos están considerando en algunos espacios. Por ejemplo, hoy en día en mi comunidad la mujer indígena puede tener una participación política o puede aceptar cargos públicos. Esto quiere decir que el trabajo que nosotras hemos venido realizando ya está dando resultados. Por ello, continuamos trabajando para que las mujeres puedan hacer frente al machismo que se da mucho en la sociedad. Creo que ahora ya nos consideran, toman en cuenta nuestros aportes, ya podemos participar en las asambleas de las comunidades donde antes eran exclusivas para los varones, quienes eran los que tomaban las decisiones. Pero hoy en día nos están dando espacios de a pocos, aún no al cien por ciento. Aún nos limitan en algunos aspectos, pero al menos ya tenemos participación.

Zoila: Creo que sí, que ahora estamos siendo escuchadas. Por eso pedimos al Estado que nos considere en su agenda, para trabajar de la mano. Que nos consideren a todos, como pueblos indígenas, a mujeres y varones, porque varones y mujeres debemos trabajar juntos. Sin embargo, en muchas comunidades no están consideradas las mujeres indígenas como líderes, y por eso desde Aidesep estamos trabajando por incorporar en los Estatutos de las comunidades a las mujeres, que nuestra participación se considere en los reglamentos internos y en las juntas directivas.

¿Cuál ha sido el proceso que ustedes han llevado para llegar a este panorama que nos describe, en el que las mujeres indígenas ya pueden participar o tener una voz en la toma de decisiones de sus comunidades?

Mayra: La formación que nos ha dado Onamiap, fortaleciendo nuestras capacidades, nos ha permitido ir reconociendo nuestros derechos. Onamiap es una organización que nos está formando para luchar por nuestros derechos como mujeres indígenas, para seguir empoderándonos, para poder llevar adelante nuestros proyectos en bien de nuestras comunidades, sobre todo porque las mujeres conocemos muy a fondo cuál es la realidad de nuestra comunidad ya que tenemos contacto directo con la tierra. Nosotras somos quienes las cultivamos, somos quienes cuidamos la biodiversidad, los recursos, la naturaleza.

Zoila: Es primordial la coordinación entre comunidades, organizaciones y el Estado. Siempre estamos pidiendo trabajar juntos, para todos los sectores, educación, salud, entre otros.

Teniendo en cuenta lo avanzado: ¿Qué temas se deberían abordar para mejorar la situación de la mujer indígena?

Mayra: Considero importante la lucha por el enfoque de género, hay que buscar la equidad para que podamos tener las mismas oportunidades, porque nosotras todavía tenemos ciertas limitaciones. Otro punto importante es la participación política de la mujer indígena, y ese es un tema que todavía hace falta reforzar ya que siempre nos han puesto como una cuota, como algo para completar la lista, y eso no debe ser así. Nos deben considerar por nuestras capacidades y lo que nosotras podemos aportar en bien de nuestras comunidades.

Una de las principales demandas de los pueblos indígenas es la seguridad jurídica para sus territorios: ¿Cuál es la situación de su comunidad? ¿Cuentan con titulación?

Mayra: El aseguramiento territorial para mi comunidad sigue siendo algo a la espera. Mi comunidad no cuenta con titulación, entonces estamos expuestos a la amenaza de la invasión de los colonos, como nosotros les decimos. Nosotros no tenemos ningún documento que nos avale para ponerles un alto. Siempre hemos velado por nuestros territorios ancestrales, cuidando sus recursos, pero ahora estos están en el ojo de los colonos. Nuestro territorio no está asegurado sin su título, por eso le pido a las autoridades competentes que nos apoyen a llevar nuestro proceso, porque nosotros somos los guardianes del bosque, somos quienes protegemos nuestros árboles, nuestra agua y todos los recursos. Ahora, frente a la amenaza del cambio climático nuestros bosques son la esperanza.

Zoila: Mi comunidad está titulada desde 1975, pero nuestro territorio se encuentra amenazado actualmente por el proyecto de carretera Bellavista – Mazan – Estrecho, que va a pasar por nuestra comunidad. Hace muchos años esa carretera la inició un maderero, como una trocha por donde sacaba madera, y ahora el Estado la convierte en carretera sin haber consultado nunca con la comunidad nativa Centro Arenales. Por ello, nos preocupamos toda la comunidad y yo como lideresa y defensora de mi territorio, empezamos a investigar y hacer nuestras denuncias. Al no tener respuestas satisfactorias, me contacté con la Sociedad Peruana de Derecho Ambiental (SPDA), quienes nos vienen apoyando para hacer respetar el derecho al territorio de nuestra comunidad.

¿Qué les diría a otras mujeres indígenas en su día?

Mayra: Saludo a todas mis hermanas por nuestro día y les digo que la lucha debe ser constante. Es un sacrificio que hacemos muchas veces, porque para salir a hacer gestiones tenemos que dejar nuestras casas, nuestros hijos, nuestros sembradíos, todo para ir a tocar puertas. Por eso, es momento de empoderarnos para llevar desarrollo a nuestros pueblos, siempre manteniendo nuestras costumbres ancestrales.

Zoila: No puedo decir hoy “feliz día” porque aún hay mucho por hacer, pero saludo a todas las mujeres indígenas de la Amazonía peruana y del mundo, y decirles que hay que seguir luchando por hacer respetar nuestros derechos.

Cortesía de Ángela Rodríguez Pressenza

Te podría interesar

Facebook Comments

4,250,623FansMe gusta
173,338SeguidoresSeguir
292,044SeguidoresSeguir
16,500SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

- Advertisment -