domingo, octubre 13, 2019

España considera que se hace uso de espacios públicos con fines partidistas

Se vence el plazo de 2 días a Torra para retirar símbolos independentistas de sedes oficiales

La Junta Electoral Central (JEC) de España dio un ultimátum al presidente del Gobierno catalán para que proceda en un plazo de dos días a la retirada de todos los emblemas emancipadores presentes en edificios de la administración pública


En concreto, la JEC exige a la administración catalana la retirada de “banderas, esteladas, lazos amarillos, fotografías de políticos, pancartas, carteles o cualquier otro símbolo partidista”.

Tras ser advertido por la JEC, Quim Torra retiró el pasado 27 de septiembre una pancarta situada en la principal sede del Gobierno catalán (el Palacio de la Generalitat) con mensajes a favor de los líderes independentistas encarcelados por el referéndum de octubre de 2017.

Sin embargo, distintos edificios gubernamentales como la sede del departamento del Interior o Agricultura siguen luciendo carteles y lazos amarillos que denuncian la situación de los independentistas presos. En distintas ocasiones durante los últimos meses la Junta Electoral Central se opuso a la utilización de los edificios públicos para lucir mensajes partidistas en periodos preelectorales como el que ahora atraviesa España.

Dicha prohibición se realiza bajo la premisa de que las sedes oficiales deben “garantizar la neutralidad de los poderes públicos” y no servir de altavoz para los partidos en el poder cuando se acercan los comicios. En un sentido similar al de la simbología independentista, la JEC instó el 26 de septiembre al Gobierno de España a no utilizar el Palacio de la Moncloa para hacer valoraciones “electoralistas”.

El mandato de la JEC para evitar el uso partidista de los edificios públicos ya provocó una situación de confrontación con el presidente catalán en las semanas previas a las elecciones generales del pasado mes de abril.

Por aquel entonces el presidente catalán desoyó durante varios días las resoluciones de la autoridad electoral instando a la retirada de los símbolos, motivo por el que Quim Torra será sometido a juicio por un presunto delito de desobediencia el próximo 18 de noviembre.

Ahora, ante la repetición electoral del 10 de noviembre, Quim Torra vuelve a mantener un pulso con la autoridad electoral por el mismo motivo. El ultimátum enviado por la JEC a Torra establece que la retirada de símbolos independentistas de los edificios oficiales debe realizarse antes de las 15.00 horas del 4 de octubre. En caso de no ser así, la JEC recuerda a Torra que puede afrontar nuevas consecuencias administrativas y penales.

Cortesía de Sputnik

Te podría interesar

Comentarios

4,253,749FansMe gusta
182,265SeguidoresSeguir
293,950SeguidoresSeguir
16,500SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

Los Más Leídos