Gobierno de Argentina decreta aumento salarial para el sector privado

El gobierno de Argentina anunció este viernes un aumento salarial de 4.000 pesos (66 dólares) para los trabajadores del sector privado, con el fin de combatir la pérdida de poder adquisitivo, que se agudiza en medio de una profunda crisis económica.

Tras más de dos semanas de negociaciones con empresarios y gremios, el Gobierno del presidente argentino Alberto Fernández oficializó el aumento salarial todos los empleados del sector privado, con el fin de combatir la pérdida de poder adquisitivo, originada por la profunda crisis económica heredada de las medidas neoliberales aplicadas por Mauricio Macri.

El decreto prevé el incremento a una suma fija de 4.000 pesos (unos 66 dólares) que será abonado en dos cuotas entre enero (3.000 pesos) y febrero (1.000 pesos), y el ministro del Trabajo, Claudio Moroni explicó que, con los descuentos del seguro social, los trabajadores recibirán un monto final de 3.320 pesos.

Destacó que el incremento  “no es un bono”, sino que se trata de “una suma fija remunerativa” que se incorporará al sueldo a cuenta de la paritaria de sector. “Si usted ganaba 10 mil pesos  e le van a sumar 4 mil; y entonces va a ganar 14 mil”, dijo.

Durante una  rueda de prensa realizada en la Casa Rosada, sede del Gobierno, el ministro indicó que “con esta medida, 1.300.000 trabajadores logran recuperar la totalidad del poder adquisitivo en 2019. Es el 20 por ciento, aproximadamente, de la totalidad de los trabajadores”.

“Es un decreto que tiende a la recuperación de los salarios en el sector privado (…) habrá una medida similar para los trabajadores estatales que seguramente anunciaremos la semana que viene”, aseguró el ministro.

“Es la primera expresión en detalle de lo que planteamos en la ley de Solidaridad, que era impulsar la recuperación de los salarios de los sectores más vulnerados“, acotó.

El gobierno espera que el aumento de salario tenga “un efecto dinamizador de la demanda”, y eximió a las pequeñas y medianas empresas del pago de las contribuciones aplicables al aumento durante tres meses.

El incremento se otorgará a cuenta de los próximos aumentos en negociaciones salariales con los trabajadores, en las que representará un piso.

Por tal motivo, Moroni aclaró que el aumento pretende ser sólo un marco de referencia, pero que de ninguna manera implica un “techo” para que luego se negocie en cada sector”, reseñó El Clarín.

Si nosotros nos metíamos con el básico, nos metíamos en las paritarias. Y de ese modo, por el tema del escalonamiento, terminábamos generando un aumento proporcional a todas las escalas y no queríamos hacer eso”, explicó. 

Sigue leyendo:

Compártelo

Comentarios