Triste Funeral Mapuche: Despedida al lonco Luis Tranamil termina con represión, violencia y detenciones por parte de Carabineros

Violencia, represión y detenciones por parte de Carabinerosempañaron la ceremonia de despedida del Lonco Luis Tranamil en la comuna de Padre Las Casas.

Por Felipe Cornejo Oyarce

Las limitaciones sanitarias de la Fase 1 frente a la pandemia COVID-19, es decir, la cuarentena total, fueron las razones que planteó Carabineros para detener a 16 personas de comunidades Mapuche que asistieron a la ceremonia fúnebre del Lonco Luis Tranamil Linconao, dirigente del Lof Rofue y padre del machi Fidel Tranamil.

Despedida de un combatiente

Luis Lorenzo Tranamil Linconao era el nombre completo que le pusieron Bartolo Tranamil y Juanita Linconao a su hijo nacido en 1960, y que pasados 61 años falleció en la comuna de Padre Las Casas, el día 8 de abril de 2021.

Luis Tranamil Linconao

Desde Lof Rofue destacaron su trayectoria en el camino de lucha contra el régimen dictatorial de Augusto Pinochet y como dirigente social mapuche.

«Su determinación por recuperar y preservar nuestra forma de vida mapuche fue incansable, y siempre con la firme convicción de que la base de todo aquello estaba en la recuperación de nuestro territorio ancestral y por lo mismo junto a sus peñi y lamgen existe hoy una restitución territorial que futuras generaciones recordarán», indicaron en un comunicado publicado por su comunidad.

La ceremonia fúnebre fue fijada para el día domingo 11 de abril de 2021, respetando todas las costumbres del pueblo Mapuche, es decir, se realizó el Eluwun. A través de un comunicado del lof Rofue y la familia Tranamil Nahuel se extendió la invitación a toda persona que quisiera participar de la despedida del Lonco, para así “encaminarle hacia el wenumapu, (…) tomando los resguardos sanitarios respectivos”.

Luis Tranamil Nahuel, hijo del Lonco, no pudo participar de la ceremonia debido a que está siendo sindicado como responsable del homicidio del cabo Carabineros Eugenio Naín, bajo pruebas que han sido motivo de recursos de amparo, en cuanto a la supuesta ilegalidad de su obtención. Vale recordar que otro miembro de la familia Tranamil Nahuel, el machi Fidel Tranamil Nahuel, fue objeto de persecución por parte de carabineros en el marco de la “Operación Huracán”.

Violencia, represión y detenciones

El hecho de no portar los permisos sanitarios y oponerse a un control policial en medio de controles vehiculares en esa zona, fue la razón que argumentó Carabineros de Chile para la detención de las 16 personas asistentes a la ceremonia fúnebre.

Sin embargo, los testimonios de los presentes no concuerdan con esta versión.

Antes de las detenciones se pudo observar de forma permanente drones sobrevolando en las cercanías del lugar ceremonial, y gran contingente policial en distintos puntos de la Ruta 5 Sur.

Mientras regresaban a sus comunidades, distintos vehículos donde se movilizaban dirigentes y familias mapuche, fueron interceptados por el personal policial, y según señalan, también militar; quienes sin explicar motivos procedieron a detener los automóviles y posteriormente detener violentamente a quienes se encontraran en el lugar.

El werkén del Lof Rankilko, Rodrigo Curipan, señaló a Radio Cooperativa que eran más de un centenar de efectivos que actuaron “sin preguntar si llevábamos salvoconducto, Carabineros empezó a sacar gente de los vehículos y llevársela detenida”.

Mientras que el portal «La Voz de los que sobran» reseñó que las comunidades denunciaron una instrumentalización racista del artículo 318, «ya que consideran desmedido el uso de la fuerza aplicado por carabineros, quienes con contingentes especiales esperaron controlar a quienes vistieran prendas de origen mapuche, mientras que a la misma hora una gran cantidad de vehículos circulaban por estas rutas, los cuales no fueron ni controlados ni mucho menos multados golpeados o detenidos».

Ante esta situación, los y las presentes registraron con sus teléfonos el actuar de la policía uniformada.

En uno de los videos del lof Arjenco, se escucha como un carabinero obliga a cortar la grabación debido -según se escucha- a que no se “puede estar grabando dentro del carro”, situación que está fuera de la legislación vigente, ya que, según señaló el abogado Rodrigo Román (Defensoría Popular) al ser consultado sobre la situación expuesta, no existe alguna ordenanza que prohíba registrar imágenes dentro de un vehículo policial.

Contrariamente a lo señalado por el funcionario, la misma institución ha equipado algunos de sus vehículos con cámaras para usar las imágenes como pruebas o testimonios de lo que ocurre dentro de ellos.

Según consignó Radio Kurruf en una nota publicada el pasado 12 de abril, algunas de las personas detenidas durante la ceremonia fúnebre fueron:

-Cesar Rodrigo Curipan Leupan, 38 años, werken Comunidad Ranquilco.

-Víctor Hugo Queipul Millanao, 32 años, Com. Autónoma Temucuicui.

-Manuel Cuminao Cuminao, 46 años, Comunidad.

-Víctor Enrique Queipul Huaiquil, 52 años Lonko Com. Autónoma Temucuicui.

-Arturo Patricio Huenchullan Colicheo, 38 años.

-José Armando Torres Millapan,44 años.

-E. J. T. P., 17 años.

Mira Millanao Quepul, 49 años Com. Autónoma Temucuicui, esposa del Lonco Víctor Queipul.

-Millaray Ilwen Huenchullan Carilao, 20 años Com. Autónoma Temucuicui.

-Evelyn Martza Hualla Pichilen, 27 años.

-Fernanda Leviñir Leviñir,19 años Com. Autónoma Ajenco.

-W. H. C., 17 años Com. Autónoma Temucuicui.

Rechazo a la violencia policial

A través de una declaración pública, la comunidad autónoma Temucuicui planteó que Carabineros de Chile y el Ejército detuvieron la caravana que participaba en la despedida del Lonco Tranamil Linconao, calificando los hechos como terrorismo de Estado, ya que se actuó contra un grupo humano desarmado compuesto por personas de todas las edades.

«En esta acción del terrorismo de Estado han detenido a diferentes personas entre ellas mujeres niñas menores de edad, entre ellos también al Lonko Víctor Queipul, el werken Rodrigo Curipan y otros», expresaron.

En el texto señalaron que “lo más probable es que escudándose en la situación de catástrofe sanitaria, se ampararan para reprimir y hostigar a las comunidades en resistencia de Malleko».

Plantearon que la actuación de los uniformados responde a las nuevas políticas de represión que esta implementando el nuevo coordinador de la denominada macro zona sur Roberto Coloma, «así como las visita del comandante en jefe del Ejército protector del capital de los latifundista y empresas forestales Ricardo Martínez, el que se ha comprometido a apoyar la militarización del wallmapu, y que dispuso personal de la Brigada de Operaciones Especiales a entrenar a Carabineros en la base policial de Pailaweque»..

Asimismo, indicaron que esta nueva agresión es una muestra de racismo, an no entender el derecho de libre determinación que posee el pueblo mapuche y que le otorga la libertad a celebrar las ceremonias ancestrales «para despedir y dar newen en su viaje al padre de los hermanos Tranamil quienes han sido perseguidos y hostigados por la justicia racista y capitalista de Chile»

Hicieron un llamado a las distintas comunidades a hacerse escuchar y manifestar el rechazo categórico ante la violencia ejercida, así como a  los organismos de derechos humanos para apersonarse en las unidades policiales para denunciar las golpizas y vulneraciones a derechos contra los detenidos.

«Rechazamos categóricamente esta nueva agresión de parte del estado chileno en contra del pueblo mapuche, no aceptamos que se continúe castigando y agrediendo a nuestras gentes y especialmente a los niños, mujeres y las autoridades tradicionales mapuche, en este caso al Lonco Victor Queipul y el werken Rodrigo Kuripan, quienes están dentro de los golpeado y detenidos», indicaron en el texto.

Manipulación mediática

Los medios hicieron eco de las palabras del subsecretario Juan Francisco Galli, quien vinculó la quema de una escuela rural en Victoria con lo acaecido el día anterior en el Eluwun del Lonco Tranamil Linconao.

De eso se valieron algunos de los principales medios del país para establecer una vinculación directa entre cualquier hecho ocurrido y la supuesta culpabilidad de las personas asistentes, aún cuando se hicieron todos los llamados a asistir a las exequias respetando y resguardando todo tipo de cuidados para evitar contagios de COVID-19.

La denostación de las comunidades y sus miembros llegó a tal punto que en algunas informaciones surgidas se señala que la razón de dos detenciones fueron una orden pendiente y porte de drogas.

Irremediablemente surgen dudas ante tantas informaciones cruzadas, ante hechos que se contraponen con las versiones oficiales del gobierno y Carabineros.

Compártelo

Comentarios