México: Chiapas y Guerrero son las regiones con mayor fecundidad

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) de México informó sobre los resultados complementarios del Censo de Población y Vivienda 2020, en el que se indica que las regiones con mayor tasa de fecundida son Chiapas, Guerrero y Zacatecas con un promedio superior a más de 2 hijos por cada mujer

México

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) de México informó sobre los resultados complementarios del Censo de Población y Vivienda 2020, en el que se indica que las regiones con mayor tasa de fecundida son Chiapas, Guerrero y Zacatecas con un promedio superior a más de 2 hijos por cada mujer.


La información del cuestionario ampliado del INEGI se recabó del 2 al 27 de marzo de 2020 y cuenta con una muestra probabilística de poco más de 4 millones de viviendas particulares y complementa los resultados del cuestionario básico, referido por el diario local Chiapas Paralelo.

México

El estudio valora que la Tasa Global de Fecundidad (TGF) a nivel nacional es de 1,9 hijos e hijas por mujer, y la entidad con mayor TGF es Chiapas con 2,7, seguido por Guerrero con 2,3 y Zacatecas 2,2. La contra parte de esta data, es decir, la TGF más baja del país, es Baja California con 1,5.

Además, la Encuesta Nacional de la Dinámica Demográfica (ENADID) 2018, fuente de información demográfica y social, dentro del rubro de fecundidad, es decir, los hijos que en promedio tendrá una mujer al final de su vida reproductiva, registró en el quinquenio de 2013 a 2017 que, Chiapas tuvo el mayor registro con el 2,80, seguido de Zacatecas con 2,71, Coahuila de Zaragoza 2,53 y por último Guerrero 2,46.

Por su parte, la organización independiente México Social, dentro de sus investigaciones especiales, publicó en 2018 el reporte «¿Cuáles son las características de las madres en nuestro país?», en la que también se destaca que Chiapas es la entidad con mayor tasa de fecundidad, con un aproximado de 2,9 hijos por mujer.

México

México: Situación de las familias

De acuerdo con los datos del INEGI, 29,3% de las viviendas particulares habitadas en México, presentan al menos una carencia por acceso a la alimentación por falta de dinero o recursos.

La carencia más frecuente está asociada a «una alimentación con muy poca variedad de alimentos por falta de dinero o recursos», indicador reportado en 25,7% de las viviendas. La carencia menos frecuente es «comer sólo una vez al día o dejar de comer todo un día por falta de dinero o recursos», que fue declarada en 7,2% de viviendas.

Además, preguntaron sobre el material predominante en paredes y techos, estiman que 91,6% de paredes son de tabique, 4% son de adobe, 3% de madera y el resto de otros materiales. El 78,6% de las viviendas tienen techo de losa de concreto o viguetas con bovedilla, 12,5% de lámina metálica; mientras el resto es de «otros materiales».

En cuanto al combustible utilizado para cocinar, estiman que en 12,5% de las viviendas se utiliza leña o carbón y las entidades que más lo usan son Guerrero con 40,8%, Oaxaca con 46,1 por ciento y Chiapas con 49,3%, mientras que las entidades que menos lo usan son Aguascalientes, Baja California y Ciudad de México.

Sobre el equipamiento de las viviendas, el 72,9% tiene regadera, 48% tiene boiler o calentador de agua, mientras que 0,8% tiene panel solar para generar electricidad.

En relación a la tenencia de la vivienda, 68,8% de ellas reside la persona dueña o propietaria de éstas, en 17,3% pagan renta, en 12,7% el propietario es un familiar o les prestan la vivienda y 1,1% están en otra situación.

Transporte, educación e ingresos

En el estudio también se hace referencia a la situación de transporte público y la disponibilidad de servicios básicos como agua y saneamiento, infraestructura y equipamiento, abastos, actividad económica y aspectos sociales.

Los resultados arrojaron que, casi la tercera parte cuentan con transporte público foráneo, en 60% de ellas hay agua entubada, 12,3% de ellas se dispone de red pública de drenaje y 27,4% disponen de servicios o agentes de salud.

Por otro lado, a nivel nacional, 10,5% de la población que asiste a la escuela lo hace en un municipio, entidad o país distinto al de su residencia, mientras que 18,6% de la población ocupada se desplaza fuera de su municipio de residencia para ir a trabajar.

El cuestionario ampliado del INEGI incluye la sección de Ingresos monetarios de fuentes distintas al trabajo, donde estiman que 38,5% de las viviendas tienen ingresos monetarios de fuentes distintas al trabajo.

Además, del total de viviendas, 25% recibe apoyo de algún programa de gobierno, 13% recibe ingresos por jubilación o pensión, 6,1% recibe ingresos por remesas y 5,1% recibe apoyos por parte de personas residentes en México.

Te puede interesar…

Compártelo

Comentarios