San Antonio de Padua cumple; devotos dan testimonios

El santo es conocido por encontrar cosas perdidas y apoyar en el amor; reunió a cientos que pedían, principalmente, por familia y trabajo

Tres horas y media es el tiempo aproximado que tardó Marta Aurora en trasladarse en automóvil desde su casa en el Puerto de Veracruz al Templo de San Antonio de Padua, ubicado en la 24 Poniente 102 en el Barrio de San Antonio en la ciudad de Puebla.

Ella, al igual que cientos de creyentes de esta imagen católica, se dieron cita este 13 de junio al templo incrustado en el Barrio de San Antonio para pedirles algún milagro.

Marta fue diagnosticada hace unos meses con cáncer, por lo que sus vecinas le recomendaron acudir a rezar un novenario a San Antonio de Padua.

«La verdad, últimamente no me ha ido nada bien, entonces mis vecinas me comentaron que San Antonio es muy milagroso, por eso es que vengo desde lejos, para ver sí me puede ayudar», mencionó.

Marta Aurora
Creyente

Sin embargo, Marta no solo pedirá por su estado de salud, sino también por su familia; señaló que su hermano padece alcoholismo, y sus hijos se quedaron sin empleo recientemente.

Tradición de años 

A sus 31 años, Adriana continúa visitando la imagen de San Antonio de Padua, como le enseñó su madre cuando ella era niña.

Originaria del barrio de San Antonio, Adriana acudió como años anteriores a pedir principalmente por su salud y la de sus familiares, así como por el trabajo de ella y sus seres queridos.

A pesar de ser considerado como el «Santo del amor«, Adriana aseguró que San Antonio no solamente hace milagros sentimentales.

«Nosotros siempre venimos desde chica, cada quien viene y le pide por lo que quiere y eso está bien, pero yo solo vengo a pedir por mí, por mi familia, para que estemos bien todos», mencionó.

Adriana
Creyente

San Antonio sí cumple

Desde hace 13 años, María del Carmen trabaja vendiendo artículos religiosos en el Templo de San Antonio y afirmó que el santo sí cumple.

Explicó que hace doce años ella le pidió a San Antonio que su hija consiguiera pareja después de permanecer cerca de diez años soltera.

«En mi familia nos pasó, San Antonio nos hizo el milagro, una de mis hijas no se había casado, un día yo le pedí mucho a San Antonio y hasta ahorita ya lleva doce años felizmente casada», mencionó.

María del Carmen
Creyente

Finalmente, detalló que San Antonio de Padua también es considerado como el «Santo de las cosas pérdidas«, pues es socorrido por los católicos para encontrar sus artículos extraviados.

Foto: Archivo El Ciudadano México

Recuerda suscribirte a nuestro boletín

📲 bit.ly/2T7KNTl
📰 elciudadano.com


Comparte ✌️

Comenta 💬