CPI autoriza investigar crímenes de guerra en Afganistán y EE. UU. reacciona

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, dijo que tomarán las medidas legales necesarias para proteger a sus ciudadanos Tras varios años de intimidación por parte de Estados Unidos, la Corte Penal Internacional (CPI) dio luz verde este jueves a la investigación sobre crímenes de guerra y de lesa humanidad cometidos en Afganistán
Publicado en

Mundo

0 0


El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, dijo que tomarán las medidas legales necesarias para proteger a sus ciudadanos


Tras varios años de intimidación por parte de Estados Unidos, la Corte Penal Internacional (CPI) dio luz verde este jueves a la investigación sobre crímenes de guerra y de lesa humanidad cometidos en Afganistán.

Durante una sesión abierta, Piotr Hofmanski, juez de la CPI, con sede en La Haya (Países Bajos), informó que «la fiscal está autorizada a comenzar una investigación por presuntos crímenes cometidos en el territorio de Afganistán desde el 1 de mayo de 2003».

Tras conocerse la decisión, la administración de Donald Trump respondió con enojo y calificó al organismo de diversas maneras. En este sentido, el secretario de Estado, Mike Pompeo, declaró que la Casa Blanca hará todo lo posible para proteger a sus ciudadanos.

«Esta es una acción realmente impresionante por parte de una institución política, inexplicable que se haga pasar por un cuerpo legal (…) EE. UU. no es parte de la CPI y tomaremos todas las medidas necesarias para proteger a nuestros ciudadanos de este supuesto tribunal ilegal», dijo el funcionario.

Con la decisión de este jueves, la Cámara de Apelaciones de la CPI enmendó la que emanó de la Sala de Cuestiones Preliminares, el 12 de abril de 2019, en la que se rechazó la solicitud de la fiscal de la CPI, Fatou Bensouda, de autorizar dicha investigación argumentando que «no redundaría en interés de la justicia».

En un comunicado del organismo, explicaron que la Sala de Cuestiones Preliminares debería haber examinado si existía «una base fáctica razonable para que la fiscal procediera con la investigación» y no considerar un «factor de interés de la justicia», reseñó Sputnik.

Pompeo fijó la postura estadounidense tras conocerse la decisión. Foto: Web.

El Gobierno estadounidense intentó de distintas maneras frenar la voluntad de los jueces de llevar a cabo las pesquisas. En marzo de 2019, informaron que impondrían una política de restricciones a las visas para «aquellos individuos directamente responsables de cualquier investigación de personal estadounidense».

Sin tapujos, Pompeo agregó en ese momento que estas primeras sanciones «también pueden usarse para disuadir los esfuerzos de la CPI para perseguir personal de aliados, incluidos los israelíes».

Acuerdo con los talibanes

Este anuncio de la CPI ocurre después de que el Gobierno estadounidense rubricara el 29 de febrero un “acuerdo de paz” con los talibanes, el cual apunta a terminar la invasión de 19 años en Afganistán y dispone que los 13.000 soldados que tiene en territorio afgano se vayan en un plazo de 14 meses, refirió HispanTV.

La intervención militar en Afganistán en 2001, de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) y encabezada por EE. UU., tenía supuestamente como objetivo derrocar al grupo Talibán, “luchar” contra los extremistas e intensificar la lucha antidrogas, pero no ha hecho sino agravar la situación en el país.

Fuentes: HispanTV, Sputnik.

Compártelo

Comentarios