Madre asesinó a su hijo en un iglesia

Keisha-Holmes

Una madre de Virginia ha admitido que asfixió a su hijo menor hasta matarlo; el motivo de este crimen impensable es desgarrador. El reporte oficial informó que la mujer de 38 años, Keisha Holmes, ha estado en un hospital mental del estado durante los últimos dos años, pero los detalles detrás de lo sucedido a su hijo han sido revelados junto con su reciente declaración de «culpable».

El horrible incidente tuvo lugar en el 2013 en la ciudad de Virginia de Portsmouth. Virginia madre Keisha Holmes tenía sospechas de que su prometido y padre de su hijo recién nacido, había tenido una relación sexual con su hermana. Holmes enfrentó el padre de su bebé y a su hermana, pero ambos negaron tener un romance a sus espaldas.

Sin embargo, la hermana tomó la decisión de lanzar a Keisha fuera de su casa. Los informes no son claras sobre si el el padre del niño fue o no expulsado de la casa. La negación de la infidelidad no pareció calmar las sospechas de la mamá de Virginia porque ella finalizó  con la vida de su hijo menor de 6 años en la iglesia.

El ‘demonio de Dreamin’ como fue catalogada la mujer usó una almohada para ahogar a su hijo de 6 semanas de edad mientras estaba sentado en esa misma iglesia. Después de que ella mató a su bebé, se lo llevó de vuelta a su casa y lo puso en la cuna para luego proceder a llamar a la policía.

También hizo un llamado a otras personas y dejó mensajes que aludieron al hecho de que había matado a su bebé. En el momento del informe del 2013, no se sabía aún públicamente que la madre de Virginia, de hecho, tenía un motivo muy específico detrás de la muerte del recién nacido. Ella fue acusada de asesinato en primer grado, pero su estado mental impide que sea juzgada. Finalmente, eso cambió esta semana cuando se declaró culpable, reconociendo sus atroces acciones.

4,201,324FansMe gusta
128,132SeguidoresSeguir
289,489SeguidoresSeguir
16,403SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

Edición Impresa El Ciudadano