Millonaria derrota judicial para Monsanto por el cáncer que contrajo una pareja

No hay condena ni multa que pueda remediar los daños que ocasiona Monsanto. Sin embargo, cada demanda que pierde la compañía de agroquímicos abre una ventana para que los afectados sigan exigiendo justicia.

Este lunes se informó que la empresa tendrá que pagar la que es, hasta el momento, su derrota judicial más cara.

Son 2.055 millones de dólares los que tendrá que cancelar la empresa a una pareja que desarrolló cáncer tras usar el herbicida Roundup. La decisión la tomó el jurado del norte de California, en Estados Unidos.

Por este mismo motivo, Monsanto acumula más de 13 mil querellas y las autoridades estadounidenses fallaron en su contra por no advertir a los consumidores los peligros que se derivan del uso del producto, reseñó El País.

Hay más de 13 mil denuncias de casos similares. Foto: EFE.

A esa suma total por daños punitivos, se le agregan otros 55 millones de dólares en daños compensatorios.

Las víctimas son Alva y Alberta Pilliod, de 70 años, quienes usaron el herbicida, elaborado con el polémico glifosato, durante 35 años.

En 2011 el primero de ellos fue diagnosticado de linfoma no-Hodgkins y en 2015 llegó el mismo diagnóstico para su esposa Alberta.

La alemana Bayer, que compró Monsanto en 2018, no se piensa quedar con los brazos cruzados y recurrirá la decisión del jurado.

Según ellos, el litigio «llevará tiempo antes de que concluya» porque apelarán y continuarán «evaluando y refinando sus estrategias legales a medida que avanza en la siguiente fase».

En diversas marchas, los movimientos sociales han exigido justicia por los daños que ocasiona la compañía. Foto: Web.

Lo más grave del asunto es que, hasta el momento, solo hay una advertencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que dice que el glifosato «probablemente» es cancerígeno.

Más allá de eso, el herbicida se sigue vendiendo, desde 1976, sin ningún aviso sobre los riesgos que conlleva su uso.

En agosto del año pasado, Monsanto perdió otra batalla legal por un caso muy parecido. Dewayne Johnson, de 46 años de edad, trabajó como jardinero entre 2012 y 2014, período en el que usó el Roundup y otro herbicida de nombre RangerPro.

Y, como la pareja que este lunes ganó la demanda, también sufrió luego un
linfoma no Hodgkin incurable. Por eso, el Tribunal Superior de San Francisco condenó a la empresa a pagarle 289 millones de dólares por no advertir debidamente los potenciales efectos cancerígenos del herbicida, refirió Telesur.

4,202,872FansMe gusta
128,532SeguidoresSeguir
289,448SeguidoresSeguir
16,407SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

Edición Impresa El Ciudadano