es Spanish

La carta de Gómez que encara a Bachelet

Sra. Michelle Bachelet Jeria

Candidata Presidencial Nueva Mayoría

P R E S E N T E.
Estimada Michelle:

En nuestra coalición las negociaciones parlamentarias nunca han sido fáciles. Estamos sometidos a un sistema electoral binominal que sólo permite llevar dos candidatos por bloque, lo que- en nuestro caso- limita las aspiraciones legítimas de cada partido en aumentar su representación.

Los radicales siempre hemos sido impulsores de las primarias en los cargos de elección popular, por ello impulsamos fuertemente las primarias legales, lo que habría permitido resolver nuestras diferencias utilizando una herramienta democrática y legitimada. Esto no fue posible, porque la ley no las hace obligatorias y finalmente predomina la idea del “que tiene mantiene”, lo que hace imposible poner en competencia los cargos de quienes están en ejercicio.

Nos parece importante la discusión que hoy se da en el Congreso para cambiar el Binominal, pero nos preocupa que se limite a la creación de más escaños parlamentarios sin tocar el corazón del poder, por eso para nosotros es muy importante impulsar tres reformas esenciales:

1.-  Poner fin a las  reelecciones eternas.

2.- Establecer obligatoriedad de someterse todos los postulantes a primarias legales.

3.-  Terminar con los aportes reservados a las campañas políticas

A pesar de las diferencias, los partidos fueron capaces de resolver las candidaturas a diputados mediante primarias convencionales.

En materia de candidaturas senatoriales, se busco llegar a acuerdos entre los Partidos lo que finalmente no ocurrió. Hoy nos encontramos sin solución y sin un mecanismo que lo pueda resolver.

Siendo usted la líder de la coalición hemos querido poner en su conocimiento los hechos:

De acuerdo a un mecanismo proporcional que se estableció para buscar equilibrios según la votación de los partidos, en materia senatorial:

– A la DC le corresponde llevar 6 candidatos y lleva actualmente 7.

– Al PS le corresponde llevar 5 y lleva 6 candidatos.

– Al PPD le corresponde llevar 4 y lleva 3 candidatos.

– Al PC le corresponde llevar 3 y lleva 1 candidato.

– Al PRSD le corresponde llevar 2 y lleva 1 candidato independiente.

A todas luces, tanto la DC como el PS se encuentran excedidos en sus pretensiones, pero no ha sido posible que los partidos se pongan de acuerdo para resolver esta controversia con dialogo y unidad.  En su minuto propusimos zanjar esta diferencia por la vía de las primarias convencionales en la VIII Cordillera y primarias parciales en la VI región, lo que finalmente se desechó.

Nuestra aspiración ha sido bastante simple, llevar en candidaturas senatoriales lo que nos corresponde en razón de los acuerdos ya tomados. Sin embargo estamos estancados en su resolución, así como en el cierre de los acuerdos. Hemos ejercido el legítimo derecho a plantear nuestro ánimo de competir en aquellas regiones en que tenemos candidatos y no en la que se nos quieran entregar sólo para cumplir con el número de candidatos.

Esta situación no es cómoda para nosotros. El Partido Radical Socialdemócrata ha realizado esfuerzos importantes para estar en el País por un debate de ideas, planes y proyectos de futuro intentando alejarnos de las discusiones de cupos que poco y nada le interesan a la ciudadanía.

Estamos en política porque tenemos la convicción que es necesario que Chile cambie, somos una alternativa dentro de la Nueva Mayoría y muchas veces se nos ha tratado de díscolos por hacer planteamientos que no son del gusto de algunos, pero la historia nos ha dado la razón.

Lo hicimos en Enero del 2011, antes que comenzaran las movilizaciones sociales, cuando le planteamos a la Concertación que no era posible seguir entregando nuestras banderas ideológicas a la derecha, después que tres partidos firmaran un pacto por la revolución de la educación con el gobierno. Señalamos en ese momento que era necesario ampliar el marco de la oposición, que era necesario incorporar a las fuerzas sociales, a los dirigentes estudiantiles, a los dirigentes sindicales, a los Partidos que estaban fuera de la coalición. Era urgente crear una instancia como la Asamblea de la Civilidad, en la cual, partidos y organizaciones civiles, actuáramos en conjunto para impulsar cambios. Les dijimos que si esto no lo hacíamos, la fuerza social nos pasaría por el lado, nos equivocamos, nos pasaron por encima.

Lo hicimos, también, en las elecciones de Concejales recientes. Se nos propuso ir en lista única solo los Partidos de la Concertación, dejando que el PC y la IC fueran en otra lista. No dimos el acuerdo porque nos parecía necesario que existiera una convergencia política con la izquierda. Esto facilitó, posteriormente, la creación de esta coalición llamada Nueva Mayoría.

El PRSD estaba y está convencido que la incorporación  de nuevas personas al mundo político es esencial e integramos a un Independiente en la lista de Senadores del PRSD, al periodista Alejandro Guiller, sin importarnos “perder un cupo partidario”, nos parecía mas importante practicar lo que hablamos.

Contra la opinión de muchos, en ese momento, dimos nuestro apoyo a la candidatura de Giorgio Jackson, Camila Vallejos, Karol Cariola, Eduardo Vergara, Diego Ankalao, entre otros, fue en los momentos en que nadie se atrevía ni quería hablar de los “cambios profundos” que hoy están en boga.

Usted recordará que por todas estas decisiones políticas, fuimos  atacados duramente, señalando que queríamos romper la Concertación, que éramos divisionistas.

El tiempo y la historia nos ha dado la razón, la unidad no se da  encerrado entre los partidos, la unidad no se logra imponiendo. Estamos seguros que este ha sido un primer paso y esperamos que la “Nueva Mayoría” no cometa los errores del pasado ni se convierta en una camisa de fuerza para quienes queremos cambios reales en nuestro país.

El futuro está en sus manos, de usted depende cuales serán las políticas a desarrollar y lo que hará el próximo Gobierno. Nosotros apoyaremos este proceso de cambios profundos porque creemos que la política no debe ser sólo un discurso sino que más una acción con gestos concretos de desprendimiento y apertura. Esta forma de hacer política queremos llevarla adelante así nos veamos afectados.

En algún momento pensamos solicitar su intervención para que usted, como líder de la coalición, dirimiera la falta de acuerdos en el pacto parlamentario. Hemos tomado la decisión de no hacerlo. Consideramos que ello pondría a su candidatura en una situación compleja. Es responsabilidad de los Partidos lograr los equilibrios. No es posible pensar que el ejercicio de la presión o la fuerza puedan ser suficientes para lograr los acuerdos, si esto es así, no habla bien de la nueva coalición. No seremos nosotros quienes pondremos obstáculos para lograr el cierre de los acuerdos.

Sin embargo, no puedo dejar de mencionar un tema que nos preocupa fuertemente. Vienen tiempos difíciles para gobernar y para ello la coalición y su Gobierno va a necesitar Parlamentarios que no negocien sus votos y que apoyen los cambios que usted ha comprometido a Chile.

Durante estos últimos años hemos vivido momentos amargos, cuando parte de la coalición decide votar a favor de la Ley de pesca que entregó el mar a los privados a perpetuidad, cuando se vota a favor de los transgénicos y de Hidroaysen, cuando no existe voluntad para democratizar de verdad el espectro radioeléctrico, cuando no se defiende con fuerza y convicción los derechos de los pueblos originarios.

Por eso, esperamos que quienes salgan elegidos cumplan con sus compromisos programáticos, que  se atrevan a cambiar la Educación, que voten a favor de una reforma tributaria que permita mayor justicia social, y que sean capaces de votar en contra de las empresas monopólicas que hoy dirigen gran parte de nuestra economía.

Una tarea fundamental es la nueva Constitución Política, terminando con la actual que es autoritaria y conservadora. Estamos convencidos que el camino de mayor legitimidad es la Asamblea Constituyente, puesto que es la que realmente asegura los cambios. Mientras la decisión esté concentrada en quienes son afectados, será muy difícil lograr los cambios que realmente el País necesita. Es verdad que existe controversia respecto al método, pero ello debe resolverse por la vía más democrática y esta es el plebiscito. No  es aceptable que se le tenga temor al voto ciudadano y no se impulse la Reforma Constitucional denominada “cuarta urna” o “urna plebiscitaria” para que los chilenos y chilenas decidamos si queremos una nueva Constitución y si esta debe hacerse por una Asamblea Constituyente o no.

Como partido esperamos contar con una importante bancada de diputados y un senador independiente que defienda las ideas que hemos planteado.

Estimada Michelle, nuestra misión es hacer de la política algo respetable e inspirador. Estoy convencido que la mejor forma de lograrlo es con el planteamiento que hemos realizado y no el constante reparto de pequeñas cuotas de poder.

Esperamos tener un triunfo en las próximas elecciones parlamentarias y presidenciales para dar paso a este cambio que Chile está esperando.

Se despide atentamente

 

 

José Antonio Gómez Urrutia

Presidente Partido Radical Socialdemócrata

Facebook Comments

4,250,167FansMe gusta
172,228SeguidoresSeguir
291,892SeguidoresSeguir
16,515SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

Movilh denunció ante Contraloría que Plan Nacional de DDHH vulnera compromisos...

El Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) presentó este martes ante la Contraloría General de la República un requerimiento donde advierte...
- Advertisment -