Odebrecht sigue sacudiendo a la región: campaña del opositor venezolano Capriles habría sido financiada ilegalmente

124

En el marco de un acuerdo con la justicia, el exejecutivo de Odebrecht Euzenando Azevedo contó a las autoridades que transfirió dinero fuera de la contabilidad oficial para la campaña presidencial de Capriles, que perdió los comicios ante Hugo Chávez con el 44 % de los votos. Cabe recordar que el expresidente venezolano no llegó a asumir dicho mandato, por lo que luego tuvieron que repetirse los comicios con Nicolás Maduro como candidato tras el fallecimiento de Chávez.

«El ex director de Odebrecht en Caracas Euzenando Azevedo contó en su ‘colaboración premiada’ que transfirió dinero —sin detallar montos— por fuera de la contabilidad oficial a Capriles para ayudarlo en la campaña, como una forma de no poner todos los huevos de la empresa en una sola canasta», informó el diario brasilero Valor, dejando así a una nueva víctima del escándalo que sacude a toda la reigón.

De acuerdo con lo informado por el periódico, el entonces presidente Chávez (1954-2013) era el mayor destinatario de los fondos ilegales que pagaba la empresa brasileña en Venezuela y cuando el servicio de inteligencia detectó la contribución para Capriles, el gobierno amenazó con «cancelar los contratos» de la firma. El propio Marcelo Odebrecht se disculpó con el gobierno que ahora comanda Nicolás Maduro, por ese entonces canciller, y Azevedo debió dejar su puesto en Caracas.

Odebrecht, una de las empresas más importante en lo que a construcción e ingeniería se refiere en el continente, está colaborando con la Justicia brasileña a cambio de una rebaja en las condenas de sus ejecutivos y se comprometió a pagar una multa de 2.600 millones de dólares. En ese sentido, Marcelo Odebrecht, cumple una sentencia de casi 20 años de prisión por su actuación en la red de sobornos montada para financiar la política en Brasil y en una decena de países, mayormente de América latina, a cambio de ventajas para su constructora en las obras públicas.

Relacionado:  El esperable camino del neoliberalismo hacia la tanatopolítica: Chile como laboratorio fuera de control

En cuanto a Capriles, dos veces candidato a la presidencia de Venezuela y gobernador del céntrico estado Miranda, se trata de uno de los opositores más emblemáticos al movimiento chavista y ya había sido denunciado hace unos meses por la Fiscalía por presuntamente haber recibido tres millones de dólares de Odebrecht.

Al respecto, Capriles, a través de su cuenta de Twitter, el pasado 5 de enero calificó de una «infamia» la acusación, alegando que el gobierno «da pena ajena» porque ahora «resulta que yo soy el señalado». Dijo además que en Venezuela «nunca hubo tanta corrupción» y que sobre el caso de Odebrecht «deben dar cuenta» todos los que pasaron por la administración del fallecido presidente Chávez y del actual mandatario Nicolás Maduro.

El líder opositor, tal como informa el diario La Capital de Argentina, asegura que las contrataciones con Odebrecht se hicieron durante la gestión como gobernador de Diosdado Cabello (2004-2008), diputado y uno de los líderes del chavismo. Por su parte, y sin mencionar el nombre de Capriles, el presidente Maduro dijo al respecto que «hay un gobernador involucrado» que podría ir preso.

Por último, la Fiscalía brasileña comenzará a entregar este viernes las pruebas sobre sobornos pagados por Odebrecht a autoridades de otros ocho países de América Latina, pero exigirá que la documentación se mantenga bajo sigilo hasta nueva orden. Las pruebas fueron solicitadas por las fiscalías de Argentina, Colombia, Ecuador, México, Panamá, Perú, República Dominicana y Venezuela, informa la agencia Efe.

¿Hasta dónde llegará el impacto del escándalo Odebrecht en la región?