Marihuana para tratar el SIDA

Las revistas científicas no suelen ser leídas por el ciudadano de a pie, pero muchas de las noticias más relevantes son transmitidas por medios más accesibles  y así nos enteramos de los avances médicos, los adelantos en las técnicas forenses de análisis de ADN o la importancia del encuentro de determinados restos arqueológicos

Por Director

Publicado en

Salud

0 0


Las revistas científicas no suelen ser leídas por el ciudadano de a pie, pero muchas de las noticias más relevantes son transmitidas por medios más accesibles  y así nos enteramos de los avances médicos, los adelantos en las técnicas forenses de análisis de ADN o la importancia del encuentro de determinados restos arqueológicos. Pero a veces se unen dos temas que interesan de por sí y entonces la noticia es doblemente divulgada. Este es el caso de la marihuana medicinal y el sida, dos temas que interesan por separado y aún más si van juntos. Esto es así por diversos motivos, pero sobre todo porque somos conscientes de la cronicidad del VIH y del encarecimiento de su tratamiento farmacológico, y porque cada vez hay más gente que aboga por un tratamiento más natural y menos químico en muchas dolencias. En este caso, el artículo fue publicado en una revista de biología, y se basa en la investigación de la Temple University School de Filadelfia en la que se ha descubierto que el THC (tetrahidrocannabinol) ayuda a combatir el virus del VIH. La cosa funciona así: los macrófagos (un tipo de glóbulo blanco) se especializan en células enfermas o agonizantes. El VIH ataca a los macrófagos e incluso puede sobrevivir dentro de él, viajando por el torrente sanguíneo e infectando a otras células del cuerpo. Por lo tanto, los investigadores intentan hace tiempo descubrir cómo proteger a los macrófagos del VIH. Al parecer, los macrófagos tienen receptores cannabinoides, y en diversas pruebas se ha comprobado que los macrófagos expuestos a los cannabinoides fueron más resistentes a la “invasión” del VIH que los no expuestos. Seguramente todos los que nos acercamos a esta noticia lo hacemos con una sonrisa esperanzada, pero algunos quizás tienen dudas sobre el efecto psicoactivo que el uso de la marihuana puede suponer: pueden estar tranquilos. El uso medicinal de la marihuana en este tipo de tratamientos tiene unos efectos psicoactivos casi despreciables. Ojalá esta crisis económica a escala mundial que estamos sufriendo no desprecie la importancia que estas investigaciones tienen en nuestro futuro, y se pueda seguir invirtiendo en que los científicos del mundo cada vez más encuentren caminos alternativos y fiables hacia la curación de enfermedades tan graves como el sida.

El Ciudadano

Comentarios