Consumo de marihuana afecta calidad, cantidad y perfil genético del esperma

En el marco de las recientes legalizaciones de la marihuana con fines medicinales y recreativos en países como Canadá, Estados Unidos, Costa Rica, Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, entre otros; su uso se ha ampliado progresivamente y es un tema que hoy en día se ha suavizado en la sociedad, en comparación a lo que era hace unos años.

En la actualidad, se conocen muchas investigaciones que han sido realizadas en el transcurso del tiempo, que abarcan y demuestran los diversos beneficios del cannabis para la salud, así como para el tratamiento de diversas enfermedades y trastornos. Entre sus ventajas se encuentran que es efectiva para el tratamiento del dolor, puede tener un efecto relajante, mejora la creatividad, induce el sueño, mejora el apetito, reduce náuseas y vómitos, etc.

Sin embargo, recientemente, un grupo de científicos estadounidenses de la Universidad de Duke (Carolina del Norte), ha estudiado los efectos que causa específicamente en el esperma humano y sus posibles consecuencias en los niños concebidos tras su consumo, en el que constataron que el componente psicoactivo el tetrahidrocannabinol (THC)- desata cambios estructurales y regulatorios en el ADN del semen del consumidor.

Determinaron que su consumo tiene efectos en los hombres que la fuman, ya que genera cambios en su perfil genético de esperma, que -en otros estudios- se han asociado con un crecimiento anormal y cáncer.

A partir de experimentos sobre ratas y el estudio de 24 hombres, los especialistas determinaron que el THC afecta a los genes en dos importantes vías celulares y altera la metilación del ADN, un proceso esencial para el desarrollo normal, reseña el portal de noticias Actualidad RT.

Una de las vías es responsable de ayudar a los órganos corporales a alcanzar su tamaño completo, mientras que la otra involucra una gran cantidad de genes que regulan el crecimiento durante el desarrollo. Varios tipos de cáncer están asociados con la interferencia de estas vías, aunque este estudio no encontró un vínculo específico entre el consumo de marihuana y el cáncer.

Los resultados fueron publicados este miércoles en el Epigenetics Journal, en los que se detalla que los investigadores hallaron concentraciones más altas de THC en la orina, que corresponden a un recuento de espermatozoides más bajo.

La investigadora principal, Susan K. Murphy, de la División de Ciencias Reproductivas del Centro Médico, explicó que no existe certeza en cuanto a lo que significa para el desarrollo del niño y enfatizó que «se desconoce si el esperma afectado por el THC sería lo suficientemente saludable como para fertilizar un óvulo y seguir desarrollándose en un embrión«.

En este sentido, recomendó que debido a la falta de resultados más profundos, el mejor consejo es «rechazar el cannabis al menos seis meses antes de concebir, como precaución». Sin embargo, el equipo de expertos continúa su trabajo en búsqueda de expandir el estudio a un grupo mayor de participantes e investigar si los efectos se invierten si se deja de consumir marihuana.

Por su parte, el profesor Scott Kollins, otro de los autores del estudio, puntualizó que «aún no sabemos qué tanto significa eso, pero debemos pensar en el hecho de que cada vez más hombres jóvenes en edad fértil tienen acceso legal al cannabis».

Aunque el uso recreativo de la marihuana se está volviendo cada vez más legal, no significa que sea seguro, pues al igual que el alcohol y el tabaco, la droga conlleva riesgos, y en el caso de los hombres afecta el conteo de espermatozoides y la vitalidad.

El estudio fue pequeño, pero el equipo señala que todos aquellos hombres que consumen marihuana deben asumir que habrá cambios en su esperma. A pesar de que trabajos anteriores han sugerido que fumar marihuana puede disminuir el recuento de espermatozoides, esta nueva investigación es la primera que muestra la fuerte correlación entre las concentraciones de THC en la orina y el número de ellos en el semen, tanto en fumadores como en no fumadores, publica El Horizonte.

Más preocupante para los investigadores fue el grado de cambios epigenéticos entre los fumadores de marihuana, pues cuanto mayor es la concentración de THC en la orina masculina, más pronunciados son esas alteraciones.

La epigenética se refiere al conjunto de pequeñas «etiquetas» químicas que se agregan a la estructura del ADN y regulan la expresión génica, un proceso normal que puede ser alterado por las exposiciones ambientales.

A.L.

Nueva Zelanda hará referéndum sobre el uso de la marihuana recreativa

Nueva Zelanda se suma a países que legalizan la marihuana para uso medicinal

 

4,223,658FansMe gusta
139,806SeguidoresSeguir
289,166SeguidoresSeguir
16,446SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

- Advertisment -

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -