Yo quiero que exista El Ciudadano

Lea la carta traducida en:

Italiano Francés / Alemán / Portugués / Euskera / Hebreo / Ruso


Amigos(as) y lectores(as) de El Ciudadano:

Desde que comenzamos nuestra aventura periodística hace siete años atrás, nuestra propuesta editorial ha sido por generar un medio de comunicación libre e independiente que entregue a nuestros lectores una información en profundidad, visibilizando las problemáticas del movimiento social y entregando un espacio para el debate de ideas en nuestra sociedad. Nuestro horizonte es construir un espacio diverso y plural. Han pasado ya los años y hemos podido sobrevivir, pese al modelo medial que dificulta en Chile la circulación de ideas y discursos.

Sin embargo hoy pasamos un duro momento económico que pone nuestra continuidad en peligro. Nos gustaría poder cubrir más acontecimientos, dar espacio a más fuentes que amplíen la comprensión de nuestra realidad e investigar con mayor profundidad, pero los recursos con que hoy contamos no sólo son escasos, sino que amenazan seriamente nuestra existencia.

Contamos con una planta periodística mínima y recursos insuficientes para poder cubrir todas las solicitudes que nos plantean y las ideas para reportear que se nos ocurren. Edición a edición contamos los pesos para que usted pueda leernos en los kioskos y leernos día a día en nuestro portal web. Ustedes ya nos conocen.

Tanto en Chile como en el mundo se están viviendo profundos cambios. El modelo neoliberal que se compró a la mayoría de los medios masivos está haciendo agua y el movimiento social está despertando luego de años de letargo. El proceso es complejo y los medios masivos siguen aferrados a mantener el modelo predominante como único modelo de vivir posible. El pensamiento único permeó fuertemente el debate, a los políticos y, de sobre manera, a los grandes conglomerados mediáticos.

 A la hora de analizar el totalizante avance del modelo de desigualdad en curso es una evidencia que no hubiese sido posible sin el apoyo de los medios masivos. Por eso, hoy más que nunca, se hace necesaria una prensa libre de verdad y no atada a los grandes grupos económicos.

El costo de la prensa hace que por estos días sus lealtades sean más con los anunciantes que con sus lectores. Todos sabemos que quien pone la plata elige la música y la prensa chilena que ha sobrevivido al modelo  es la que ha sabido venderse y callar cuando alguna investigación implica a sus anunciantes o a los poderosos de siempre.

Nosotros apostamos por una nueva economía para los medios de comunicación. No queremos repetir el actual funcionamiento de los medios que venden sus lectores a sus anunciantes. No queremos que al abrir nuestras páginas se encuentre con publicidad de Hidroaysén o La Polar. Esto nos obliga a pedirles a nuestros lectores el financiamiento para poder seguir haciendo un periodismo de calidad.

No queremos aumentar el precio de nuestra edición mensual o poner un muro en el portal web para los lectores suscritos, porque el periodismo que hacemos queremos que se difunda en su máxima posibilidad y estamos en contra a que el acceso a la información dependa del tamaño del bolsillo.

Nuestra propuesta editorial es entregar de manera gratuita información de calidad y amplitud de mirada. Por ello, nuestros contenidos están licenciados como creative commons. Queremos que circulen lo máximo posible y así se difundan problemáticas, ideas y experiencias que, como bien sabemos, los poderosos de hoy quieren silenciar.

 Esta campaña te invita a un sueño, a un ensayo en la historia de la prensa: Poder generar una relación con nuestros lectores de manera directa, de modo que ellos sean quienes financien nuestra publicación. Para ello, te pedimos una cooperación que nos permita mantener nuestro medio en papel y digital sin perder la independencia editorial que tenemos.

No dependemos de ningún gobierno, no tenemos a nuestras espaldas ningún financista y, menos, a las empresas que hoy deciden que medio existe y cuál no.

Nos enorgullecemos de ello y queremos seguir así.

El Ciudadano necesita para su funcionamiento, 15 millones de pesos mensuales  (7 millones para impresión y distribución, 6  para remuneraciones   y 2 para gastos operacionales). Por lo que su donación – sea cuál sea el monto- hoy se hace de vital importancia.

 Somos un medio independiente, pequeño y trabajamos duro a diario para poder entregarles contenidos de calidad. Después, en una próxima campaña, usted va a evaluar si cumplimos con sus expectativas.

Nos comprometemos a seguir manteniendo nuestra independencia, a generar más contenidos de calidad e investigación periodística y a seguir entregando, como todos los días, el enfoque que los medios masivos omiten o ni siquiera se dan cuenta frente al acontecer cotidiano. Queremos visibilizar a más voces, pesquisar con mayor profundidad y entregarles un periodismo de calidad como es el que hace falta en Chile.

Gracias

Equipo El Ciudadano

 

ATENCIÓN  [email protected]

Los resultados generales de las donaciones se harán públicos en este mismo espacio de forma semanal.

 

 

cuadrobalance

No dejes que pase más tiempo y solidariza ahora mismo:




 

 

Los datos para realizar tu aporte mediante transferencia o depósito son:

A Nombre de:  Sociedad Periodística El Ciudadano

Cuenta N: 166-07761-05

Rut: 76.080231-K

Banco: de Chile

Tipo de cuenta: Corriente

email para comprobante: [email protected] 

*Nota: Debido a que  el banco no nos envía tus datos personales (mail y teléfono), te pedimos, si lo estimas,   escribir a [email protected]  indicando esos datos , para así estar en contacto y mantenerte informado del desarrollo de esta campaña.

 

 Elije tu banco y haz tu aporte

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

*Si prefieres solidarizar por medio de otra  vía te invitamos a vistarnos personalmente en Loreto 260, Recoleta. Cualquier duda llamar al +56 (2) 6982442

 

Lee la carta traducida al :Inglés / Italiano  / Francés / Portugués / Euskera