“Fiebre Marrón” o el extractivismo de los bosques de macroalgas marinas en Chile

Los bosques marinos de la Patagonia sufren la proliferación del saqueo de macroalgas pardas o huiros que es la denominada “Fiebre Marrón” que provoca deforestación submarina a gran escala de valiosos ecosistemas australes

“Fiebre Marrón” o el extractivismo de los bosques de macroalgas marinas en Chile

Autor: Seguel Alfredo

El extractivismo descontrolado de los bosques de macroalgas en los mares de Chile

Los bosques de macroalgas, también llamados pardos o huiros, son desconocidos tesoros marinos que, según la campaña “Bosques Azules”, deben ser protegidos para el equilibrio de la biodiversidad que albergan y lucha contra el Cambio Climático. 

Probablemente cuando se piensa en un bosque la imagen que llega inmediatamente son frondosos árboles nativos, pero hay otros tipos de bosques y que también son esenciales para la vida del planeta.

El Diario de Puerto Varas realizó una nota sobre la importancia de estos bosques submarinos en la Patagonia Austral, en el marco del lanzamiento de la campaña BosquesAzulesCl y sobre los impactos que genera su mega extractivismo.

“Fiebre Marrón”: Saqueo de macroalgas marinas en Chile

Por Constanza Hitschfeld

Diario Puerto Varas

La Patagonia chilena alberga uno de los bosques nativos de macroalgas más grande y diverso del mundo. Un frágil ecosistema fundamental para el equilibrio de la biodiversidad que sufre una rápida deforestación en Chile. Pesqueras nacionales extraen entre 600 mil a 800 mil toneladas de estas algas pardas o huiros nativos, en vez de producirlas en cultivos como hacen otros países. 

Alejandro Buschmann, investigador del Centro imar de la Universidad de Los Lagos, explicó que “los bosques costeros de las grandes algas pardas dan refugio y hábitat a una serie de organismos como peces de roca y diferentes invertebrados como los erizos que dependen de la presencia de estos huirales”. 

Algas Marinas Tesoros de Chile 

Las algas pardas denominadas “ingenieros del ecosistema marino” son refugio para el desove de ciertas especies y crecimiento de individuos juveniles de crustáceos, peces, moluscos, mamíferos y aves marinas. Algunas endémicas y en peligro de extinción como el Chungungo o gato de mar, Delfín austral y chileno, erizos, jaibas y centollas, entre otros. 

“Es necesario tener reglas claras para sustentar esta actividad económica y no destruir los ecosistemas costeros. Para ello las cuotas de pesca son imprescindibles, pero además se debe buscar la forma para cultivarlas y de esta forma disminuir la presión por pesca”, enfatizó Alejandro Buschmann.

Conservación marina 

En el Día Mundial de los Océanos surge “BosquesAzulesCL”, una campaña ciudadana que busca generar conciencia y educar sobre la importancia de la conservación marina. Especialmente para evitar la proliferación del saqueo de las algas pardas y deforestación submarina a gran escalada, que en la Patagonia chilena también es llamada la “Fiebre Marrón”.

El equipo de Bosques Azules, explicó que “hoy 8 de junio de 2023 hemos decidido iniciar esta campaña comunicacional de educación y sensibilización ambiental marina para la protección de los bosques azules. Es decir, los bosques de macro algas marinas de las costas de Chile, bosques de huiro y cochayuyo, que producen el oxígeno que respiramos y que sustentan más de 150 especies, muchas de ellas de alto valor comercial”.

Bosques Marinos Patagónicos 

Un tercio de los bosques de Macrocystis están ubicados en las regiones de Aysén y Magallanes. Compuesto principalmente por especies huiro flotador o sargazo, Huiro Palo, Huiro Negro, Cochahuasca o Coyofe y Cochayuyo. Especies que se extienden a lo largo de sectores costeros poco profundos y rocosos, cubriendo extensas áreas marinas.

“Se habla incluso de una “Fiebre Marrón”, es decir una proliferación del saqueo de algas pardas en gran parte de la costa nacional, sin mayores regulaciones y con técnicas de extracción destructivas, lo que está provocando una deforestación submarina a gran escala de estos valiosos ecosistemas”, denunció Bosques Azules.

Mitigación Cambio Climático 

Las algas marinas son altamente eficientes en la absorción de dióxido de carbono (CO2) de la atmósfera, actúan como sumideros, almacenando grandes cantidades de este gas de efecto invernadero. Es por esto que son imprescindibles para la lucha contra el Cambio Climático y para la generación de gran parte del oxígeno que respiramos.

Para obtener información sobre los bosques de macro algas sigue la campaña “BosquesAzulesCL”, que difunde amplia selección informativa: Videos, imágenes, notas y artículos especializados.

Seguir leyendo más…

Fascinantes tesoros marinos en los mares de Chile: impulsan campaña comunicacional BosquesAzules.CL

 Invitan a reflexionar sobre el cuidado del mar Antártico y Patagónico

 Oceana reclama plan de acción mundial para proteger los bosques de algas

Estreno digital para ver aquí: “Corazón Salado”, impactante documental desde la Patagonia Austral


Comenta



Busca en El Ciudadano