Piden 12 años de cárcel para imputados por caso de enfermera apuñalada en Las Condes

Pola Álvarez fue consultada sobre los 12 años de presidio que solicita la Fiscalía para sus agresores y señaló que "sería una pena baja". "Aún tengo secuelas tanto emocionales como físicas", afirmó la enfermera.

Por Leonardo Buitrago

26/01/2024

0 0


La Fiscalía solicitará una pena de 12 años de presidio para los imputados por el ataque sufrido por la enfermera Pola Álvarez, quien fue apuñalada en 2022 en la comuna de Las Condes.

Cabe recordar, que una funcionaria de la Clínica Nueva Cordillera (compañera de trabajo de Álvarez) y su pareja, se encuentran prisión preventiva hasta que deban enfrentar el juicio oral,  por el intento de homicidio de la enfermera, quien recibió al menos 11 puñaladas tras salir de su turno el 26 de junio de 2022.

La Fiscalía Oriente confirmó que el fiscal jefe de Las Condes, Felipe Sepúlveda, presentó la acusación en el respectivo tribunal. 

El escrito señala que «la acusada Patricia Henríquez Cortés (también enfermera) le solicitó a su cónyuge, Enrique Hanson González, que diera muerte a su compañera de trabajo Pola Álvarez Cortés, puesto que mantuvo numerosas dificultades y conflictos de índole laboral con Patricia Henríquez, los días y semanas previos a estos hechos, siendo ambas enfermeras de la Unidad de Urgencias de la Clínica Nueva Cordillera».

El documento consignado por LUN precisa que «luego que Pola Álvarez salió caminando desde la clínica por avenida Alexander Fleming en dirección al poniente, fue abordada en la intersección de dicha arteria con pasaje Cañumanqui, comuna de Las Condes, por el acusado Enrique Hanson, a pocos metros del recinto asistencial mencionado, quien, con el fin de causarle la muerte, la agredió con el arma cortopunzante que portaba, en más de 11 ocasiones en distintas partes del cuerpo».

De acuerdo con los hechos descritos, la parte querellante pide que «se condene a los acusados como autores de un delito frustrado de homicidio calificado a la pena de 12 años de presidio mayor en su grado medio».

«Sería una pena baja»

Pola Álvarez fue consultada sobre los 12 años de presidio que solicita la Fiscalía para sus agresores y señaló que «sería una pena baja».

«Aún tengo secuelas tanto emocionales como físicas. Tuve que salir nuevamente de mi casa porque la familia de la acusada no me ha dejado tranquila en todo el tiempo que ha pasado. Si me preguntas a mí en estos momentos qué es lo que siento… siento que ellos van a salir de la cárcel y me van a matar. Nadie piensa que lo que pasará en algún momento», aseguró la enfermera a LUN.

Sigue leyendo:

Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬