Animal bebé atrapado en alcantarilla es rescatado de una forma súper ingeniosa

"Esperé hasta que pude ver la punta de su cola sobresaliendo"
Publicado en

Animales / Mundo

0 0


Cuando Donna Lochmann recibió una llamada sobre un animal bebé atrapado en una alcantarilla, dejó todo para ayudar. Corrió a la escena y se encontró con un grito desesperado desde el interior de un colector de aguas.

“Pude escucharla maullar tan pronto como salí del jeep”, dijo Lochmann, quien se desempeña en la unidad de salvamento de Stray Rescue en San Luis, Misuri (EE.UU.).

“Miré hacia abajo y vi este pequeño gatito blanco y negro en el fondo de la alcantarilla. Ella debe haber tenido alrededor de 7 semanas de edad», dijo.

Los maullidos del gatito eran cada vez más intensos y la puesta de sol se acercaba. Entonces, la rescatista sabía que tenía que ayudar al animalito rápidamente. Pero las paredes de la alcantarilla eran lisas y no había ninguna escalera que le permitiera bajar hasta donde estaba el minino, por lo que Lochmann tuvo que idear un plan diferente.

El ingenioso dispositivo que creó la rescatista para salvar a la gatita

“Regresé al Jeep y vi una gran bolsa de comida para perros. Vacié la comida, hice un agujero en la parte superior de la bolsa y le sujeté dos correas para poder bajarla” hasta el gato, explicó la mujer.

Lochmann luego metió un poco de comida humedecida dentro de la bolsa antes de bajarla por la alcantarilla. La bajó y la gatita dudó al principio, pero su hambre finalmente ganó: se desplazó hacia la bolsa y comenzó a lamer la comida que había dentro.

La gatita duda si entrar a la bolsa o no.

“Esperé hasta que apenas pude ver la punta de su cola sobresaliendo. Entonces tiré hacia arriba y ella se deslizó hasta el fondo de la bolsa”, afirmó la voluntaria.

Con el gato en la bolsa, Lochmann la levantó con cuidado y la sacó del alcantarillado. Tan pronto como la gatita estuvo en sus brazos, la rescatista pudo apreciar cómo estaba.

La gatita bebé ya está dentro de la bolsa.

“Estaba toda mojada por estar en el fondo de la alcantarilla, así que traté de secarla con algunas toallas (…) Era una gatita súper dulce”, dijo

La gatita luego acompañó a Lochmann por el resto del día. Ella y Lochmann fueron juntas a una exposición de arte, donde obtuvo el nombre Tardy por lo tarde que habían llegado. Luego, Tardy fue a la casa de Lochmann para una fiesta de pijamas, donde hizo una inesperada mejor amiga.

“Mi perro la amaba. Se frotaba contra los barrotes de su jaula y mi perro simplemente la lamía”, señaló.

El perro de la rescatista hace cariño a la gatita rescatada.

Después de la fiesta, Lochmann llevó a Tardy al refugio de animales. Pero el animalito no se quedó allí por mucho tiempo: encontró un hogar adoptivo temporal de inmediato.

Tardy todavía es demasiado pequeña para ser adoptada definitivamente, pero le encanta la vida en su nuevo hogar de acogida. Y en unos meses, cuando sea lo suficientemente grande, sus dedicados cuidadores del centro de rescate le encontrarán el hogar perfecto.

Hasta entonces, Tardy continuará acurrucándose con sus padres adoptivos y disfrutando de la vida dentro de un hogar cálido en vez de la alcantarilla húmeda y oscura en la que fue hallada.

Vía The Dodo

Sigue leyendo


Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬