es Spanish

Disco: Mauricio Redolés – “One, two, tres, cuatro”

Mauricio Redolés nos ofrece ante todo frescor. Este álbum no representa innovación alguna en el estilo ya característico del mentado, es más: deja esa grata sensación que concebir y grabar un disco para Redolés siempre resulta así de fácil y entretenido. No obstante es un disco novísimo porque invoca una cierta erudición pop que le brinda localización a la escucha del auditor, cosa poco común por estos lados. No se trata de que todo disco deba venir prologado por cierta referencia musicológica -como es este caso, con el preciso texto del mexicano Montoya Arias-; ni que esta deba ser una placa enciclopédica, en el sentido de un auditor obligado a reconocer cada una de las referencias o citas histórico-musicales sesudamente integradas, para poder “comprender” lo que tiene en frente. Lo que sí, este es un disco particular de Redolés, pues los textos que acompañan la música brindan algo así como un “contexto” que permite apreciar esta entrega de manera mucho más ajustada a la idea subyacente.

One, Two…” de ninguna manera debe escucharse como un disco conceptual, en el sentido de aquellos viejos álbumes anglo que plantean una sinopsis sobre tal o cual cosa o que de frentón narran una historia o musicalizan a este o aquel ilustre poeta. Este es un disco despelotado -¿qué disco de Redolés no lo es? sin ofender- porque atraviesa un universo donde lo personal, lo colectivo, la épica proletaria y el lumpen, lo local y lo transcontinental, por ejemplo, se vuelven un todo muy colorido y sin orden aparente. Corrió antes de su lanzamiento el rumor que este iba a ser un álbum “de/sobre rancheras”, y dudo que alguien haya imaginado un disco monográfico, conociendo la obra del autor. Más bien, acá se rinde homenaje a una vida de canciones que, desde la radio de mediados del siglo XX, pasando por la experiencia canera –política y no-, el exilio y hasta la empatía con aquellas músicas medio chicanas que por acá resuenan, constituyen parte importante del imaginario que Redolés desde temprano ha venido plasmando en su música y literatura.

Excelente la participación de Denisse y Carlos Corales, puntales del mejor rock clásico de acá. Notable también la versión de la mundialmente conocida “Marcianita, chilena casi por casualidad. Como ya sabemos que Redolés pasó por la academia, y esperamos que allí se quede, este disco debería promoverse como una tesis para optar al grado de Doctor en una universidad imaginaria.

MAURICIO REDOLÉS

“One, two, tres, cuatro”

Beta Pictoris

CD, 2013

 

 

Por Ignacio Ramos Rodillo

Asociación Chilena de Estudios en Música Popular (Asempch)

Publicado en El Ciudadano 143, junio de 2013

Facebook Comments

4,250,167FansMe gusta
172,228SeguidoresSeguir
291,892SeguidoresSeguir
16,515SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

- Advertisment -