Ancud: Violenta represión a comunidades que rechazan instalación de relleno sanitario

Durante la tarde del domingo 1 de septiembre, comunidades Mapuche Williche de Ancud, del sector San Antonio de Huelden, en el marco de una reivindicación territorial en los terrenos donde la Municipalidad con el gobierno regional pretenden imponer un relleno sanitario, fueron violentamente reprimidas por Fuerzas Especiales, arrojando personas detenidas y lesionadas

Durante la tarde del domingo 1 de septiembre, comunidades Mapuche Williche de Ancud, del sector San Antonio de Huelden, en el marco de una reivindicación territorial en los terrenos donde la Municipalidad con el gobierno regional pretenden imponer un relleno sanitario, fueron violentamente reprimidas por Fuerzas Especiales, arrojando personas detenidas y lesionadas.

La acción de las comunidades comenzó la tarde del sábado en el Fundo Los Millanes, con el objeto de reivindicar el lugar que está siendo intervenido por maquinaria pesada municipal para realizar supuestos estudios en torno a la instalación del mencionado relleno sanitario.

Juan Manuel Huentelicán, dirigente de una de las comunidades de la zona, dijo a Radio Cooperativa que “llegaron fuerzas especiales y nos sacaron del lugar, ahora estamos preocupados por los detenidos y la dirigenta lesionada, después veremos qué acciones seguimos”.

Los mismos vecinos han manifestado anteriormente que existen otras personas que ocupan el fundo de manera ilegal y que se dedican a la extracción de leña, no existiendo orden de desalojo para ellos.

Al respecto, la vocera de la comunidad Lof Wenul señaló a Radio Minga: “Después que Fuerzas Especiales y Carabineros llegaron a hacer la represión, algunas de las lamgen fueron llevadas a Chacao a constatar lesiones y tener el procedimiento de detenciones en dicho lugar y la otra lamgen que fue la más afectada que se golpeó la cabeza y el cuello, estamos ahora a la espera (Hospital de Ancud) de los resultados de los exámenes, incluido un scanner a la columna y una resonancia a la cabeza y aún continúa con el dolor y no puede moverse”.

Hace algunos días las organizaciones de la sociedad civil agrupadas en los Cabildos por el Agua de Chiloé, se dirigieron al Intendente de la Región de Los Lagos, Harry Jürgensen, señalando: “Vemos con preocupación que se esté evaluando la construcción de un relleno sanitario en la localidad de San Antonio de Huelden, específicamente en el Fundo Los Millanes, donde existen afloramientos de aguas superficiales que drenan hacia el río Huicha. Dichas fuentes de agua sustentan cuatro Comités de Agua Potable Rural: el Quilar, Lamecura-Huelden-Hueihue, Manao y Coñimó, que abastecen a familias de más de 20 comunidades indígenas y 18 juntas de vecinos de la zona noreste de la comuna de Ancud”.

En otro punto indican: “Reprobamos que para la construcción de un camino que, según lo enunciado por las autoridades, permitirá realizar estudios para decidir si se hace o no el relleno sanitario en ese sector, ya se estén dañando dichos afloramientos de agua, junto con el impacto sobre bosques nativos y plantaciones con especies nativas propiciadas por el Estado (MOP) para compensar el daño ambiental de la construcción vial. Constatamos que no ha existido una adecuada fiscalización de los organismos del Estado, lo cual es una pésima señal para éste y otros proyectos que se desarrollan en el archipiélago”.

Ruth Caicheo, werken del Consejo de Comunidades Williche y del Grupo de Trabajo de Derechos Humanos en Chiloé, señaló: “Aquí hubo violencia innecesaria y apremios ilegítimos, con mujeres heridas, por una acción desproporcionada de agentes represores del estado, en el marco de una legítima reivindicación de tierras ancestrales, la que además se hace en el marco de la defensa del territorio de un relleno sanitario, el que afectaría gravemente. Es urgente que diversos organismos de derechos humanos intervengan ante estas situaciones de violencia y atropellos ”.

El Grupo de Trabajo sobre residuos y Derechos Humanos, viene señalando que “es urgente en Chiloé terminar con iniciativas parceladas como el relleno sanitario de Ancud que continúa repitiendo políticas irresponsables, donde es urgente la coordinación e involucramiento activo e integral de las instituciones públicas competentes, con diversos servicios y municipios, con participación ciudadana, para establecer un urgente plan de ordenamiento territorial y de tratamiento sobre residuos, tendiente a la disminución real de los volúmenes de residuos en el archipiélago”.

Para el Grupo de Trabajo, el Estado chileno y sus instituciones, incluidas las municipalidades, deben asumir, como lo exige el estándar internacional, “las garantías de no-repetición, donde se debe asegurar que quienes habitamos Chiloé, no vamos a volver a sufrir ningún tipo de agresión ni discriminación a causa de arbitrarias y descontroladas políticas sobre basura domiciliaria y mayoritariamente industrial. Lo que está pasando con Ancud y las afectaciones a las comunidades Williche, es inaceptable”.

“Lo que ocurre en San Antonio de Huelden es contrario a recomendaciones que han venido haciendo organismos internacionales de Derechos Humanos en Naciones Unidas sobre los mecanismos y procedimientos para resolver este tipo de conflictos y en particular, con el cumplimiento de las normas indígenas en temas de consulta, tierras ancestrales y espacios de significación espiritual, religioso y ambiental”, agregaron, adelantando que se está poniendo en antecedentes sobre los hechos a estos organismos.

Escuchar audio podcast de Cristina Soto, werken comunidad Lof Wenul
https://cl.ivoox.com/es/40725130

Ver video momentos inicio de detenciones

Compártelo

Comentarios