El ignorado rol clave de Ferrocarriles del Estado en la inminente puesta en marcha de mega planta cementera que convertiría a El Bosque y San Bernardo en una nueva «zona de sacrificio» ambiental

La Empresa de Ferrocarriles del Estado comprometió un terreno fiscal bajo su administración, para que el proyecto privado Planta Cementera Santiago Sur, de Inversiones Orange S.A., produzca 1.124.000 m3 de hormigón al año, a escasos metros de casas y departamentos. La iniciativa avalada por la empresa del Estado, Grupo EFE, consolida una zona de sacrificio ambiental que profundiza la inequidad territorial, reflejando una vez más, la desigualdad y desprotección del Estado hacia la vida de miles de familias de la zona sur.

Por Equipo El Ciudadano

Un arriendo a 40 años de 5.6 hectáreas de terreno en avenida Ochagavía a metros de miles de viviendas sociales y frente a una zona industrial contaminante que afecta la salud y la calidad de vida de familias de El Bosque y San Bernardo, es el nuevo negocio del Grupo EFE, recientemente sancionado por la Superintendencia de Medioambiente (SMA) en donde tendrá que pagar $938 millones e  ingresar al Servicio de Evaluación de Impacto Ambiental, su proyecto emblema Rancagua Express, tras la denuncia presentada por los alcaldes, vecinos y vecinas de las comunas de El Bosque, San Bernardo, Lo Espejo y Pedro Aguirre Cerda, el año 2013.

Un mal vecino. Así es catalogada EFE por todos los vecinos de la línea del tren debido a los graves efectos que provoca en sus vidas, dividiendo territorios, provocando ruido y vibraciones, dejando sitios inseguros en los barrios, condenándolos a no poder revertir la situación urbana que sufren.

Para conseguir la aprobación de Rancagua Express, el Grupo EFE fraccionó el proyecto en tres proyectos distintos: Mejoramiento Integral, Seguridad y Confinamiento y Renovación Flota Material Rodante, siendo que era uno solo, incumpliendo la Ley Ambiental, pero además, rompiendo con la normativa jurídica de las empresas del Estado que las obliga a mantener un cumplimiento total e irrestricto a los procedimientos y a las leyes de la república.

Al parecer EFE no aprendió de la experiencia con Rancagua Express mencionada anteriormente, ya que se suma un nuevo conflicto sociomedioambiental, en donde la empresa de ferrocarriles comprometió un terreno fiscal que administra, para que el proyecto Planta Cementera Santiago Sur, de Inversiones Orange S.A., el cual pretende producir 1.124.000 m3 de hormigón al año, pudiese obtener la aprobación de su declaración de impacto ambiental al Servicio de Evaluación Ambiental (SEA). Esta acción del Grupo EFE impide el desarrollo de un parque público, el gran anhelo de las autoridades locales y toda la comunidad del sector.

Extracto de las observaciones a la Declaración de Impacto Ambiental de la “Planta de Hormigón
Premezclado Santiago Sur.

Si bien la iniciativa logró la RCA, según las autoridades municipales de El Bosque y San Bernardo y la Coordinadora Medioambiental que representa a ambas comunas “el proceso está plagado de omisiones a las 9.000 observaciones ciudadanas y evidenciamos vicios legales en su tramitación, los que están siendo estudiados” y agregan, “llegaremos a todas las instancias legales nacionales e internacionales que impidan la instalación de esta cementera”.

Extracto dela minuta de la Municipalidad de El Bosque al proyecto “Planta de Hormigón
Premezclado Santiago Sur.

GRUPO EFE Y LA INDUSTRIA CEMENTERA

A primera vista, resulta llamativo que Inversiones Orange S.A constituida el año 2014 no figure como un actor del rubro cementero, ya que no posee proyectos en ninguna parte del país y su único proyecto de inversión ante una entidad del Estado como el SEA, corresponda a la Planta de Hormigón, por un monto de US$75 millones de dólares, cuando su capital financiero corresponde es de 3 millones de pesos.

Si bien, no existe normativa que impida incoherencias en proyectos con este nivel de inversión, según especialistas en derecho financiero señalan que es poco ético hacerlo y que es reprobable que hasta ahora nadie observe o fiscalice estos detalles, más cuando son negocios que pueden ser conflictivos o con cargas ambientales.  

Pero como los negocios son negocios, Grupo EFE se puso a disposición del proyecto de una empresa, aparentemente de papel, como lo es Inversiones Orange S.A, y le facilitó el arriendo de un terreno que es de todos los chilenos por 40 años.

En EFE sabían quiénes estaban detrás de cerrar este gran acuerdo, ya que Guillermo Pinto Aracena y Julio Solar Caamaño, presidente y representante legal de Inversiones Orange S.A, son viejos conocidos de la estatal. En mayo del año 2013, Guillermo Pinto y Julio Solar, representando los intereses de la empresa Cementos BSA, del Grupo Hurtado Vicuña, obtuvieron el beneplácito del Grupo EFE, cerrando un negocio millonario con otro terreno fiscal, para el desarrollo del proyecto “Planta de Molienda de Cemento Quilicura”, que hoy produce 1.900.000 toneladas al año.

En esa oportunidad, los representantes del Grupo Hurtado Vicuña comprometieron en su Declaración de Impacto Ambiental, el uso del tren como mecanismo de traslado de material nocivo y contaminante, como un sello de innovación medioambiental, al igual que en el proyecto megacementero en El Bosque. Sin embargo, a más de 4 años del inicio de operaciones de la planta en Quilicura eso jamás se ha cumplido.

GRUPO EFE Y EL MEDIOAMBIENTE

Si bien el tren es un medio de transporte limpio, eficiente y sustentable, los proyectos del Grupo EFE en la Región Metropolitana son mezquinos con el entorno, con nula integración con la planificación territorial de los gobiernos locales y sin participación ciudadana, buscando resolver estas deficiencias técnicas bajo la vía de mitigaciones insuficientes.

El responsable de firmar los contratos en EFE desde el año 2018, es su presidente, Pedro Pablo Errazuriz, ex Ministro de Transporte. Sobre su escritorio estuvo el contrato de arriendo con Inversiones Orange S.A del terreno localizado específicamente en calle Riel Soldado #11505, con avenida Ochagavía.

Es muy probable que esa carpeta, que por ahora cierra la posibilidad de construcción de un gran pulmón verde para El Bosque, comuna con una de las tasas más bajas de áreas verdes, compartiera en el despacho del recién nombrado director de Codelco cláusulas legales de contratos multimillonarios de la trasnacional Everis S.A, donde Pedro Pablo Errazuriz hoy es también es su presidente y desde donde desarrolla proyectos desafiantes en área de la sustentabilidad y medioambiente, entre otras temáticas.

La empresa es española y en su web asegura que: “Desarrollamos proyectos estratégicos de alto impacto con nuestros socios para construir una sociedad mejor”. Recientemente la transnacional fue elegida dentro del contrato marco Green Cities Action Plan, un ambicioso programa del Banco Europeo para la Reconstrucción y el Desarrollo (EBRD por sus siglas en inglés) que tiene por objetivo identificar, priorizar y enfrentar los retos medioambientales de las ciudades a través inversiones en infraestructuras y medidas políticas sostenibles, indica la nota de prensa en su web www.everis.com

Mientras que la empresa que representa en Europa obtiene grandes dividendos, abrochando proyectos sustentables y de cuidado al medioambiente, el actual presidente del Grupo EFE, Pedro Pablo Errazuriz, en Chile, junto con impedir el desarrollo de un proyecto que mejora la ciudad y la calidad de vida de familias con altos índices de vulnerabilidad, además autoriza pagos millonarios. Algunos de estos son: $93 millones de pesos solo en dietas para el directorio entre agosto 2019 y julio 2020; Gastos del Directorio y Gerencia General del año 2019 por $936 millones, sindicados como “gastos de pasajes”; y el año 2020, en plena pandemia sanitaria, el mismo ítem alcanzó los $434 millones.

“NO MÁS CEMENTERAS”

El proyecto de Inversiones Orange S.A. no es el único en esa zona catalogada por el plano regulador Metropolitano que norma el ordenamiento territorial actual con criterios de año 1979, como una Zona Industrial Molesta que permite la coexistencia mixta de viviendas e industrias. En ese espacio ya operan 4 cementeras más, una de ella es Cementos BSA del Grupo Hurtado Vicuña, las que comparten con otras 40 fábricas y empresas en su mayoría contaminantes.

El año 2016 el Ministerio de Medio Ambiente declaró la zona como una zona de saturación debido al aumento de las emisiones de material particulado respirable MP10 y MP2.5, y dióxido de nitrógeno NO2 existente en todo ese cordón, que ha agudizados los problemas de la salud respiratorias de las personas del sector.

Según las cifras del CESFAM Santa Laura que cuenta con 32 mil personas inscritas en la actualidad, sus usuarios y usuarias presentan serios problemas de salud respiratoria, incluyendo una elevada tasa de hospitalizaciones y derivaciones a unidades de emergencia por esta misma causa, particularmente en niños y niñas, en comparación al resto de la comuna. En el CESFAM Santa Laura se presenta la mayor proporción de personas asmáticas y con diagnóstico de EPOC no controlados en toda la comuna El Bosque.

Las empresas instaladas en los ejes de Ochagavía y La Acacias están en regla con el Plano Regulador Metropolitano, no obstante, en las últimas dos décadas han aumentado su volumen de producción de manera exponencial.

Del mismo modo, en los últimos 15 años se han edificado a lo menos 10 condominios sociales en ese límite de El Bosque y San Bernardo. Se trata de miles de familias que por años lucharon por el derecho a una vivienda digna las que hoy se ven afectadas por este mega proyecto cementero, donde el cómplice principal es una empresa del propio Estado.




¿Disfrutaste este artículo? Déjanos una propina y ayúdanos a financiar este medio

Compártelo

Comentarios