es Spanish

“Hasta que la dignidad se haga costumbre”: La huelga del Sindicato de Trabajadores Salesianos Alameda

Vía Sindical / Con la consigna “hasta que la dignidad se haga costumbre”, 103 funcionarios, profesores y asistentes de la educación, integrantes del Sindicato de Trabajadores Salesianos Alameda, están llevando adelante una huelga tras no llegar a acuerdo en el proceso de negociación colectiva con la Congregación Salesiana.

Sobre este punto, Felipe Vargas, tesorero del Sindicato, explicó que en realidad, durante este proceso, “no hubo negociación” con el empleador. “Desde el empleador el objetivo era que devolviéramos dos días administrativos que ganamos en la negociación de 2017 y como nosotros no estábamos dispuesto a ello, no negoció, no conversó, no realizó ninguna propuesta y, finalmente, como última oferta, presenta el piso de la negociación anterior, el contrato colectivo que ya existe. La disposición era recuperar esos días y desde ahí negociar temas económicos”.

El dirigente describe el proceso de negociación colectiva como “un proceso sin ningún fondo, no fueron conversaciones profundas, el objetivo de ellos todo el tiempo fue demostrar que con estos dos días administrativos estaban perdiendo mucha plata y necesitaban que se los devolviéramos”.

El petitorio del Sindicato de Trabajadores Salesianos Alameda se presentó con 29 puntos, donde las principales solicitudes fueron en el ámbito económico, dado que este fue el acuerdo establecido por ambas partes en el proceso anterior realizado el 2017.

«Cabe señalar que en este sentido los trabajadores actuaron de buena fe, empatizaron y cooperaron con las dificultades económicas a las cuales aludió el empleador en dicho momento», señalaron desde la organización sindical en un comunicado, donde se especifica que durante un mes se realizaron mesas de trabajo donde el empleador “se negó a conversar el petitorio presentado, señalando que para llegar a aun acuerdo se debía negociar el contrato anterior”. 

Luego, en la etapa de mediación a través de la Dirección del Trabajo, se ofreció un aumento salarial diario de $153 proporcionales a las horas de contrato, siendo 44 horas la cantidad que permite aumentar la cifra señalada. Las bases rechazaron el ofrecimiento y se reafirmó la huelga.

Desde el sindicato dicen que con el objetivo de que la huelga no se realice, se ofrecieron $50.000 para que los trabajadores detuvieran el movimiento, lo que fue rechazado por la asamblea. Finalmente, el lunes 8 de julio, a las 18:45 hrs. los representantes de la Congregación ofrecen $100.000 si se decide no ir a la huelga, lo que nuevamente es rechazado, dada la imposibilidad de llamar a asamblea a los trabajadores, quienes ya habían cumplido con sus horarios laborales.

De esta forma, el 9 de julio pasado se hizo efectiva la huelga del sindicato. En relación a esto, el empleador señala que por política de la congregación no dialogará antes de haber cumplido 15 días de dicho proceso. En este momento, las solicitudes son de un bono marzo de $100.000, aumento de bono de locomoción y colación de $10.000 respectivamente, y reajuste en el sueldo base en razón del IPC anual.

Ver comunicado de prensa aquí

4,225,750FansMe gusta
152,940SeguidoresSeguir
288,633SeguidoresSeguir
16,457SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

- Advertisment -