Lo está impulsando Marcela Aranda

Piden prohibir circulación del “Bus de la Libertad”

El vehículo es rechazado por difundir mensajes discriminatorios que pueden generar una ola de violencia como la de 2017

Bus de la Libertad

Este martes 17 de noviembre, la Defensoría de la Niñez, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) y la Fundación Iguales manifestaron su desaprobación al Bus de la Libertad que se encuentra impulsando Marcela Aranda, directora del Observatorio Legislativo Cristiano.

Según las organizaciones, las consignas del bus son discriminatorias, poseen un conservadurismo extremo y buscan compartir un mensaje de odio capaz de desatar “una ola de violencia“, tal como ocurrió la primera vez que visitó el país.

En ese contexto, instan al Gobierno a tomar una postura antidiscriminatoria, y a los intendentes de la región Metropolitana, Felipe Guevara, y de Valparaíso, Jorge Martínez, a “adoptar las medidas administrativas y legales que sean necesarias” para impedir que dicho vehículo circule la próxima semana.

“Manifestamos un profundo rechazo a la posibilidad de que dicho bus recorra nuevamente las ciudades de nuestro país. En el año 2017 dicho bus circuló por Chile difundiendo consignas que desinformaban a la comunidad y, lo que es más grave, explicitando mensajes que favorecen y propician de manera indebida la discriminación hacia los niños, niñas y adolescentes LGTBIQ+”, afirmaron desde la Defensoría de la Niñez, en una declaración pública.

Patricia Muñoz, directora de Defensoría de la Niñez, manifestó que “ninguna norma, decisión o práctica de derecho interno, sea por parte de autoridades estatales o por particulares, puede disminuir o restringir, de modo alguno, los derechos de una persona en razón de su orientación sexual, su identidad de género y/o su expresión de género, motivo por el que esperamos que dicho bus, que precisamente contraría de manera absoluta el concepto de ‘libertad’, no circule promoviendo información que favorece acciones de discriminación en contra de los NNA LGTBIQ+”.

Foto: web/referencial.

La Fundación Iguales se sumó y exigió al Gobierno tomar una postura en contra de la discriminación ante el regreso del polémico bus, solicitando además una reunión con Lorena Recabarren, subsecretaria de DD. HH., haciendo hincapié en la gran cantidad de crímenes contra personas LGBTIQ+ que se han hecho públicos durante este año.

Alessia Injoque, la presidenta Ejecutiva de la fundación, hizo un “llamado a la ciudadanía a no dejarse engañar. Este es un bus que sale a las calles en contra de la libertad ajena, son personas que se esfuerzan para que no se avance en que las personas LGBTIQ+ tengamos los derechos que ellos ya tienen, son acciones de un grupo que vive obsesionado tratando de controlar la vida de parejas que no conocen (…) La libertad es inseparable de la diversidad. Esperamos que Chile le vuelva a dar un portazo al conservadurismo extremo”, finalizó.

Por su parte, el Movilh solicitó al contraalmirante de la Armada y jefe de la Defensa Nacional en Valparaíso, Yerko Marcic, y al general de la División del Ejército, Carlos Ricotti, detener la circulación del bus, argumentando que la “experiencia del 2017 demostró que este bus del odio incita y provoca aglomeraciones y violencia en la vía pública, lo cual es especialmente delicado en el marco de las medidas sanitarias del COVID-19”.

Según Movilh, la campaña “no sólo desinforma a la opinión pública, sino también, atenta contra la dignidad de las personas. Desde el año 2012 existe la Ley 20.609 que sanciona la discriminación y desde el año 2019 fue promulgada la Ley de Identidad de Género (N° 21.120), que establece como un derecho, reconocido y protegido por el Estado de Chile, a las personas con una identidad de género diversa”.

El Movilh, además, anunció que sacará a las calles “el Bus de la Diversidad”, para “informar de manera desprejuiciada la realidad LGBTI en Chile y para enfrentar la desinformación del Bus del Odio”.

En  24 Horas, Aranda anunció que el Bus circulará por las calles de Santiago y Valparaíso para masificar los mensajes desplegados y comentó que el objetivo es “denunciar  lo que a la luz de los hechos es verdad: venían por nuestros niños (…) Esperamos que en Chile se respete y resguarde la libertad de expresión y desplazamiento”, agregó.

Fuentes: El Desconcierto/24 horas.

Compártelo

Comentarios