Tragedia del Covid-19: Las escalofriantes cifras mundiales de Piñera en la era Mañalich

Mientras la opinión pública en Chile se debate entre los partidarios y los detractores de la gestión del ex-ministro Mañalich, las cifras no engañan: El Minsal no solo lo hizo pésimo, sino que lo hizo mucho peor que Italia o España, ejemplos a nivel mundial de mala gestión en cuanto a la toma de decisiones […]

Mientras la opinión pública en Chile se debate entre los partidarios y los detractores de la gestión del ex-ministro Mañalich, las cifras no engañan: El Minsal no solo lo hizo pésimo, sino que lo hizo mucho peor que Italia o España, ejemplos a nivel mundial de mala gestión en cuanto a la toma de decisiones políticas que finalmente terminaron en la muerte masiva de miles de sus conciudadanos. ¿En que basamos esta afirmación? En las cifras que arroja un estudio realizado por Cristián Moya Gálvez, ingeniero de la Universidad de Chile y analista de datos y que publicamos acá en exclusiva, las que dan cuenta de la extensión del desastre en el que nos sumió no solo Mañalich, sino que la administración Piñera en líneas generales.
El estudio analiza la cifra de muertos y contagiados totales por millón de habitantes, al momento en que se alcanzó el peak de muertes diarias para cada uno de los países del análisis, donde Chile es por mucho el peor de todos en cada uno de los indicadores.

Para evidenciar la catástrofe epidemiológica en las que nos hayamos inmersos, basta con decir que muchos países como Italia, España, Francia, Bélgica y Turquía, que en algún momento concentraron el foco de contagios y muertes de la pandemia a nivel mundial, alcanzaron el peak de muertes diarias cuando presentaban cifras de contagio y muerte muchísimo menores que Chile a día de hoy, donde aún no hay claridad del momento en que comiencen a disminuir las muertes diarias por Covid19.

Al observar los gráficos de muerte diaria de cada uno de los países, podemos distinguir 4 grupos, los países en que la curva ha sido aplanada, los países que están prontos a hacerlo, los países que superaron el peak de muerte diaria, pero aún están a medio camino de aplanar la curva, y Chile, que aún no vislumbra el momento en que comiencen a disminuir las víctimas fatales.

Estos seis países los alineamos dentro del primer grupo porque efectivamente lograron controlar la curva de sus infectados y muertos, por lo cual se promedió el momento peak, como el punto en el que comenzó el descenso de las cifras hasta verse reducidas a números «controlados», vale decir, su curva está madura.

Segundo grupos de países cuya curva esta casi madura, porque todavía no se encuentra controlada del todo.

Estos países se encuentran en un segundo grupo, porque si bien su curva no encuentra madura del todo, según la progresión esperada es solo cosa de tiempo, ahora pasaremos a mostrarles los países del que hemos denominado el tercer grupo.

Países del tercer grupo cuyas curvas están lejos de ser maduras.

Estos países poseen curvas que todavía están lejos de ser maduras, pero por lo menos pareciera ser que ya han encontrado el camino, aunque todavía es temprano para decir eso, por ejemplo tomemos el caso de Irán, que como puede apreciarse está exhibiendo un rebrote de la pandemia.

¿Por qué Chile no aparece en ninguno de estos grupos?

Chile no aparece en ninguno de estos grupos porque es incierto todavía el momento cuando alcanzará el peak de muertos. Nuestra curva sube de manera sostenida cada día que pasa y a pesar de que cada país cuenta con cifras diferentes, desde ahora en adelante vamos a usar el indicador de muertes por millón de personas para poder apreciar el descalabro en toda su magnitud.

Decidimos poner este gráfico a modo de ejemplo pues no se han incorporado las nuevas muertes de casos llamados sospechosos de Covid-19, solo para apreciar que la curva sigue creciendo.

El verdadero legado de Mañalich y Piñera

Trabajo realizado por el ingeniero y analista de datos Cristian Moya Gálvez para El Ciudadano.

Si se considera que Chile alcanzó el peak de muertes el 13 Jun, su cifra de muertos totales por millón de habitantes es escandalosa, 366 muertos por millón, más del doble (2,4) de los muertos que llegó a tener Francia (158) e Italia (151) en su peor momento, lo que posiciona a Chile como el último país del mundo en cuanto al éxito de las medidas aplicadas en la pandemia, lo que también puede decirse de la siguiente manera, somos los número uno del mundo en fracasar controlando el virus, y por lejos.

Pero al momento del peak de muertes no somos solamente el número uno del mundo en cuanto a la cantidad de muertos por millón de personas, también somos los primeros en cuanto a la cantidad de contagiados por millón de personas, lo que quiere decir que mientras todos los grupos analizados promedian al momento de su peak un total de 1.521 casos por millon de habitantos, Chile aparece con 8.758 contagiados por millon de habitantes, o sea estamos disparados a nivel mundial, pues tenemos 5,8 veces más casos en promedio que los demás países del análisis y aún no sabemos cuándo se alcanzará el peak de muertes.

Y si bien tenemos una proporción tremendamente mayor de contagiados, la proporción de muertos es sólo de 2,4 veces más por millón de habitantes que el promedio de los otros países (igual somos número uno mundial), lo que se explica por la muy baja tasa de letalidad de nuestro país, 3,88% a 7 de Junio (dato (DEIS-OMS) de muerte total proporcionado por la periodista Alejandra Matus y número de contagios totales de Worldometers.info).

¿Por qué la proporción de las muertes es menor que la de los contagiados en Chile, respecto a los otros países analizados?

De no tener Chile una tasa de letalidad tan baja, que puede explicarse por varios factores que no viene a colación detallar, la tragedia podría ser de proporciones descomunales. Es así como el estudio estima la proyección de muertos por covid19 una vez aplanada la curva, si Chile tuviese la tasa de letalidad de los demás países, como se aprecia en la última columna al final del gráfico. Sin embargo, lo más esperable es que la tasa de letalidad se vea incrementada en nuestro país a medida que se profundiza el colapso del sistema de salud nacional.

En cuanto a los pacientes críticos Chile también ostenta el número uno del ránking en la actualidad de los países estudiados, pues tiene el día 13 de junio a 87 casos críticos por millón de habitantes, mientras que muchos de los otros países exhiben números de un dígito debido a que ya tienen controlada la pandemia y por lo tanto tienen menos ocupación de camas en los recintos hospitalarios.

¿Cuántas personas morirán en Chile?

Además los datos de esta tabla nos demuestran que tenemos la mayor proyección en cuanto a la cantidad total de muertos por millón de personas a nivel mundial que dejará la pandemia en su paso por el planeta. O sea, estamos diciendo que en Chile morirían más personas que en cualquier otro lugar del mundo por millón de habitantes. Sin considerar que podríamos estar lejos de alcanzar el aplanamiento de la curva.

El estudio proyecta que si el 13 de junio fuese el peak de muertes en Chile, se aplanaría la curva cuando alcance una cifra cercana a los 20.000 muertos totales o 1.033 muertos por millón de habitantes, muy por sobre las cifras de los países más afectados por la pandemia. Para el cálculo se utiliza la proporción media de muertos totales versus fallecimientos totales al momento del peak de muertes, en los países que ya aplanaron la curva; Bélgica, Francia, Italia, Alemania, Turquía y España, que tienen un promedio de 3,0 para esta razón. Así que de seguir el incremento de muertes diarias estamos frente a una tragedia histórica sin proporciones en la existencia del país.

¿Quién tiene la culpa?

Si bien muchos esgrimirán que no es el momento de buscar culpables, tenemos entre manos una tragedia de proporciones nunca antes vista en la historia de Chile, donde lideramos por mucho todos los indicadores de contagio y muerte de la pandemia, los que no pueden ser explicados sin una gestión de Gobierno y autoridades sanitarias en que prácticamente se hizo todo mal. Así mientras otros países determinaban cierre completo de las fronteras Chile lo hizo cuando ya era demasiado tarde; cuando otros países decidieron llevar a cabo cuarentenas estrictas, Chile prefirió «cuarentenas dinámicas», enviando a la gente al mall o a tomar café con los amigos al mismo tiempo que se estaban escondiendo más de la mitad de los muertos.

Demás está hablar sobre las desafortunadas frases dichas por Mañalich de que el virus podía mutar en «buena persona», que tenemos el mejor sistema de salud del mundo y que se estaban incluyendo a los muertos como recuperados porque ya no podían contagiar. En este momento los partidos políticos deben estar en conversaciones para ver quién llevará la acusación constitucional contra el ex ministro que además de generar una falsa sensación de seguridad estaba ocultando más de la mitad de los muertos. Hecho que tampoco revestiría mayor novedad pues todos estamos al tanto del escándalo que generó la manipulación en las cifras de las listas de espera, dicho de otro modo, Mañalich estaba ahí más que por sus capacidades técnicas, por su pericia a la hora de tergiversar cifras oficiales. Mañalich deberá pagar por su gestión, tan mala, que es difícil pensar que su plan no se llevó a propósito y en esta oportunidad esperamos que los parlamentarios estén a la altura de su cargo, sobre todo la bancada DC, que acostumbra votar alineada al oficialismo en casi todas las acusaciones constitucionales, el mismo voto que esgrimieron a la hora de impulsar medidas que ayudaran un poco a las familias chilenas a paliar los efectos de esta devastadora pandemia, quienes por cierto no son culpables de estas cifras.

Si a esto agregamos que el presidente de Chile, Sebastián Piñera, felicitó a Mañalich tras su salida del cargo, y que habló de la continuidad de la gestión Mañalich con el nuevo ministro Paris, es que simplemente no conoce las cifras que acá estamos presentando o bien hay otras razones de trasfondo que debieran ser indagadas con premura para ver si en algo se puede mitigar esta tragedia sin precedentes, a pesar de que el mismo ex ministro dijo en rueda de prensa «Quien maneja esta pandemia es el presidente de la república directamente». El Minsal tendrá muchas cosas que explicar a la comunidad internacional, que en estos momentos se encuentra perpleja ante lo sucedido en Chile.


¿Disfrutaste este artículo? Déjanos una propina y ayúdanos a financiar este medio

Compártelo

Comentarios