Organizaciones sociales llaman a levantar la Asamblea Popular Constituyente por todo Chile

Las bases de la nueva Carta Magna deben surgir desde la ciudadanía, desde la clase trabajadora, desde los pueblos originarios, desde los barrios y las poblaciones, desde las organizaciones feministas, estudiantiles, sociales, sindicales y territoriales.

Este domingo 15 de noviembre, se realizó el lanzamiento para construir la Asamblea Popular Constituyente, luego del estallido social de finales de 2019 y el triunfo del “Apruebo” en el Plebiscito del pasado 25 de octubre que determinó un cambio en la Constitución actual.

Desde la explanada de la estación Baquedano en Santiago, dirigentes explicaron que se trata de «un espacio autónomo, participativo, democrático, plurinacional, feminista, donde la ciudadanía y los pueblos de Chile se encontrarán para elaborar las bases de la nueva Constitución, para desbordar y superar los límites institucionales de la Convención Constitucional».

Además, señalaron que con la iniciativa se pretende «continuar la senda iniciada por los miles de cabildos y asambleas territoriales, para que en este proceso puedan levantar las Asambleas Comunales Constituyentes y así construir las bases de la nueva Constitución, generando desde los pueblos una propuesta programática que no permite que este proceso sea cooptado por las élites económicas y políticas de este país».

En la actividad participaron miembros del Colegio de Profesores y Profesoras, la Coordinadora No+AFP, CONFUSAM, ANEF, SINTEC, Movimiento por las Aguas y los Territorios (MAT), Modatima, FENAPO, Movimiento de Pobladores/as Vivienda Digna, Red de Chile Despertó Internacional, Red de Migrantes, Unidad Social,Movimiento de Defensa por el acceso del Agua, la Tierra y la Protección del Medio Ambiente, Plataforma Chile Mejor Sin TLC, entre otras decenas de organizaciones.

De acuerdo con estos grupos y movimientos, las bases de la nueva Carta Magna deben surgir desde la ciudadanía, desde la clase trabajadora, desde los pueblos originarios, desde los barrios y las poblaciones, desde las organizaciones feministas, estudiantiles, sociales, sindicales y territoriales.

No podemos delegar esta tarea en la corrupta élite política, intelectual y empresarial de nuestro país. Y no solo eso, no escribiremos solamente la nueva constitución, iremos más allá de ella, construiremos un nuevo proyecto de sociedad que nos permita vivir en condiciones dignas, hasta transformar todo lo que nos hace sufrir”, afirmaron en una declaración pública.

Por tal motivo, convocaron a que en todas las comunas a lo largo del país y en las ciudades del mundo donde residan chilenos, se forme una Asamblea Comunal Constituyente, “donde tomen acuerdos sobre los pilares de la nueva Constitución y elijan a sus delegadas y delegados para que lleven sus posturas a un Encuentro Plurinacional”.

“Para esto, hacemos un llamado a constituir comandos comunales de todas las organizaciones y personas que quieran ser parte de este proceso, para que definan día y lugar de la Asamblea, y adecúen las metodologías de participación a sus realidades comunales y sectoriales”, indicaron.
Asimismo, insistieron en la necesidad de formar Asambleas Sectoriales Constituyentes, donde se discuta sobre temáticas tan relevantes como el trabajo, la salud, la educación, el medio ambiente, la migración, la seguridad, la cultura, los bienes comunes y el territorio, contando con la participación de aquellas organizaciones y personas que tienen más experiencia por sus luchas cotidianas en estos sectores.

“Promoveremos la plena participación de las comunidades chilenas residentes en el exterior, de la población migrante, del pueblo afrodescendiente en Chile, de las niñeces y las juventudes, de las personas
que a lo largo de nuestra historia han sido invisibilizadas, para que su voz y exigencias también sean reconocidas en este proceso”, aseguraron.

Las organizaciones también extendieron su invitación a participar en las asambleas comunales y sectoriales constituyentes, a los integrantes de los pueblos-naciones originarias del país, para que puedan y levantar sus propios procesos constituyentes, conforme a sus usos y costumbres, “con los cuales esperamos dialogar y construir en conjunto un Estado plurinacional que reconozca su derecho a la autodeterminación”

Esperamos que estas Asambleas Comunales y Sectoriales Constituyentes comiencen a organizarse desde ya y puedan realizarse durante los próximos meses para que luego, nuestros debates sean llevados por las personas definidas como delegadas a un gran Encuentro Plurinacional donde consensuemos mandatos constituyentes que interpelen de manera directa a la Convención Constitucional”, destacaron.

El éxito de este proceso constituyente depende de nosotras, nosotros y nosotres. Tendremos que deliberar un programa, pero también un plan de lucha que nos permita llevar a cabo lo que queremos. La movilización es fundamental para que estos cambios sean una realidad, a pesar de la oposición de la clase poderosa en nuestro país. El proceso constituyente empezó el 18 de octubre del 2019 y lo impulsamos los pueblos movilizados. No vamos a dejar que éste quede en manos de la élite política, intelectual y económica. Porque la historia la hacen los pueblos. Desde ese día, actuamos con la convicción de construir nuestra propia historia”, subrayaron.

Compártelo

Comentarios