es Spanish

El Papa denuncia marginación y exclusión de los indígenas en Latinoamérica

El papa Francisco denunció las «escandalosas situaciones» de pobreza y marginación de los indígenas en Latinoamérica, al tiempo que arremetió contra «la cultura del olvido de las raíces».

El Sumo Pontífice hizo estas consideraciones en un mensaje dirigido al Encuentro Mundial de Juventud Indígena, que se celebra del 17 al 21 de enero en Soloy, comarca Ngäbe-Buglé, en Panamá, que es el preludio de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) a la que él asistirá, del 23 al 27 de enero.

El papa Francisco, durante la trasmisión de la televisora del Vaticano, criticó «las escandalosas situaciones de marginación, de exclusión, de descarte y empobrecimiento a las que están condenados millones de jóvenes, especialmente jóvenes de los pueblos originarios, en el mundo».

Igualmente, animó a los indígenas a «volver a las culturas del origen» y a «mostrar la cara indígena de nuestra Iglesia en el ambiente de la JMJ y a afirmar nuestro compromiso de proteger la Casa Común y colaborar en la construcción de otro mundo posible, más equitativo y más humano».

«Que el actuar de ustedes, la conciencia de pertenencia a los pueblos de ustedes, sea una reacción contra esta cultura del descarte, contra esta cultura del olvido de las raíces, proyectada hacia un futuro cada vez más líquido, más gaseoso, sin fundamento», dijo.

En su alocución, elogió la organización de un encuentro Prejornada Mundial, específicamente para jóvenes de los pueblos originarios a nivel global.

También deseó «que este encuentro, que reúne a cientos de jóvenes de diversos pueblos originarios, sirva para reflexionar y celebrar su fe en Jesucristo desde la riqueza milenaria de sus propias culturas originarias».

Igualmente, pidió a los participantes que el evento «sea una oportunidad para responder a la invitación hecha a la juventud en otros momentos, de ser agradecidos por la historia de sus pueblos y valientes frente a los desafíos que les rodean».

Por ello, les exhortó a «seguir adelante llenos de esperanza en la construcción del otro mundo posible». «Muchachos y muchachas, ¡háganse cargo de sus culturas!, ¡háganse cargo de sus raíces!, pero no se queden allí. Desde esas raíces crezcan, florezcan, fructifiquen», añadió.

El Papa eligió despedirse en la lengua local de la comarca indígena Ngäbe-Buglé.

El Sínodo de los obispos

El Sínodo de los obispos sobre la región Panamazonía, que se realizará en octubre de 2019, es una oportunidad de cambio de marcha en la Iglesia Católica. El Papa considera importante unir esfuerzos para salvar la amazonía, una región que involucra a ocho países y donde viven alrededor de tres millones de indígenas, representando alrededor de 390 pueblos.

Francisco denuncia los nuevos colonialismos “enmascarados de progreso”, tras 500 años después de la conquista, más o menos 400 años de misión y evangelización organizada, y 200 años después de la independencia de los países que configuran la Panamazonía.

En el documento preparatorio para el Sínodo 2019: «Amazonía: nuevos caminos para la Iglesia por una ecología integral», se afirma que el 75 % de la población amazónica vive en la ciudad, desplazada de su tierra ancestral, o por la colonización cultural que hace que los jóvenes emigren casi por obligación.

Un porcentaje considerable de indígenas viven en la pobreza y en la marginación, por ende se cuentan entre las personas más pobres del planeta, pues el 15% de la población más vulnerable pertenece a esas comunidades.

“Es indispensable prestar especial atención a las comunidades aborígenes con sus tradiciones culturales. Los indígenas no son una simple minoría entre otras, sino que deben convertirse en los principales interlocutores, sobre todo a la hora de avanzar en grandes proyectos que afecten a sus espacios”, aseveró.

“En diversas partes del mundo, los indígenas son objeto de presiones para que abandonen sus tierras, a fin de dejarlas libres para proyectos extractivos y agropecuarios que no prestan atención a la degradación de la naturaleza y de la cultura”denunció.

“No olvidemos que la desaparición de una cultura puede ser tanto o más grave que la desaparición de una especie animal o vegetal. Y la única manera de que la cultura no se pierda es que se mantengan en dinamismo, en constante movimiento”, denunció el Papa.

“Sigan defendiendo a los pueblos en aislamiento, son los más vulnerables. Su presencia nos recuerda que no podemos seguir disponiendo de los bienes al ritmo de la avidez del consumo. Es necesario que existan límites que nos ayuden a preservarlos de todo intento de destrucción masiva de su hábitat”, concluyó

El papa Francisco lamenta que la Iglesia Católica se aparte de los jóvenes

El Papa ha pedido perdón a pueblos indígenas de América Latina: “Perdón”

Facebook Comments

4,235,042FansMe gusta
163,514SeguidoresSeguir
290,261SeguidoresSeguir
16,454SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

Diputados piden al Gobierno declarar «emergencia climática y ecológica» en todo...

Parlamentarios de diversas bancadas, encabezados por el titular de la Cámara de Diputados, Iván Flores (DC), hicieron un llamado al Presidente de la República,...
- Advertisment -
(function() { var ARTICLE_URL = window.location.href; var CONTENT_ID = 'everything'; document.write( ''+'\x3C/scr'+'ipt>'); })();