Obama pide suspender los juicios de Guantánamo

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pidió a fines de su primera jornada como  mandatario la suspensión por 120 días de los tribunales militares en la base militar de Guantánamo

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pidió a fines de su primera jornada como  mandatario la suspensión por 120 días de los tribunales militares en la base militar de Guantánamo.

La medida fue hecha llegar a la fiscalía militar de Estados Unidos. Los jueces a cargo de los procesos de los acusados de delitos de terrorismo deberán tomar una decisión este miércoles.

Obama durante su campaña electoral había expresado su intención de clausurar el controversial centro de detención creado por el 2002 por el ex presidente George W. Bush. Claro que días antes de asumir como presidente de EEUU reconoció que sería un proceso largo.

Hoy miércoles se celebran las audiencias preliminares de los casos de cinco hombres acusados de planificar los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York y Washington.

Por Guantánamo han pasado 700 detenidos, la mayoría de ellos traídos de países como Irak o Afganistán, quienes han sido torturados en la prisión. Aún quedan unos 248 detenidos.

El portavoz del presidente, Robert Gibbs, dijo este martes que la orden de cerrar la prisión podría llegar en cuestión de días, aunque no se ha precisado es cuál será el futuro de los 250 prisioneros que permanecen recluidos en la base, en especial aquellos que son considerados demasiado peligrosos para ser liberados.

LAS TORTURAS DE DONALD RUMSFELD

Pese a que no han sido juzgados, algunos han vivido hasta tres años en las celdas de esta prisión. El gobierno de EEUU sólo ha presentado cargos contra 21 prisioneros y tres han sido condenados ya por las Comisiones Militares, extraños tribunales especiales creados por la administración Bush y que se encuentran fuera de la jurisdicción, pues no son ni de tipo militar, ni de tipo civil.

La existencia de este centro de torturas ha sido ampliamente criticada por organizaciones defensoras de los derechos humanos. Una investigación del Senado norteamericano, integrada por el ex candidatos republicano a la presidencia, John McCain,  reconoció irregularidades en los juicios y torturas en los interrogatorios, práctica supervisada por el ex secretario de defensa de George W. Bush, Donald Rumsfeld.

En diciembre el secretario de Defensa de Estados Unidos, Robert Gates, encargó a su equipo un informe con propuestas para cerrar la prisión de la base naval estadounidense en Cuba..

Incluso el ex fiscal militar estadounidense, Darrel Vandeveld, rechazó las detenciones de Guantánamo debido a las múltiples irregularidades en juicios y la sistemática utilización de torturas por parte de los norteamericanos. Vandeveld estuvo a cargo del caso del prisionero Mohammad Jawad hasta 2008, cuando renunció. Hoy exige la liberación de Jawad, “debido al caótico manejo de las pruebas resulta imposible preparar una acusación justa contra los detenidos”.

También la jueza nombrada por el mismo Bush para supervisar los tribunales de Guantánamo, Susan J. Crawford, reconoció a The Washington Post que en la cárcel se torturó a prisioneros de manera sistemática, convirtiéndose en la primera funcionaria de la administración Bush que admite públicamente las atrocidades cometidas en Guantánamo.

Entre las torturas aplicadas a los prisioneros están la privación del sueño, el sometimiento a temperaturas extremas, la colocación de los presos en posiciones dolorosas, el desnudo forzado o el uso de perros. Los métodos también fueron utilizados en la cárcel de Abu Grahib, Irak.


OFRECIMIENTO ESPAÑOL

El canciller de España, Miguel Ángel Moratinos, ofreció  este miércoles la colaboración de su gobierno para ayudar a Estados Unidos a cerrar definitivamente la cárcel militar de Guantánamo.

También el jefe de la diplomacia de España dijo esperar que el nuevo presidente estadounidense levante el bloqueo contra Cuba aunque reconoció que “’no será una medida inmediata’”.

Las declaraciones de Moratinos las hizo a una radio local, agregando que es importante antes de proceder a la clausura del penal, conocer la situación jurídica de los detenidos. También aprovechó de felicitar a Obama por ordenar la suspensión, por cuatro meses, de los juicios a las decenas de personas retenidas allí acusadas de terrorismo.

Moratinos recordó que esta cuestión será debatida en la reunión de ministros de Exteriores de la Unión Europea (UE) convocada para el próximo lunes en Bruselas.

“Vamos a estudiar caso por caso cuando la Administración de Justicia de Estados Unidos nos diga la situación legal, el origen de la detención, de esa situación de cada uno de los combatientes ilegales, para que luego España, defendiendo el marco jurídico internacional, asuma su responsabilidad”- señaló.

Respecto del bloqueo a Cuba, el canciller español señaló que los bloqueos y las sanciones de este tipo no sirven para impulsar reformas políticas, sino que contribuyen más bien a “aislar y cristalizar posiciones de distanciamiento”.

NOTICIA RELACIONADA:
Huelga de hambre en Guantánamo ante asunción de Obama


Comparte ✌️

Comenta 💬