Previo a la COP 27

Jóvenes de países afectados por el calentamiento global exigen justicia climática

Dirigidos por grupos climáticos de África y Medio Oriente, cientos de activistas de países que son los menos responsables de la crisis pero que están experimentando los peores impactos se han reunido en Túnez

Los jóvenes de algunos de los países más afectados por el cambio climático han advertido que no son víctimas sino una fuerza a tener en cuenta en el período previo a una conferencia climática de la ONU en Egipto.

Dirigidos por grupos climáticos de África y Medio Oriente, cientos de activistas de países que son los menos responsables de la crisis pero que están experimentando los peores impactos se han reunido en Túnez para prepararse para lo que dicen será una lucha colectiva por la justicia para sus países. y comunidades, que llevarán a Cop27 el próximo mes.

Están haciendo campaña sobre temas que incluyen la financiación de la adaptación y la compensación por daños de los países que han sido los principales responsables del calentamiento global.

En Cop26 en Glasgow, los delegados prometieron dar un total de $350 millones para ayudar a los países más afectados a adaptarse a la emergencia climática. Pero las promesas de financiación se han incumplido en el pasado, y el tema de la financiación de la adaptación, junto con las demandas de financiación de pérdidas y daños que deben pagar los EE. UU. y Europa a los países vulnerables, es un punto de conflicto con el sur global.

María Reyes, de 20 años, de México, asistió al campamento climático de Túnez porque su experiencia como representante del sur global en la Cop26 fue muy decepcionante. Ella dijo que la reunión fue exclusiva y que los estados miembros perdieron el tiempo discutiendo sobre las comas, en lugar de abordar los problemas que importaban.

“Regresé a casa después del Cop con una profunda necesidad de involucrarme en la resistencia local, porque Glasgow me hizo perder toda confianza en la política internacional y me hizo darme cuenta de que la verdadera resistencia contra la crisis climática proviene de las comunidades indígenas y de base”, dijo. . “Quería unirme al campamento para ser parte de la construcción de un espacio en el que podamos desarrollar capacidades y planificar cómo podemos articularnos durante Cop”.

Ayisha Siddiqa, de 23 años, activista de Pakistán que ha organizado muchas huelgas escolares por el clima desde 2019, cree que para combatir la crisis, las personas deben abordar las injusticias que sufren las personas de Medio Oriente, África, América Latina y el sur de Asia. cuyos países contribuyeron menos, son los que más sufren.

“Provengo de una comunidad tribal en el norte de Pakistán y nuestra forma de vida está en peligro extremo a medida que las olas de calor se vuelven más comunes, nuestros glaciares se derriten y las inundaciones repentinas arrasan con aldeas enteras. Estas son cosas a las que no podemos adaptarnos, y la pérdida de la comunidad, la cultura y las familias de las que no podemos recuperarnos… Estaba muy ansioso por asistir a este campamento en Túnez y construir una comunidad con personas que han estado haciendo trabajo ambiental en el terreno”.

Algunos de los que asistieron al campamento viajarán a Egipto para la Cop27, con la esperanza de que la conferencia esta vez aborde adecuadamente las necesidades de los países menos responsables de la emergencia climática.

Omar Elmawi, de 34 años, de Kenia, es un activista climático que ha coordinado una campaña para detener el oleoducto de petróleo crudo calentado más largo del mundo en el este de África, que se prevé que contribuirá con al menos 700 millones de toneladas de CO 2 en los 20 años que se espera que ser operativo.

“Consciente de que soy una de las 3.600 millones de personas en los países en desarrollo que están soportando la peor parte de la crisis climática, aunque hemos hecho poco o nada para causar el problema, unirme al campamento me permitió reunirme y conocer a mis compañeros víctimas del clima de otros países del sur global”, dijo Elmawi.

“Mi objetivo es resurgir de las cenizas para demostrar que no somos solo víctimas, sino una fuerza a tener en cuenta. Todo lo que tenemos que hacer es superar nuestras pequeñas diferencias y encontrar la unidad de propósito para detener la explotación de los recursos del sur global, incluidos el petróleo y el gas fósil, para las naciones más ricas y, en su lugar, impulsar soluciones reales que proporcionen energía accesible y asequible para millones. de personas que son pobres en energía.”

Greenpeace, uno de los organizadores del campamento climático en Túnez, expresó su enojo por las revelaciones de que Cop27 será patrocinado por la compañía Coca-Cola, un importante contaminador internacional.

El gobierno de Egipto anunció la semana pasada que la compañía de bebidas sería patrocinadora. En las auditorías realizadas por Breakfree from Plastic , Coca-Cola se identifica constantemente como el mayor contaminador de plástico del mundo. Más del 99% del plástico está hecho de combustibles fósiles.

Fuente: The Guardian


Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬