es Spanish

La niña que silenció al mundo durante cinco minutos

Cuando Severn Cullis-Suzuki entró en el escenario en la sesión plenaria de la Cumbre de la Tierra de Río en 1992, sabía que era su única oportunidad de hablar con quienes toman las decisiones más influyentes del mundo.

Con sólo doce años de edad en ese momento, ella aprovechó su oportunidad única en la vida para decirle a todo político, empresario y periodista en la ONU: “Eres lo que haces, no lo que dices … Yo reto a usted  a que sus acciones reflejen sus palabras”. Más de 21 millones de personas han visto el discurso en YouTube, donde se puede ver que acalla a toda la sesión plenaria. La joven voz de Severn dejó inequívocamente claro por qué todos debemos tomar medidas inmediatas para salvar el medio ambiente.

 

Veinte años han pasado y Severn tiene 32 años, es casada, madre de dos niños y una activista de la justicia ambiental. Ha recibido un premio del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, publicó un libro, estudió ecología y biología evolutiva en la Universidad de Yale, ha sido co-anfitrión de la serie de televisión para niños que salió al aire en Discovery Kids, y puso en marcha un grupo de reflexión basado en Internet llamado The Skyfish Project­­­ que era parte integral de la creación del “reconocimiento de responsabilidad” compromiso en la Cumbre Mundial sobre el Desarrollo Sostenible celebrada en Johannesburgo en agosto de 2002.

El 17 de junio de 2012, regresó a Río de Janeiro para asistir a la Conferencia Río +20 de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible. “Cuando grabé el discurso de Severn hace tres días en un evento organizado por WeCanada y más tarde la conocí en una breve entrevista, me dio mucho que pensar al ver que se había mantenido fiel a los mismos valores que expresa con tanta fuerza en 1992. A pesar de su educación científica ha hecho declaraciones más refinadas y su edad ha añadido experiencia y sabiduría, su creencia en el poder del amor intergeneracional sigue siendo el núcleo de su mensaje”, señalan desde el sitio Student Reporter.

Aquí su discurso en inglés durante la cumbre el Río+20 2012.

“Veinte años después vuelvo con el mismo argumento que hice como una niña en mi presencia en la cumbre. El imperativo moral más fuerte que tenemos es que actuar y cambiar son nuestros hijos. Es por nuestros hijos que vamos a traer de vuelta la conexión entre causa y efecto, entre las elecciones, la situación mundial, entre el privilegio y la responsabilidad. En la identificación de nuestro imperativo moral reside la esperanza y la esperanza es el amor, el amor por nuestros hijos “, dijo.

Traducción: El Ciudadano

Fuente: Student Reporter

Facebook Comments

4,250,750FansMe gusta
173,641SeguidoresSeguir
292,103SeguidoresSeguir
16,500SuscriptoresSuscribirte

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -

Más Leídos

- Advertisment -