(Video) Comunidades indígenas del Cenepa amenazadas por la minería ilegal

237

Una situación de vulnerabilidad están viviendo los indígenas awajún en la zona fronteriza entre Perú y Ecuador por la presencia de grupos mineros ilegales en la Cordillera del Cóndor quienes destruyen los bosques y las aguas de esta zona.

Así lo reportó el presidente de la comunidad Antiguo Kanam, Oscar Chigkun, quien envió una carta a Wilber Rosas, presidente de la Comisión de Pueblos indígenas, Andinos, Amazónicos y Afroperuanos (CPAAAE), dando a conocer los daños al ecosistema que ocasionan estos grupos de mineros, sin embargo, no han recibido ninguna respuesta del funcionario o de la institución.

“Queremos la libertad, la tranquilidad, la paz, por eso suplicamos que el Estado peruano intervenga y nos ayude a erradicar la minería ilegal de la Cordillera del Cóndor que nos conduce realmente a un inminente peligro de desaparición de nuestra cultura”, señaló Chigkun en su misiva publicada por el portal www.mocicc.org.

Previamente, la minera Afrodita solicitó varios predios en concesión para la extracción de oro, lo que derivó en un conflicto social y posteriormente, en el 2016, se desestimaron los pedidos, sin embargo, los awajún aseguran que la empresa no ha dejado de presionar a la población y asediar el lugar para retomar sus actividades.

Según registro del Ministerio de Energía y Minas (MEM) del Perú, citado por  mocicc.org. existen 33 mineros informales que  gestionan su proceso de formalización, pero en la región del Amazonas, no se han dado estos permisos hasta la fecha.

En la Cordillera del Cóndor hay más de 100 solicitudes de concesiones mineras pero el Ministerio del Ambiente ha señalado que esta es una región de gran biodiversidad y tiene una vulnerabilidad alta.

En esta zona hay especies endémicas y representativas de América del Sur, una de ellas es el oso andino u oso de anteojos, también habitan especies de colibríes, el tapir andino, el paujil. Esta zona es importante también porque captura carbono a gran escala.

Relacionado:  Reportan 20 periodistas muertos en Perú por coronavirus

El negocio invisible

La minería ilegal tiene presencia hace muchos años en la zona, las comunidades awajún aseguran que los minerales están saliendo por una carretera ilegal creada en la frontera y son comercializados en Ecuador. A pesar de que los grupos son perseguidos por la justicia peruana, la situación estaría ocasionando conflictos entre comunidades fronterizas y enfrentamientos.

La población nativa del distrito de El Cenepa, región Amazonas, en Perú, manifiesta que personas extrañas ingresaron a la comunidad de Aimtam y Kayamas y negociaron con algunos comuneros que tienen tierras en la ribera del río Cenepa.

Los nativos señalan que los apash (no indígenas) utilizan mercurio para seleccionar el oro y el resto lo arrojan al río Cenepa. Además, han empezado a deforestar las orillas de este afluente.

La presidenta de la Organización de Desarrollo de las Comunidades Fronterizas del Cenepa (Odecofroc), Augostina Mayán, informó que los mineros ilegales están pagando un porcentaje de lo que cuesta el gramo de oro: 10% para la familia dueña de la tierra que ocupan, 10% para la comunidad y 5% para el comunero que trabaja bajo las órdenes del minero ilegal.

El dirigente ambientalista, Chigkun asegura que la comunidad más afectada es Antiguo Kanam, que está ubicada en el sector de Alto Comainas, distrito del Cenepa debido a que el único sustento de la población en la zona son los recursos del bosque, que ahora se están viendo afectados por la minería y sus aguas contaminadas.

Agregó que los comuneros de Antiguo Kanam son víctimas de amenazas de muerte por treinta comuneros pro-mineros de la zona Shaim.

 

Continúa leyendo…

Invasión de mineros ilegales atenta contra poblaciones indígenas de El Cenepa

(Video+Fotos) Imágenes aéreas de los daños ocasionados por la minería a la Amazonía