En 2024, IMSS concluirá hospitales de San Alejandro, Amozoc y La Margarita

En lo que resta de 2022, se ejercerán 529 mdp para el arranque de obra, en 2023 se destinarán mil 318 mdp para equipamiento

El director general del Instituto Mexicano de Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo Aburto, informó que para 2024 estará concluida la reconstrucción del hospital San Alejandro y la expansión del nosocomio «La Margarita» en la capital de Puebla, así como la edificación de un nuevo recinto en Amozoc. 

Leer más: Dice IMSS que inició construcción en San Alejandro; no hay indicio de obra

En conferencia, acompañado por el gobernador Miguel Barbosa Huerta, Robledo Aburto dio a conocer los detalles de estos proyectos, con lo que buscan revertir el déficit hospitalario que dejó el cierre de San Alejandro, tras su cierre por el terremoto del 19 de septiembre del 2017 e incluso superar la capacidad de derechohabientes con 748 lugares. 

El Hospital General Regional 36, también conocido como San Alejandro, pasará de contar con 415 camas a 180 y comenzará su construcción «este mes», a cargo de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

El pasado 28 de noviembre, el IMSS firmó el último convenio de colaboración con las fuerzas armadas para iniciar labores, mientras que el proyecto técnico fue diseñado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). 

En lo que resta de 2022, se ejercerán 529 millones de pesos para el arranque de obra destinados a cimentación, estructura, obra civil e instalaciones, Mientras que en 2023 destinarán mil 318 millones a equipamiento y aproximadamente en junio del 2024 el hospital funcionará con personal médico. 

Inicia en 2023 hospital de Amozoc 

Por otra parte, Robledo Aburto informó que el hospital de Amozoc será el más grande del IMSS en la zona metropolitana de Puebla, al contar con 260 camas. 

La construcción comenzará entre julio y agosto de 2023 e incluye la habilitación de un módulo de medicina interna, dermatología, gastroenterología, endocrinología, geriatría, entre otras áreas. 

Con este nuevo nosocomio, el IMSS pretende resolver la demanda que dejó el cierre de San Alejandro, al incorporar cuatro niveles de urgencias, hospitalización para medicina interna, imagenología y hospitalización pediátrica.

Añaden 140 camas a La Margarita 

El Hospital General de Zona 30 de Puebla capital, también llamado La Margarita, tendrá una extensión de 149 camas con una inversión aproximada a mil 600 millones de pesos, adelantó Robledo Aburto. 

Indicó que el instituto de seguridad social adquirió el terreno aledaño al nosocomio para realizar una construcción de 21 mil metros cuadrados, que está pendiente de licitación. 

El director comentó que el recinto contará con área de neumología pediátrica, atención prenatal, clínica de displasias y distintos consultorios de neurología, nefrología, dermatología, reumatología y endocrinología pediátrica. 

La delegada del IMSS en Puebla, Aurora Treviño García, dio a conocer que La Margarita contaba antes del sismo de 2017 con 170 camas, pero ahora el personal tiende 410 que fueron acondicionadas ante el déficit hospitalario. 

Este mes, nuevo centro en Cuautlancingo 

Robledo Aburto adelantó que en diciembre de este año será inaugurado un Centro de Atención en el municipio de Cuautlancingo, que tendrá 90 camas y que tiene una construcción de 9 mil 582 metros cuadrados. 

El recinto médico tendrá consultorios de varias especialidades, cómo cirugía gineco-obstétrica, de medicina interna, al igual que consultorio de pediatría médica, laboratorio, área de imagenología, puesto de sangrado y un quirófano. 

Del total de camas, 17 camas serán para ginecología, siete a pediatría, 33 de cirugía general y 33 para medicina interna. 

Para oficinas, instalaciones del CIMA 

El director Robledo Aburto planteó ocupar el edificio del Centro Internacional de Medicina (CIMA), que adquirió el IMSS por 418 millones de pesos, para áreas administrativas, una subdelegación o una ventanilla, pues no pueden ocuparse como instalaciones médicas. 

En diciembre de 2017, la Federación planteó mudar San Alejandro a dicho inmueble ubicado en la Reserva Territorial Atlixcayotl, pero resultó que «no era utilizable», a pesar de que ya había concretado la compra. 

Robledo Aburto indicó que el uso del CIMA sigue en análisis, pues hay un procedimiento para la rescisión del contrato para la compra del inmueble.

Foto: Agencia Enfoque

Recuerda suscribirte a nuestro boletín

📲 https://t.me/ciudadanomx
📰 elciudadano.com


Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬