es Spanish

Frente a las sanciones y el bloqueo de EE.UU.

Irán cumplió su palabra y elevó el enriquecimiento de uranio para presionar a la UE

El viceministro de Exteriores de irán, Abbas Araghchi, recordó que Teherán ha dado tiempo suficiente a la diplomacia y considera que su reducción de compromisos no es una violación del pacto nuclerar. Además, dijo que EE.UU. podrá empezar las negociaciones cuando levante todas las sanciones contra la nación persa.

“Como habíamos anunciado, Irán va a incrementar su nivel de enriquecimiento de uranio a partir de hoy”, informó este domingo el viceministro de Exteriores iraní, Abbas Araghchi durante una conferencia de prensa en Teherán. 

De este modo, Irán cumplió su palabra. Sesenta días después de advertir que reduciría escalonadamente sus compromisos con el acuerdo nuclear de 2015, si la Unión Europea (UE) no aplicaba medidas para sortear las sanciones estadounidenses aplicadas contra Teherán, la nación persa aumentará el límite de uranio poco enriquecido (UH6).

No obstante, Araqchí indicó que las puertas de la diplomacia aún están abiertas, pero se requieren nuevas iniciativas. Además, lamentó que los europeos no cumplieran sus compromisos.

Recordó que Teherán ha dado tiempo suficiente a la diplomacia y considera que su reducción de compromisos no es una violación del Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC) suscrito en 2015 entre la nación persa y el entonces Grupo 5+1, conformado por Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania.

En función de su grado de pureza, el uranio enriquecido sirve tanto de combustible para una central eléctrica nuclear como para un arma atómica.

Por tal motivo, el pacto estipula que Teherán debe exportar sus excedentes de uranio y de agua pesada cuando estos sobrepasen los 300 kilos y las 130 toneladas, respectivamente, para impedir que pueda desarrollar una bomba atómica. Asimismo, estipula que  puede enriquecer uranio hasta el 3,67%, muy por debajo del 20% que alcanzaba antes del acuerdo.

El presidente iraní, Hasan Rohani, anunció a principios de mayo que su país iba a acelerar el enriquecimiento de uranio, dejar de exportar el excedente y, si en 60 días no se le ofrecía una solución al bloqueo comercial y financiero norteamericano, empezaría a enriquecer uranio por encima del 3,67 % que establece el acuerdo de 2015, tras considerar que no había motivo para respetarlo luego de que la administración de Donald Trump se retirara del acuerdo nuclear en 2018 y restaurara las sanciones económicas unilaterales contra la nación islámica.

Irán venía cumpliendo con el acuerdo nuclear de 2015, a pesar que EE.UU. se retiró del pacto en 2018. Foto: Web.

60 días más para encontrar soluciones

El viceministro Araqchí indicó que la reducción de los compromisos de Irán en el marco del pacto de 2015 continuará cada 60 días.

«La reducción de nuestros compromisos con el pacto es acorde con nuestro deseo de protegerlo, en vez de destruirlo. Este curso determina nuestra presencia dentro del pacto. Respetamos a quienes lo cumplen. Con 60 días más, damos tiempo para la diplomacia y para hallar soluciones«, afirmó, citado por el diario El Mundo.

Según Araqchí, Teherán ha dado tiempo suficiente a la diplomacia y considera que su reducción de compromisos no es una violación del pacto. Además, dijo que EE.UU. podrá empezar las negociaciones nucleares cuando se levanten todas las sanciones contra Teherán.

Destacó que para el gobierno persa el acuerdo de 2015 es un documento internacional creíble que reconoce Irán como poder nuclear y que requiere que todos los actores involucrados cumplan sus compromisos.

 «Llamamos a mantenerlo, pero nuestras demandas deben ser correspondidas (…) Si los países europeos fallan al cumplimiento de sus compromisos, nuestra tendencia continuará«.

Enriquecimiento de Uranio

Por su parte, el portavoz de la Agencia de la Energía Atómica de Irán, Behruz Kamalvandi, aunque no especificó a qué nuevo porcentaje se enriquecerá el uranio, informó que el proceso se iniciará inmediatamente.

 «En una primera fase produciremos combustible para centrales eléctricas, pero podemos seguir una tendencia ascendente». El reactor de Bushehr, destinado a la producción de electricidad, requiere un porcentaje del 5%; mientras que  una bomba nuclear requiere por encima del 90%.

De momento, Teherán no aumentará el número de centrifugadoras para el enriquecimiento de uranio, ya que esta medida no es técnicamente necesaria, pero este podría ser el próximo paso en el marco de la reducción de sus compromisos nucleares, reseñó el portal RT.

La tensión aumenta

El temor en el ámbito internacional es que ante la escalada de la tensión entre Irán y Washington Washington, desencadene una operación militar de la Casa Blanca. 

Este lunes, el ministro iraní de Asuntos Exteriores, Mohammad Javad Zarif, anunció que su país había superado el límite de reservas de uranio poco enriquecido establecido en el acuerdo nuclear.

En respuesta, el presidente estadounidense, Donald Trump, reiteró que Teherán «está jugando con fuego» y  que “Estados Unidos y sus aliados nunca permitirán que Irán desarrolle armas nucleares”.

Frente a la posición de Washington de alargar el conflicto, Europa  y China parecen estar más interesadas en el diálogo.

Este sábado se pudo conocer que el presidente francés , Emmanuel Macron mantuvo una conversación telefónica con su homólogo iraní, Hasan Rohani, en la que acordaron sentar las bases de un diálogo nuclear con Irán.

El viceministro de Exteriores iraní ha confirmó el acercamiento entre los dirigentes, y lo calificó de «bueno«. 

«Los países europeos, Rusia y China están tratando abiertamente de buscar una solución. No es una tarea fácil, debido a la política adoptada por EEUU de ‘máxima presión’. Pero hay voluntad», subrayó Araqchí.

Te interesa leer:

4,225,544FansMe gusta
151,832SeguidoresSeguir
288,688SeguidoresSeguir
16,462SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

- Advertisment -

Edición Impresa El Ciudadano

- Advertisment -