Rusia: Solicitudes de dosis de vacuna contra la COVID-19 llegan a 1.000 millones

En una reunión de los miembros del Gobierno emitida a través de la televisión estatal, Vladimir Putin dijo que la vacuna, desarrollada por el Instituto Gamaleya de Moscú, es segura, afirmando que ha sido administrada a una de sus hijas
Publicado en

Mundo / Rusia / Salud

0 0


Ante el anuncio de este martes del presidente Vladimir Putin, del registro de la primera vacuna rusa contra la COVID-19, el Fondo de Inversión Directa (RFPI) recibió solicitudes de más de 20 países para adquirir 1.000 millones de dosis, así lo informó el jefe del RFPI, Kiril Dmítriev.

Dmítriev indicó que la exportación de las dosis del nuevo fármaco ruso depende de la aprobación de la vacuna en distintos países, así como de las capacidades de la producción de la vacuna en distintos mercados.

Las autoridades esperan que la aprobación regulatoria permita que la economía afectada por la pandemia, vuelva a su plena capacidad.

En una reunión de los miembros del Gobierno emitida a través de la televisión estatal, Putin dijo que la vacuna, desarrollada por el Instituto Gamaleya de Moscú, es segura, afirmando que ha sido administrada a una de sus hijas.

“Sé que funciona bastante bien, genera una fuerte inmunidad, y repito, ha pasado todos los controles necesarios”, dijo Putin, quien destacó que espera que el país comience pronto a producir la vacuna en masa.

Su aprobación por el Ministerio de Salud anticipa el inicio este miércoles de un ensayo a escala más grande con miles de participantes, comúnmente conocido como ensayo de fase III. Este proceso normalmente constituye el precedente esencial para que otorgar a la vacuna la aprobación regulatoria.

La vacuna «pasó todos los ensayos de seguridad y eficacia necesarios» en varias especies animales, como roedores y primates, según destacó el Ministerio de Salud. La vacuna también fue probada en dos grupos de voluntarios, de 38 personas cada uno.


En la actualidad se están desarrollando más de 100 posibles vacunas en todo el mundo para intentar detener la pandemia de COVID-19. Al menos cuatro están en la fase final de los ensayos en humanos, según datos de la Organización Mundial de la Salud.

La vacuna rusa de dos vectores, basada en adenovirus humano, ha sido criticada por algunos especialistas de la comunidad internacional, al destacar que aún falta la prueba masiva para conocer su reacción.

Con información de Sputnik

Continúa leyendo

Comentarios