Las políticas homofóbicas en Rusia se recrudecen: Putin firmó ley que prohíbe la propaganda LGBTQ+

El proyecto de ley ha sido duramente criticada por asociaciones LGBTQ+ y organizaciones de defensa de los derechos humanos como Amnistía Internacional (AI), que ya señaló tras la primera lectura que la legislación aumentará la homofobia con el permiso del Estado ruso y que alcanzará un nivel completamente nuevo.

Vladimir Putin

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, firmó este lunes la ley que prohíbe la «propaganda de relaciones sexuales no tradicionales» en los medios de comunicación, internet, la publicidad, la literatura y el cine.

La información sobre la firma de la norma apareció en la base de datos de la Duma del Estado (Cámara baja de Rusia). Con anterioridad, la ley fue aprobada por la Duma del Estado y por el Consejo de la Federación de Rusia (Senado).

La nueva norma introduce multas de hasta 10 millones de rublos (unos 141 millones de pesos chilenos) por violar la legislación. Esta ley supone un importante endurecimiento de la legislación actual, pues amplía la prohibición de la «propaganda LGBTQ+» entre menores a los adultos e incluye llamamientos al cambio de sexo entre adolescentes.

Un proyecto que atenta contra los derechos sexuales

El proyecto de ley ha sido duramente criticada por asociaciones LGBTQ+ y organizaciones de defensa de los derechos humanos como Amnistía Internacional (AI), que ya señaló tras la primera lectura que la legislación aumentará la homofobia con el permiso del Estado ruso y que alcanzará un nivel completamente nuevo.

La legislación considera propaganda LGBTQ+ «la difusión de información o acciones públicas dirigidas a la formación de actitudes sexuales no tradicionales, su atractivo y de ideas distorsionadas de la equivalencia social de las relaciones sexuales tradicionales y no tradicionales».

Por otra parte, la ley introduce multas por la «propaganda» LGBTQ+ para los ciudadanos de hasta 100.000 rublos (1,4 millones de pesos), que ascenderán al doble si se trata de funcionarios. La misma «falta» incurrida por una persona jurídica acarreará una multa de un millón de rublos (14,1 millones de pesos).

Estas sanciones se multiplicarán por dos en caso de propaganda LGTBQ+ entre menores.

Los extranjeros y personas sin ciudadanía serán sancionados con el mismo monto que los rusos, con la particularidad de que en caso de agravantes, como es el uso de internet y medios de comunicación para hacer «propaganda» LGTBQ+, podrán ser expulsados del país.

La ley ha sido respaldada por el regulador de los medios de comunicación, Roskomnadzor, pues le otorga nuevos instrumentos para perseguir a quienes produzcan la denominada «propaganda LGBTQ+» en Rusia. Roskomnadzor ya ha eliminado o bloqueado más de 7.200 páginas web.

Mezclando peras y manzanas: También sanciona la propaganda que promueve la pedofilia

La legislación, por otra parte, contempla sanciones a la propaganda que promueva la pedofilia. Las mayores sanciones será impuestas a este tipo de propaganda. Para los ciudadanos las multas serán de hasta 400.000 rublos (5,7 millones de pesos) y se multiplican si los sancionados son funcionarios.

Para personas jurídicas la sanción económica asciende a hasta 10 millones de rublos (unos 141 millones de pesos chilenos). 

En determinados casos las personas jurídicas podrán ser castigadas hasta con 90 días de suspensión de actividades.


Síguenos y suscríbete a nuestras publicaciones

Comparte ✌️

Comenta 💬